Abril, con b de Ba­rça y de Ba­yern

AS (Andalucía) - - Sevilla-barcelona - JUAN JI­MÉ­NEZ ■

Abril y Se­vi­lla son ca­si la mis­ma co­sa, no en­con­tra­rán rin­cón y fe­cha me­jo­res pa­ra per­der­se. Ha­ce años, sin em­bar­go, que por Ner­vión abril es mu­cho más que pri­ma­ve­ra, Se­ma­na San­ta y Fe­ria. Es aro­ma de par­ti­dos gran­des em­pe­zan­do por el inol­vi­da­ble gol de Puer­ta que so­li­vian­tó aquel Jue­ves de 2006 en el Real. Lo de es­te año, sin em­bar­go, es in­su­pe­ra­ble. En el es­pa­cio de tres se­ma­nas, el Se­vi­lla va a ju­gar dos ve­ces con­tra el Ba­rça y dos con­tra el Ba­yern, dos su­per­pe­tro­le­ros del fút­bol. Un desafío his­tó­ri­co.

Ycó­mo es­tá el Se­vi­lla? Apa­ren­te­men­te, sano y fuer­te. Al­go apre­ta­do en Li­ga,

don­de ve por el re­tro­vi­sor con in­co­mo­di­dad al Be­tis

y tie­ne la zo­na Cham­pions im­po­si­ble, pe­ro con una fi­nal de Co­pa a la vis­ta y sus pri­me­ros cuar­tos de Co­pa de Eu­ro­pa en 60 años. Es­te es el me­nos im­por­tan­te de los cua­tro par­ti­dos, pe­ro Mon­te­lla

sa­be me­jor que na­die que la con­fian­za só­lo se co­ge ju­gan­do bien. Aquel 0-0 con­tra el Uni­ted fue más que un em­pa­te. Esa no­che el Se­vi­lla su­po que vol­vía a es­tar des­ti­na­do a gran­des ha­za­ñas. Y es­to no es to­do, aún hay más.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.