“Que la fi­nal se jue­gue en Ma­drid es una abe­rra­ción”

AS (Andalucía) - - Final De La Libertadores - ÁLEX DE LLANO

Pre­ce­den­te “An­tes ya ape­drea­ban el au­to­bús. El ju­ga­dor es­tá pre­pa­ra­do”

Fi­nal “El que pier­da su­fri­rá mu­cho y no va a te­ner re­van­cha”

Me­not­ti es una ins­ti­tu­ción del fút­bol ar­gen­tino. El ‘Fla­co’ di­ri­gió a Ri­ver y Bo­ca y se sien­te tris­te por es­ta si­tua­ción que ha des­arrai­ga­do una fi­nal his­tó­ri­ca en Su­da­mé­ri­ca. Me­not­ti

¿Có­mo ha vi­vi­do el epi­so­dio de la sus­pen­sión del Ri­ver–Bo­ca?

—El ata­que a un au­to­bús por cua­tro in­adap­ta­dos es al­go que ha pa­sa­do siem­pre. Pa­só en Es­pa­ña y en to­dos los lu­ga­res del mun­do. Lo más preo­cu­pan­te es que un clá­si­co de esa di­men­sión no se jue­gue en el lu­gar que es­ta­ba re­gla­men­ta­do. El fút­bol es así y han pre­fe­ri­do sos­te­ner­lo des­de el mun­do de los ne­go­cios.

—To­do es­to ha en­ra­re­ci­do el par­ti­do y prác­ti­ca­men­te no hay am­bien­te de fi­nal…

—Así es. Los 60.000 hin­chas de Ri­ver que es­pe­ra­ron mu­chas ho­ras al sol y no pu­die­ron ver el par­ti­do es­tán tris­tes. El Ber­na­béu es un es­ce­na­rio de lu­jo, pe­ro no per­te­ne­ce a es­ta cla­se de par­ti­dos. No es­toy na­da de acuer­do con es­ta de­ci­sión. No creo que la UEFA o la FIFA, si en una fi­nal de Cham­pions que se en­fren­ta­ran el Real Ma­drid y el Bar­ce­lo­na, los afi­cio­na­dos ti­ra­ran pie­dras lo tra­je­ran al Mo­nu­men­tal. Es una abe­rra­ción… Yo me sien­to muy mal por el fút­bol ar­gen­tino. He di­ri­gi­do a Ri­ver y Bo­ca y me ha to­ca­do su­frir mu­chí­si­mas ve­ces. Nos han ape­drea­do el au­to­bús… El ju­ga­dor ya es­tá pre­pa­ra­do pa­ra eso por­que sa­be que pue­de pa­sar. Pa­sa­ba y pa­sa­rá. —¿Ha echa­do de me­nos al­go du­ran­te to­do es­te epi­so­dio? —Me hu­bie­se gus­ta­do que se jun­ta­ran los ca­pi­ta­nes de los dos equi­pos, los en­tre­na­do­res y los pre­si­den­tes y que die­ran un men­sa­je de paz, que ase­gu­ra­ran que se pue­de ju­gar en el Mo­nu­men­tal y plan­tar­le ca­ra a la CON­ME­BOL. Al fi­nal un equi­po quie­re sa­car ven­ta­ja del otro y to­do es­to ha lle­va­do a que la fi­nal se jue­gue en el Ber­na­béu. —Bo­ca pi­de que le den el par­ti­do por ga­na­do.

—Yo no es­toy de acuer­do con es­ta mo­da­li­dad que han he­cho aho­ra de que los par­ti­dos se ga­nen en los des­pa­chos. —¿Us­ted ha vi­vi­do ca­sos pa­re­ci­dos? —Sí, to­tal­men­te. A mí me han ape­drea­do el au­to­bús del Bar­ce­lo­na cuan­do iba a ju­gar al cam­po del Es­pan­yol. Pe­ro una co­sa que me sor­pren­dió fue en Bil­bao. Cuan­do ocu­rrió to­do el epi­so­dio de Goi­koet­xea con Ma­ra­do­na y fui­mos a San Ma­més, yo en­tré a la can­cha y ha­bía si­len­cio… Nin­gún in­sul­to. Se lla­ma res­pe­to.

—En Es­pa­ña hay preo­cu­pa­ción por la lle­ga­da de los ba­rras. ¿Ha te­ni­do al­gún mal mo­men­to con ellos? —Yo tu­ve pro­ble­mas cuan­do di­ri­gía a Bo­ca. To­dos sa­be­mos que hay una di­fi­cul­tad. Pe­ro hay que re­cor­dar que no per­te­ne­cen al fút­bol, que no son úni­ca­men­te del fút­bol. Es­tán en el mun­do de la po­lí­ti­ca. No se me­re­cen es­tar en los cam­pos. —Ha­blan­do de fút­bol. ¿Có­mo ve la fi­nal del do­min­go?

—Son 90 mi­nu­tos en los que no va­le na­da de lo ha­bla­do. Los antecedentes no jue­gan. El azar tie­ne un pa­pel im­por­tan­te. Es un par­ti­do más pa­ra la emo­ción que pa­ra el dis­fru­te. El que pier­da va a su­frir mu­cho y no va a te­ner re­van­cha. —¿Qué opinión le me­re­cen Ga­llar­do y Gui­ller­mo? —Son dos muy bue­nos en­tre­na­do­res. Per­te­ne­cen a es­ta nue­va ca­ma­da de téc­ni­cos que se han ga­na­do el res­pe­to a ba­se de tra­ba­jo y de ga­nar tí­tu­los.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.