AS (Sevilla) : 2020-10-16

La Entrevista : 13 : 13

La Entrevista

la entrevista 13 REFLEXIONE­S DEL ÚNICO BALÓN DE ORO ESPAÑOL demuestra que el fútbol español continúa teniendo mucha calidad. Siempre hemos tenido grandes jugadores, desde que tengo uso de razón y tengo 85 años. En España hay pocos tuercebota­s. antes, es que luego trabajé más de 15 años con Massimo, el hijo del Angelo Moratti que me fichó como jugador. Estos señores compran el club no para que vuelva a ser grande, sino para hacer negocio. No les interesa otra cosa. Han cambiado el nombre hasta de la Ciudad Deportiva y ahora la llaman Suning y el nombre de Moratti casi ni se ve. Los que estaban ante de los chinos ya hicieron negocio y estos quieren lo mismo. No tienen cultura de fútbol, no conocen el fútbol, solo el dinero. muchos jugadores muy buenos que no llegan a lo más alto por su cabeza. —Sí eso sí, claro. Es mi Con Conte este año lo veo un poquito mejor. Lo mismo se puede hacer algo en el campeonato porque aunque estamos empezando la Juve no está tan fuerte como otros años, creo. El Madrid es mucho Madrid, de todas las maneras, aunque no marque muchos goles. chaval. Con 15 o 20 minutos no puede hacer nada. Hay que darle partidos. squadra. —Usted comenta los partidos del Barcelona para la SER y se ve todos los partidos de la Liga, es consciente de que se nos está escapando talento. —Intuyo que no le gusta mucho Conte… —Lo que no me gusta es que los entrenador­es mandan más que la leche. No paran de pedir. Se gastan cientos de millones de liras, perdón de euros unos pocos menos… Ja, ja, ja. Se creen que ganan ellos los campeonato­s. Y los que los ganan son los jugadores. Los que cambian los partidos no son los entrenador­es con los cambios son los buenos jugadores con sus acciones. Los futbolista­s son los que están abajo. —Y de Ansu Fati, ¿qué me dice? —Es lo que me queda, ver partidos. El campeonato español no he dejado de verlo desde que se puede ver en Italia. Lo que nos ocurre es que antes otras Ligas no iban a España a buscar a los grandes jugadores, buscaban otra cosa, pero no a los grandes. Y ahora con los árabes, los rusos, los chinos… pues los clubes españoles, ni el Madrid, ni el Barcelona, pueden pagar lo que ellos. Siempre he dicho que hay futbolista­s que solo piensan en el dinero. No entiendo que uno que ya gana 10 o 12 millones cambie de club porque en otro sitio le dan 14 o 15. ¿Qué va a cambiar su vida por dos o tres millones más? ¿Dónde van a ir que estén mejor que en el Real Madrid o el Barcelona, o en la Juventus o el Inter, que es otro ejemplo? Eso es lo que está sucediendo. Entiendo al futbolista que busca una mejora de club para aspirar a ganar títulos, pero no solo por dinero. —-Que tiene unas grandes condicione­s. Es frío, ve puerta fácil, tiene técnica, velocidad. Lo tiene todo, ahora solo falta que no se le vaya el coco. Posibilida­des tiene todas. —¿Dónde está el peligro del Inter? —Tienen que tener cuidado con los dos delanteros, Lukaku y Lautaro hacen goles con relativa facilidad, pero le falta un jugador de cierta jerarquía en el centro del campo que lleve el cotarrro. Uno bueno que mande de verdad porque juegue bien. Querían fichar a Kanté, el francés, que es un “corre-ve-ydile”. ¿Me entiende? Ganó un Mundial, pero haciendo de ‘corre-ve-y-dile”. No lo han fichado porque el Chelsea no ha querido. Aquí querían pagar una millonada. Para eso que ponga a Eriksen. El danés si es un buen jugador, aunque me parece que le falta un poco de carácter al —Y de Adama Traoré. —Ya no va a San Siro… —Tiene desborde y velocidad. Los ‘morenos’ siempre han tenido mucho músculo y llaman la atención, pero hay que saberlo utilizar. —Casi nada, entre que soy periodista para España y me coinciden los horarios y que no tengo ni un pase, ni yo ni todos los de mi época vamos mucho. Hombre si un día quiero ir, puedo llamar por teléfono y pedir una entrada. Supongo que me la darían. Ya sabría yo a quién llamar. Es otro Inter, no el ‘grande Inter’, como se conocía el nuestro —Usted también fue entrenador y hasta selecciona­dor. —Dentro de un par de semanas su Inter del alma se enfrenta al Real Madrid en la Champions. —Y pensaba lo mismo que ahora. Es como los que se pasan el partido gritando. Para qué gritarán si no te escuchan. Si acaso los que tienes en tu banda. Hombre, ahora se escucha más, claro. Pero hablo de la esencia. Lo que hay que tener es futbolista­s con personalid­ad. Conte se cree el jefe del club. Pide, pide, pide.. Y firman contratos de dos y tres años y llevan tres o cuatro ayudantes, el segundo, el físico, el de porteros, el que firma el acta… Después, si las cosas van mal, le tienes que echar y tienes que pagar 40 millones entre unas cosas y otras. Para eso lo que tienen que hacer es comprar los clubes y hacer entonces lo que les dé la gana. No para de quejarse y si no le traes lo que quiere dice que se va… Si con lo que hizo era casi para echarle a él. —Bueno, en este Inter de los chinos no conozco a nadie, salvo a los empleados que llevan muchos años. No sé si algunos se olvidan que no solo jugué nueve años en el Inter y gané dos Copas de Europa de las de —Pero se ve todos los partidos, no me engañe. Messi Mercado Inter —Tanto cambia todo que en la Selección ahora juegan más jugadores que están fuera de España que en la propia Liga. “¿Burofax? En mi época hubiéramos mandado una carta con un sello para decir que nos íbamos” “No entiendo que un jugador que gana 10 o 12 millones cambie de club para ganar 2 o 3 más” “El Madrid tiene que cuidarse de Lukaku y Lautaro, pero le falta uno que lleve el cotarro del juego” —Ya lo he visto. Es que ahora los españoles salen como moscas. Nosotros, Peiró, Del Sol, Santisteba­n, yo… fuimos los primeros. La globalizac­ión, dicen. Esta marcha masiva