Los re­yes de las pis­tas

Ni John Tra­vol­ta ni Pa­trick Sway­ze se desen­vol­vían tan bien en las pis­tas co­mo es­tos tres mo­de­los.dl mo­de­los. Des­ta­caD Des­ta­ca la l laa ca­pa­ci­daddd ca­pa­ci­dad apa­ci­da ' of­froad'ffd' of­froad' deldl del Wrangler,Wgler,l Wran gler, que es ees ded de pe­lí­cu­la

Auto Bild - - PRUEBAS - Hu­go Val­ver­de

NO SON PO­COS LOS AÑOS ÑOS

QUE JEEP lle­va fa­bri­can­doan­do SUV y todoterreno. Esa

ti­se ate­so­ra­da du­ran­te más de sie­te dé­ca­das le ha ve­ni­do de per­las en es­ta mo­da tan in­ten­sa por la que atra­vie­san los to­do­ca­mino. Apro­ve­chan­do ese cre­ci­mien­to, la fir­ma nor­te­ame­ri­ca­na ha re­no­va­do tres de sus pro­duc­tos es­tre­lla: Renegade, Cherokee y Wrangler, vehícu­los que he po­di­do pro­bar en la pro­vin­cia de Ge­ro­na.

El pe­que­ño de la fa­mi­lia, la gran ale­gría de la com­pa­ñía gra­ciass a su des­ta­ca­do vo­lu­men de ven­tass - ha con­se­gui­do el ré­cord para la mar­ca Jeep en Eu­ro­pa-, re­fres­ca su ima­gen con cam­bios su­ti­les pe­ro cer­te­ros. Ade­más, adop­ta el nue­vo 1.3 de cua­tro ci­lin­dros con 150 CV, que va aso­cia­do a un cam­bio au­to­má­ti­co de do­ble em­bra­gue, que en­vía la fuer­za al eje de­lan­te­ro. Su po­ten­cia y su par má­xi­mo, es­te úl­ti­mo de 270 Nm, son su­fi­cien­tes para mo­ver­lo con sol­tu­ra.

El her­mano me­diano sue­le ser el que siem­pre pa­sa des­aper­ci­bi­do. No es el ca­so del Cherokee, que con las mo­di­fi­ca­cio­nes re­ci­bi­das, tan­to en su di­se­ño ex­te­rior co­mo en el in­te­rior, aumenta en atrac­ti­vo. Se su­ma el nue­vo pro­pul­sor tur­bo ga­so­li­na 2.0 con una po­ten­cia que ron­da los 270 CV - lle­ga­rá a Eu­ro­pa en 2019-, el sis­te­ma Ucon­nec­tTM de cuar­ta ge­ne­ra­ción y los múl­ti­ples asis­ten­tes de se­gu­ri­dad que equi­pa de se­rie: fre­na­da de emer­gen­cia an­te co­ches y pea­to­nes, avi­so de sa­li­da de ca­rril, ve­lo­ci­dad de cru­ce­ro adap­ta­ti­va, con­trol del án­gu­lo muer­to, cá­ma­ra de vi­sión tra­se­ra y ocho air­bags.

Por su par­te, el ob­je­to de de­seo, el Wrangler, man­tie­ne la esen­cia y, por suer­te, el di­se­ño del clá­si­co. Los cam­bios res­pe­tan los tra­zos que lo han ca­rac­te­ri­za­do a lo lar­go de to­do es­te tiem­po, pe­ro son ca­pa­ces de ex­te­rio­ri­zar que se tra­ta de un vehí­cu-

lo to­tal­men­te nue­vo. Tam­bién ha me­jo­ra­do la ca­li­dad de los ma­te­ria­les del ha­bi­tácu­lo y he in­clu­ye nue­vos sis­te­mas tec­no­ló­gi­cos y de se­gu­ri­dad. Pe­ro por al­go es el mi­to, y lo es por su ex­ce­len­te ca­pa­ci­dad todoterreno. He po­di­do pro­bar la ver­sión Saha­ra, que no es pre­ci­sa­men­te la más ca­paz en te­rre­nos com­pli­ca­dos. Aún así y con neu­má­ti­cos de ca­rre­te­ra, na­da de ta­cos, ha po­di­do pa­sar obs­tácu­los de gran di­fi­cul­tad, co­mo agre­si­vos cru­ces de ejes, pie­dras de con­si­de­ra­bles di­men­sio­nes y pen­dien­tes res­ba­la­di­zas de gran in­cli­na­ción, tan­to de subida co­mo de ba­ja­da. Con ca­ja de trans­fe­ren­cia de dos ve­lo­ci­da­des y re­duc­to­ra, di­fe­ren­cial tra­se­ro de des­li­za­mien­to li­mi­ta­do y con­trol de des­cen­so, ca­si to­do es po­si­ble. ¡De ca­pri­cho! El Renegade tie­ne un pre­cio de par­ti­da de 24.200 eu­ros, el Cherokee, de 44.200 y el Wrangler, de 50.000. Tam­bién exis­te la po­si­bi­li­dad de ad­qui­rir uno de los tres pa­gan­do al mes 180, 290 o 390 eu­ros, res­pec­ti­va­men­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.