WRC: Rall­ye de Cór­ce­ga

UNO DE LOS RALL­YES MÁS COM­PLI­CA­DO EXI­GE PI­LO­TOS RECIOS, SE­GU­ROS Y RÁ­PI­DOS. ASÍ SE COM­POR­TÓ OGIER EN CÓR­CE­GA, DON­DE EN­TRE CUR­VA Y CUR­VA PU­DO GES­TIO­NAR SU VEN­TA­JA LO­GRA­DA AL CO­MIEN­ZO, DES­PUÉS QUE UN SOR­PREN­DEN­TE LOEB SE QUE­DA­RA FUE­RA DE CA­RRE­RA Y SUS RIVALE

Automovil - - SUMARIO - Tex­to: Juan Ig­na­cio Eguiara.

Ogier si­gue de­mos­tran­do su fuer­za.

N adie es­pe­ra­ba que tras cua­tro prue­bas del arran­que de tem­po­ra­da, Ogier es­tu­vie­se li­de­ran­do la clasificación co­mo lo es­tá ha­cien­do. Su Ford Fies­ta tie­ne aho­ra apo­yo ofi­cial y se no­ta, pe­ro si­gue es­tan­do en des­ven­ta­ja fren­te a los equi­po de fá­bri­ca co­mo Hyun­dai, To­yo­ta o Ci­troën. Sin em­bar­go el pi­lo­to fran­cés ha te­ni­do un arran­que de año es­pec­ta­cu­lar, ga­nan­do con­tra pro­nós­ti­co tres de los cua­tro rall­yes ini­cia­les. Pe­ro si ha ha­bi­do uno que ha sor­pren­di­do so­bre­ma­ne­ra ha si­do el de Cór­ce­ga, por­que pa­re­cía que lle­ga­ban más ple­tó­ri­cos los Hyun­dai i20, in­clu­so los To­yo­ta o los Ci­troën. A los pri­me­ros se les atra­gan­ta­ron las cur­vas de la is­la cor­sa y nin­guno de los tres pi­lo­tos del equi­po en­con­tra­ron el fee­ling con el co­che. So­lo Neu­vi­lle sal­vó los mue­bles y es­tu­vo en la po­ma­da del po­dium en to­do mo­men­to, aun­que nun­ca in­quie­tó el li­de­ra­to de Ogier.

El úni­co que es­tu­vo en dis­po­si­ción de dispu­tar­le el trono fue otro fran­cés, Loeb, que lle­ga­ba con su Ci­troën C3 des­pués de su bri­llan­te es­ta­do de for­ma en Mé­xi­co. Pe­ro des­gra­cia­da­men­te un error al co­mien­zo del rall­ye lle­va­ron al tras­te las as­pi­ra­cio­nes del nue­ve ve­ces cam­peón del mun­do.

Des­pués de la sa­li­da de pis­ta y que­dar­se atra­pa­do en un agu­je­ro por par­te de Loeb, Ogier so­lo tu­vo que ad­mi­nis­trar su ven­ta­ja en torno a los 40”. Por­que nin­guno de sus ri­va­les por de­trás, Neu­vi­lle al prin­ci­pio — en pe­lea con Mee­ke que se sa­lió a gran ve­lo­ci­dad por un error del co­pi­lo­to— y más tar­de con Ta­näk. El es­to­nio fue de me­nos a más y al fi­nal fue el que de­mos­tró te­ner

rit­mo pa­ra ga­nar si hu­bie­se co­men­za­do el rall­ye tan en­chu­fa­do co­mo ter­mi­nó. Al fi­nal fue se­gun­do. Sin du­da el To­yo­ta es un co­che ga­na­dor y Lap­pi tam­bién de­mos­tró gran­des co­sas, has­ta que se sa­lió a po­co del fi­nal cuan­do te­nía el po­dium al al­can­ce de la mano. Es­ta­ba a so­lo 10,3” de Neu­vi­lle, ha­bía ga­na­do dos tra­mos el sá­ba­do, pe­ro gol­peó con un bor­di­llo, pinchó y eso le hi­zo per­der 2´ y to­da op­ción de po­dium.

Hay que des­ta­car tam­bién la ac­tua­ción de Sor­do. No fue un rall­ye fá­cil pa­ra el es­pa­ñol, con un Hyun­dai que no es­ta­ba bien pues­to a pun­to co­mo de­mos­tró que Mik­kel­sen es­tu­vo fue­ra de jue­go to­do el rall­ye. Sin em­bar­go Sor­do no co­me­tió erro­res y lo­gró un me­ri­to­rio cuar­to pues­to que son mu­chos pun­tos pa­ra el equi­po.

Fo­tos: MPIB.

DA­NI SOR­DO HA CON­SE­GUI­DO UNOS VA­LIO­SOS PUN­TOS PA­RA EL EQUI­PO EN UN RALL­YE MUY COM­PLI­CA­DO DON­DE EL HYUN­DAI I20 NUN­CA ES­TU­VO BIEN PUES­TO A PUN­TO.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.