DOS FREN­TE A CUA­TRO

Autopista - - UNA SEMANA - SO­NIA RE­CIO sre­[email protected]

"To­dos so­mos pea­to­nes en al­gún mo­men­to de nues­tro día". Es­ta fra­se ha si­do uti­li­za­da una y mil ve­ces pa­ra con­cien­ciar a los au­to­mo­vi­lis­tas de la im­por­tan­cia de res­pe­tar a los vian­dan­tes pe­ro, ¿y a la in­ver­sa? Se­gún las es­ta­dís­ti­cas de la DGT, en 2016 13.501 pea­to­nes fue­ron víc­ti­mas de un ac­ci­den­te en en­torno ur­bano. De es­tos, 5.405 no co­me­tie­ron nin­gu­na in­frac­ción o, lo que es lo mis­mo, la ma­la con­duc­ta de 8.096 les lle­vó a pro­ta­go­ni­zar un si­nies­tro vial. Es­tos da­tos son pa­ra re­fle­xio­nar, aun­que po­co nos de­be­ría ex­tra­ñar por có­mo nos com­por­ta­mos cuan­do so­mos pea­to­nes. 1.137 per­so­nas no cru­za­ron por un pa­so de ce­bra y 306 no res­pe­ta­ron el se­má­fo­ro que da­ba pre­fe­ren­cia a los vehícu­los, por po­ner dos ejem­plos. El gru­po de edad que más in­frin­gió es­tas dos nor­mas, los ma­yo­res de 64 años.

Ra­ro es ver al­guien es­pe­ran­do a que el se­má­fo­ro cam­bie pa­ra po­der cru­zar, más ex­tra­ño aún es no en­con­trar vian­dan­tes sa­lien­do de en­tre los co­ches pa­ra atra­ve­sar la cal­za­da a tro­te li­ge­ro o ver a in­di­vi­duos pe­ga­dos a un te­lé­fono que ni mi­ran si vie­ne un co­che o si se les ha apa­re­ci­do la vir­gen san­tí­si­ma a dar­les la ben­di­ción. Con es­te es­ce­na­rio, lo pa­ra­nor­mal es que no ha­ya más atro­pe­llos. Aquí las co­sas se re­suel­ven con RES­PE­TO: yo con­duc­tor no ha­go lo que no de­bo -ima­gi­ne­mos un au­to­bús por la ace­ra pa­ra evi­tar el atas­coy yo pea­tón cru­zo cuan­do y por don­de de­bo -y no ca­mino por la cal­za­da re­co­gien­do mar­ga­ri­tas-. Ni más ni me­nos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.