SEAT IBIZA 1.6 TDI FR

Di­cen que los Die­sel es­tán en vías de ex­tin­ción, pe­ro re­sul­ta di­fí­cil re­cha­zar el con­jun­to TDI FR que Seat ha pre­pa­ra­do en su nue­vo Ibiza, un mo­de­lo con una di­ná­mi­ca y efi­cien­cia ex­tra­or­di­na­rias.

Autovía - - SUMARIO - LO­REN­ZO ALCOCER lal­co­cer@mpib.es FO­TOS IS­RAEL GARDYN AV

Pue­de re­sul­tar una ob­vie­dad de­cir que el úl­ti­mo Ibiza es el me­jor de la sa­ga, pe­ro de­cir­lo de es­ta nue­va ge­ne­ra­ción no so­lo res­pon­de a una ló­gi­ca evo­lu­ción del pro­duc­to. La iné­di­ta pla­ta­for­ma MQB A0 (una de­ri­va­ción acor­ta­da de la MQB de los mo­de­los com­pac­tos del gru­po Volks­wa­gen) so­bre la que se han desa­rro­lla­do los nue­vos VW Po­lo, Seat Ibiza y Aro­na, pa­re­ce ha­ber su­pues­to un pro­gre­so ex­po­nen­cial en el pro­duc­to, por el ex­qui­si­to avan­ce per­ci­bi­do en la pro­pia ca­li­dad de ro­da­du­ra y de fun­cio­na­mien­to (y tec­no­lo­gía dis­po­ni­ble) de to­dos los “utilitarios” arri­ba men­cio­na­dos.

Me­jor TDI

Si el nue­vo Ibiza ya de por sí es me­jor co­che, las ver­sio­nes Die­sel lo pa­re­cen más por el blo­que 1.6 TDI de 4 ci­lin­dros que sus­ti­tu­ye al an­te­rior 1.4 tri­ci­lín­dri­co. Es cier­to que el nue­vo 1.0 tri­ci­lín­dri­co TSI de ga­so­li­na sí tie­ne ca­bi­da en di­cha pla­ta­for­ma, pe­ro en ma­te­ria Die­sel el equi­li­brio de gi­ro y en con­se­cuen­cia las me­no­res vi­bra­cio­nes y me­jor acús­ti­ca na­tu­ral del 1.6 re­fi­nan mu­cho al nue­vo Ibiza TDI. Es un mo­tor agra­da­ble y muy sol­ven­te. Creo que los TDI del Gru­po Volks­wa­gen han per­di­do tem­pe­ra­men­to, que no em­pu­je y de he­cho es­te Ibiza fir­ma re­gis­tros de ace­le­ra­ción muy bue­nos, pa­ra sen­tir­lo un co­che rá­pi­do y muy buen ru­te­ro. El cam­bio in­flu­ye en es­ta apre­cia­ción. Su 6ª mue­ve mu­cho desa­rro­llo y en con­se­cuen­cia los sal­tos en­tre mar­chas son muy am­plios, por lo que es fá­cil lle­var al mo­tor a caer muy ba­jo de re­vo­lu­cio­nes. Así, en mar­chas lar­gas sien­tes que el 1.6 TDI tie­ne unas pri­me­ras vuel­tas no ple­tó­ri­cas, pe­ro al acer­car­se a las 1.500, ya te ase­gu­ra mu­cho em­pu­je cons­tan­te y arri­ba te lle­va a to­car las 4.500 rpm co­mo con­ta­das me­cá­ni­cas Die­sel se pres­tan a ha­cer­lo. Pe­ro ni mu­chí­si­mo me­nos es lo que te pi­de. Es un clásico TDi de enor­mes re­cur­sos a ba­jo y me­dio ré­gi­men pa­ra mo­ver­te en to­da si­tua­ción, si quie­res, a no más de 2.500 rpm. Y así sus con­su­mos pue­den ser de ré­cord. No re­sul­ta di­fí­cil mo­ver­se en torno a los 4 li­tros en ca­rre­te­ra y nun­ca se dis­pa­ran co­mo en los

mo­to­res de ga­so­li­na. Y a po­co que sean fa­vo­ra­bles tus tra­yec­tos, te en­cuen­tras con con­su­mos co­mo so­lo los más efi­cien­tes Die­sel son ca­pa­ces.

Cul­pa­ble o inocen­te

Pe­ro los re­cien­tes epi­so­dios de al­ta con­ta­mi­na­ción han “cri­mi­na­li­za­do” a los mo­to­res Die­sel, aun­que su eco­no­mía de con­su­mo si­ga sien­do inase­qui­ble pa­ra los mo­der­nos blo­ques de ga­so­li­na. Seat ha in­clui­do en el Ibiza un sis­te­ma de lim­pie­za de ga­ses con adi­ti­vo Ad­blue que le per­mi­te cum­plir con las res­tric­ti­vas nor­mas ac­tua­les, pe­ro tan­ta so­fis­ti­ca­ción tam­bién en­ca­re­ce el pro­duc­to y su man­te­ni­mien­to. Fren­te al mis­mo Ibiza ecoTSI 115 CV FR, el TDi cues­ta 2.290 eu­ros más y, aun con­su­mien­do me­nos, los con­su­mos del ga­so­li­na se ven ya de otra ma­ne­ra. En nues­tro tra­yec­to de ca­rre­te­ra he­mos ve­ri­fi­ca­do en el TDI 4,9 l/100 km, por 5,2 en el ecoTSI; y 5,4 y 6,2 l/100 km en ciu­dad, res­pec­ti­va­men­te, pa­ra unas pres­ta­cio­nes tam­bién muy si­mi­la­res, to­da vez que se han equi­pa­ra­do am­bos mo­to­res al mon­tar tur­bo.

Se­llo FR

Con es­te aca­ba­do, el Ibiza re­ba­ja (15 mm) y en­du­re­ce sus sus­pen­sio­nes y el re­sul­ta­do so­bre una pla­ta­for­ma muy ge­ne­ro­sa de ba­ta­lla y an­chos de vías re­sul­ta for­mi­da­ble. El FR pue­de mon­tar amor­ti­gua­do­res ac­ti­vos y mo­di­fi­car la res­pues­ta de la di­rec­ción, ace­le­ra­dor y la pro­pia sus­pen­sión en fun­ción a di­fe­ren­tes le­yes de ac­tua­ción (Eco, Nor­mal, Sport e In­di­vi­dual). En el mo­do más de­por­ti­vo la sen­sa­ción de es­ta­bi­li­dad es al­tí­si­ma e igual­men­te la bue­na ca­pa­ci­dad pa­ra gi­rar en cur­va te lle­va a sen­tir un co­che con un com­por­ta­mien­to fa­bu­lo­so. Por muy fuer­te que va­yas, siem­pre pa­re­ce que el FR va den­tro de sus lí­mi­tes. Hay mu­cha elec­tró­ni­ca par­ti­ci­pan­do en la di­ná­mi­ca an­tes y no des­pués, co­mo un au­to­blo­can­te elec­tró­ni­co muy efi­caz que te da mu­cha con­fian­za pa­ra pi­sar sin preo­cu­pa­ción el ace­le­ra­dor en cur­va. Así, el Ibiza FR no es un co­che de reac­cio­nes ex­tre­mas y den­tro de su agi­li­dad y aplo­ma­da pi­sa­da se sien­te muy equi­li­bra­do. Ade­más hay que ha­blar otra vez de la ca­li­dad de tac­to y de ro­da­du­ra del nue­vo Ibiza. Di­rec­ción, cam­bio, fre­nos, etc, to­do te trans­mi­te una cui­da­do­sa ca­li­bra­ción. El in­te­rior de es­te FR es­tá muy bien re­ma­ta­do, los asien­tos re­sul­tan muy bue­nos y el equi­pa­mien­to es muy mo­derno.

El 1.4 TDi an­te­rior ha da­do pa­so a un 1.6 de 4 ci­lin­dros que ha­ce me­jor pro­duc­to al nue­vo Ibiza

Es­tre­na el ser­vo­freno de emer­gen­cia con de­tec­ción de pea­to­nes y un pro­gra­ma­dor de ve­lo­ci­dad ac­ti­vo.

La res­pues­ta de la di­rec­ción, ace­le­ra­dor y la amor­ti­gua­ción se pue­de va­riar en fun­ción a di­fe­ren­tes le­yes de ac­tua­ción.

El mo­tor 1.6 TDI se pres­ta a ha­cer del Ibiza un co­che tan pres­ta­cio­nal, co­mo efi­cien­te. El cha­sis con amor­ti­gua­ción pi­lo­ta­da tam­bién te ofre­ce una do­ble ca­ra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.