Una apues­ta di­fe­ren­te

En­tre los SUV com­pac­tos no pa­ran de pre­sen­tar­se no­ve­da­des, y si nos apar­ta­mos de las clá­si­cas pro­pues­tas de fa­bri­can­tes ge­ne­ra­lis­tas en­con­tra­mos ori­gi­na­les op­cio­nes, tan­to en sus for­mas co­mo en su fon­do, co­mo las pre­sen­ta­das por es­te duo de ja­po­ne­ses.

Autovía - - COMPARATIVA - M.G.V. MGAR­[email protected]

Ha­cía más de un lus­tro que Mitsubishi no em­plea­ba el tér­mino Eclipse. De­no­mi­na­ción que acu­ñó en 1989 pa­ra un bo­ni­to coupé y aho­ra res­ca­ta pa­ra un SUV com­pac­to Ð de za­ga coupéÐ que se si­túa en­tre ASX y Outlan­der. Su rival res­pon­de a la se­gun­da generación XV, que es la ver­sión cros­so­ver del Im­pre­za, lo que mar­ca su ex­ce­len­te com­por­ta­mien­to en ca­rre­te­ra.

Por ta­ma­ño ape­nas les se­pa­ran 6 cm de lon­gi­tud, prác­ti­ca­men­te em­pa­tan en an­chu­ra mien­tras el Eclipse Cross su­pera al XV en al­tu­ra por 7 cm; fun­da­men­ta­les pa­ra que su des­cen­den­te za­ga no re­per­cu­ta ne­ga­ti­va­men­te en el es­pa­cio ha­cia arri­ba en las pla­zas traseras. Aun­que la per­cep­ción vi­sual pue­da ser di­fe­ren­te, me­tro en mano el XV ofre­ce más es­pa­cio en su ha­bi­tácu­lo, pe­ro no fle­xi­bi­li­dad, don­de el Eclipse Cross apor­ta so­lu­cio­nes de mo­no­vo­lu­men; con un asien­to tra­se­ro di­vi­si­ble en dos sec­cio­nes, ban­que­ta des­li­zan­te 20 cm y res­pal­dos re­cli­na­bles en 10 po­si­cio­nes. En cuan­to a sus ma­le­te­ros, el del Subaru, por vo­lu­men e irre­gu­la­res for­mas no con­ven­ce, mien­tras el del Mitsubishi, sin go­zar tam­po­co de una gran ca­pa­ci­dad, gra­cias a su ban­que­ta des­li­zan­te, apor­ta en­tre 395 y 570 li­tros, con una ban­de­ja com­par­ti­men­ta­da ba­jo su pi­so pa­ra al­ma­ce­nar ob­je­tos sin que se mue­van por el ma­le­te­ro. La po­si­ción de con­duc­ción que más nos gus­ta es la del XV, con las piernas más es­ti­ra­das y la ban­que­ta en un plano más ba­jo. Sus asien­tos son có­mo­dos, al igual que los de su rival, pe­ro con ma­yor po­der de su­je­ción. Atrás ofre­ce su­fi­cien­te es­pa­cio pa­ra dos adul­tos, si bien las ro­di­llas que­dan en un plano li­ge­ra­men­te más ele­va­do mien­tras la ban­que­ta de su rival po­see me­nor lon­gi­tud.

Ele­gir me­cá­ni­ca no es difícil, pues en am­bos só­lo en­con­tra­mos pro­pul­so­res de ga­so­li­na. El Eclipse Cross só­lo con un 1.5 tur­bo con 163 CV que per­mi­te escoger en­tre cam­bio ma­nual de 6 ve­lo­ci­da­des o au­to­má­ti­co de va­ria­dor con­ti­nuo. El XV per­mi­te ele­gir en­tre dos bó­xer at­mos­fé­ri­cos, un 1.6 de 115 CV y es­te 2.0 re­no­va­do con 156 CV en lu­gar de los 150 de su an­te­ce­sor, aco­pla­dos en ex­clu­si­va a un va­ria­dor con­ti­nuo.

El 1.5 tur­bo ofre­ce una res­pues­ta más con­tun­den­te, siem­pre so­lí­ci­to a cual­quier in­si­nua­ción so­bre el acelerador. El 2.0 bó­xer es más in­me­dia­to, pe­ro se sien­te pe­re­zo­so, con una res­pues­ta ex­ce­si­va­men­te pla­na a lo que con­tri­bu­ye la len­ti­tud de su cam­bio au­to­má­ti­co, por mu­cho que per­mi­ta re­crear sie­te mar­chas en modo ma­nual. En el del Eclipse Cross, en es­te ca­so con 8 mar­chas vir­tua­les, su sen­sa­ción de res­ba­la­mien­to es

me­nor y su res­pues­ta más ágil. Es­tas ca­jas se man­tie­nen co­mo la me­jor apues­ta por con­fort¼ pe­ro cuan­do se hun­de a fon­do el pe­dal des­con­cier­tan tan­to por su res­ba­la­mien­to co­mo por el au­men­to de rui­do. Las sen­sa­cio­nes que trans­mi­ten se co­rro­bo­ran con el cro­nó­me­tro. Así, aun­que el Eclipse Cross pe­sa 152 kg más ba­rre a su rival en pres­ta­cio­nes; en­do­sán­do­le en­tre 1 y 1,5 s en ace­le­ra­ción y 0,8 s en re­cu­pe­ra­ción. Di­ná­mi­ca­men­te las tor­nas se in­vier­ten. El XV no só­lo apor­ta ma­yor pre­ci­sión, tam­bién vi­ra más plano al aco­me­ter los vi­ra­jes. Su amor­ti­gua­ción apor­ta una gran ca­li­dad fren­te al ba­cheo y, aun­que se sien­te más fir­me, tam­bién cuen­ta con un al­to gra­do de con­fort. El Eclipse Cross es más có­mo­do, pe­ro se no­ta suel­to, so­bre to­do en fa­se de ex­ten­sión, lo que le res­ta pre­ci­sión.

La tracción to­tal, en ca­rre­te­ras con bue­na ad­he­ren­cia, con la sua­ve res­pues­ta de sus cam­bios y en el Subaru ade­más de su mo­tor, no tie­ne gran re­le­van­cia. Sí en cam­po, don­de el XV re­sul­ta más com­pe­ten­te de lo que su es­té­ti­ca su­gie­re; con 220 mm de al­tu­ra li­bre al sue­lo, bien apo­ya­do por su tracción to­tal per­ma­nen­te así co­mo por su elec­tró­ni­ca; con el X-Mode. El Eclipse Cross tam­bién se desen­vuel­ve con sol­tu­ra, aun­que con­di­cio­na­do por sus 195 mm de al­tu­ra li­bre, y con una tracción to­tal a tra­vés de un em­bra­gue mul­ti­dis­co con con­trol elec­tró­ni­co y tres pro­gra­mas.

El mo­tor 1.5 tur­bo de Mitsubishi ofre­ce me­jo­res pres­ta­cio­nes. El Subaru se im­po­ne por su ma­yor di­na­mis­mo

Tí­pi­ca po­si­ción SUV, con ban­que­ta en un plano ele­va­do y piernas fle­xio­na­das. Los asien­tos tra­se­ros no son gran­des, pe­ro sí có­mo­dos. El equi­po de se­rie de es­ta ver­sión to­pe de ga­ma es am­plio, con de­ta­lles co­mo HUD, avi­so ante cam­bio de ca­rril, con­trol de cru­ce­ro adap­ta­ti­vo, pan­ta­lla tác­til de 7"...

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.