GHOST SLAM R:

APA­REN­TE­MEN­TE LA NUE­VA GHOST SLAM R X HY­BRID PUE­DE PA­RE­CER UNA PEDELEC MÁS, SO­BRIA Y CLÁ­SI­CA, PE­RO ES JUS­TO TO­DO LO CON­TRA­RIO...

Bike - - SUMARIO -

NOS ATRE­VE­MOS A DE­CIR QUE DE ESO NA­DA. GHOST HA SA­BI­DO MEZ­CLAR LOS IN­GRE­DIEN­TES PA­RA NO SER UNO MÁS CON LAS NUE­VAS SLAM R HY­BRID X. Rue­das de diá­me­tros di­fe­ren­tes, fi­bra de car­bono en su trián­gu­lo prin­ci­pal, bie­las más cor­tas de lo ha­bi­tual, amor­ti­gua­dor de mue­lle... ar­gu­men­tos no les fal­tan pa­ra con­vo­car a gran par­te de la pren­sa in­ter­na­cio­nal y ro­dar du­ran­te dos días con su nue­va crea­ción sin pa­rar.

JUN­TOS, PE­RO NO RE­VUEL­TOS

La pre­sen­ta­ción se reali­zó en el Va­lle di Le­dro (Ita­lia), muy cer­ca del po­pu­lar La­go Di Gar­da y en las mis­mas fe­chas del co­no­ci­do Fes­ti­val que se ce­le­bra ca­da año en es­tas fe­chas. La idea de Ghost pa­sa­ba por sa­lir­se li­ge­ra­men­te de la ma­si­fi­ca­ción de Gar­da y po­der pre­sen­tar con más de­ta­lle, tiem­po y de­di­ca­ción, la bi­ci a la pren­sa y tam­bién a sus clien­tes prin­ci­pal­men­te de los mer­ca­dos ale­mán, aus­tria­co e ita­liano. Las dos jor­na­das de pre­sen­ta­ción nos sir­vie­ron pa­ra ro­dar en di­fe­ren­tes ti­pos de te­rreno bas­tan­te tiem­po y com­pro­bar las ca­rac­te­rís­ti­cas de es­ta pedelec que apues­ta por la rue­da de 27,5” en la par­te tra­se­ra y 29” en la par­te de­lan­te­ra. No son los pri­me­ros, to­do hay que de­cir­lo, pe­ro si han ro­dea­do a este con­cep­to de otras in­no­va­cio­nes que lo ha­cen atrac­ti­vo, di­fe­ren­te... y no tan clá­si­co co­mo a pri­me­ra vista pue­da pa­re­cer.

¿MUE­LLE? SÍ MUE­LLE

La in­clu­sión del amor­ti­gua­dor de mue­lle nos pa­re­ce un pun­to real­men­te des­ta­ca­ble. En Ghost nos con­ta­ron que en este ti­po de bi­cis con un ma­yor pe­so, el uso del mue­lle sim­pli­fi­ca y re­du­ce el man­te­ni­mien­to, apor­tan­do al mis­mo tiem­po una sua­vi­dad ex­tra que no se lo­gra con los amor­ti­gua­do­res de ai­re. Se ha ele­gi­do un Roc­kShox Su­per De­Lu­xe RCT, con po­si­bi­li­dad de blo­queo, pa­lan­ca a la que no le pres­ta­mos la más mí­ni­ma atención a lo lar­go de dos días y más de 75 Km de prue­ba. De he­cho, hi­ci­mos uso del blo­queo por “obli­ga­ción pro­fe­sio­nal” y ver que, efec­ti­va­men­te es­tá ahí y com­pro­bar su efec­to. Eso fue to­do, no lo

vol­vi­mos a to­car. La pri­me­ra sen­sa­ción al ver la bi­ci y sa­ber que es­ta­mos fren­te a una Trail de 140 mm es cues­tio­nar­te si el mue­lle es ne­ce­sa­rio, y des­pués de pro­bar­lo con­si­de­ra­mos que no so­lo no res­ta pres­ta­cio­nes, sino que es una apor­ta­ción en pedelec que su­pe­ran en to­dos los ca­sos los 20-22 ki­los (mí­ni­mo).

EL FAC­TOR "X"

En las dos versiones X, las dos su­pe­rio­res de las cin­co que com­po­nen la ga­ma, el apar­ta­do de sus­pen­sio­nes cuen­ta con otro de­ta­lle a te­ner en cuen­ta en la par­te de­lan­te­ra. La hor­qui­lla, Ly­rik RCT 3 en este to­pe de ga­ma y la Ya­ri en la in­fe­rior, dis­po­nen de Dual Po­si­tion, lo que nos per­mi­te va­riar el re­co­rri­do de la sus­pen­sión de­lan­te­ra en­tre 130 y 160 mm. Es­ta ca­rac­te­rís­ti­ca no es­tá dis­po­ni­ble en los tres mo­de­los res­tan­tes que cuen­tan con hor­qui­llas en to­dos los ca­sos de 140 mm (Roc­kShox Pi­ke RC De­bon Air, Roc­kShox Re­ve­la­tion RC De­bon Air y SR Sun­tour AION 35 RC-PCS). En subidas ca­si no ci­cla­bles, con sen­de­ros re­tor­ci­dos y con des­ni­vel que abun­dan en es­ta zo­na, he­mos po­di­do dis­fru­tar de la uti­li­dad geo­mé­tri­ca de po­der ba­jar la par­te de­lan­te­ra de la bi­ci pa­ra evi­tar flo­ta­bi­li­dad en la par­te de­lan­te­ra, aun­que la he­mos usa­do en ca­sos muy pun­tua­les, aun­que la in­men­sa par­te de los re­co­rri­dos, in­clu­yen­do ba­ja­das por le­chos de ríos se­cos los he­mos dis­fru­ta­do con la Ly­rik tra­ba­jan­do a pleno ren­di­mien­to sus 160 mm de re­co­rri­do. El pack de sus­pen­sio­nes nos ha

agra­da­do enor­me­men­te, y la sua­vi­dad de su bas­cu­lan­te, que tu­vi­mos la oca­sión de te­ner­lo en la mano en un cua­dro des­mon­ta­do, es­tá a la al­tu­ra de los me­jo­res.

La Ghost SL AMR X se si­túa co­mo una pedelec ti­po pa­ra una gran par­te de usua­rios. Es una bi­ci es­ta­ble con unos fre­nos po­ten­tes, un plus de es­ta­bi­li­dad en las versiones X con su hor­qui­lla de lar­go re­co­rri­do (a lo que hay que su­mar la rue­da de­lan­te­ra de 29”). Un de­ta­lle im­por­tan­te en fun­ción de la al­tu­ra es pro­bar dos ta­llas. En nues­tro ca­so, acos­tum­bra­dos a usar M en mul­ti­tud de mar­cas (1,76 m), con la SL AMR X usa­mos un día ta­lla M y el pos­te­rior una L, y lo cier­to es que nos en­con­tra­mos mu­cho más a gus­to so­bre la ver­sión L, y eso que el se­gun­do día hi­ci­mos un 99% de sen­de­ros téc­ni­cos, mu­cho más com­pli­ca­dos que el día an­te­rior, y no echa­mos en fal­ta las me­no­res di­men­sio­nes de la M. Al fi­nal, más que una bi­ci clá­si­ca, he­mos des­cu­bier­to nue­vas op­cio­nes a un eMTB que va a se­guir sor­pren­dién­do­nos los pró­xi­mos años.

SI EL DESA­RRO­LLO HA ES­TA­DO EN MA­NOS DE MA­XI, ¿QUÉ PUE­DE IR MAL?

A mon­to­nes. Mu­chas bi­cis y mu­chas fotos en un pa­ra­je es­pec­ta­cu­lar del nor­te de Ita­lia.

To­do nuevo, y es que no son ha­bi­tua­les las pre­sen­ta­cio­nes in­ter­na­cio­na­les de Ghost.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.