La re­vo­lu­ción con­su­mis­ta sé­nior

Los ma­yo­res de 65 años li­de­ra­rán el 39% del gas­to en 2030. Es­te seg­men­to gas­ta 172 eu­ros más al año en lle­nar la des­pen­sa que el res­to de ho­ga­res.

Cambio Financiero - - Opinión - NEUS SO­LER Pro­fe­so­ra del Gra­do de Már­ke­ting e In­ves­ti­ga­ción de Mer­ca­dos de la Uni­ver­si­tat Ober­ta de Ca­ta­lun­ya (UOC).

Los ma­yo­res de 65 años se con­ver­ti­rán en el pú­bli­co ob­je­ti­vo más im­por­tan­te pa­ra las gran­des mar­cas ge­ne­ra­lis­tas en las pró­xi­mas dé­ca­das. De he­cho, ya lo son. Sus ho­ga­res de­di­can 4.271 eu­ros al año a lle­nar la des­pen­sa, 172 eu­ros más que los ho­ga­res de me­no­res de 65 años, se­gún afir­ma un in­for­me de Kan­tar Me­dia. De acuer­do con las pre­dic­cio­nes, en 2030 po­drían ge­ne­rar 4 de ca­da 10 eu­ros del mer­ca­do. Es el seg­men­to que más cre­ce­rá de­mo­grá­fi­ca­men­te y ade­más tie­ne un po­der ad­qui­si­ti­vo ma­yor por­que sue­len ha­ber­se li­be­ra­do de car­gas co­mo la hi­po­te­ca o el man­te­ni­mien­to de los hi­jos. Se­gún un es­tu­dio de Ce­te­lem de 2016, el 68% es pro­pie­ta­rio de sus vi­vien­das y so­lo el 20% to­da­vía la es­tá pa­gan­do. Son un seg­men­to am­plio, con ma­yor es­pe­ran­za de vi­da e in­tere­san­te pa­ra las mar­cas, pues es­tán dis­pues­tos a pa­gar más por ellas.

El cre­ci­mien­to del mer­ca­do de­pen­de­rá, en una par­te im­por­tan­te, de es­tos ho­ga­res y, de he­cho, ac­tual­men­te ya es así, se­gún Juan Car­los Gáz­quez, pro­fe­sor de los Es­tu­dios de Eco­no­mía y Em­pre­sa de la UOC. En Es­pa­ña, es­te gru­po lle­ga ca­si a los nue­ve mi­llo­nes de per­so­nas, se­gún el Ins­ti­tu­to Na­cio­nal de Es­ta­dís­ti­ca. Gáz­quez ex­pli­ca que las pre­dic­cio­nes afir­man que la pi­rá­mi­de de­mo­grá­fi­ca se es­tá in­vir­tien­do, he­cho que con­tri­bui­rá a que las em­pre­sas vean a es­te pú­bli­co ob­je­ti­vo co­mo una opor­tu­ni­dad de oro.

La ces­ta de los sé­nior se com­po­ne de com­pras pe­que­ñas pe­ro fre­cuen­tes, con pro­duc­tos fres­cos y de mar­ca. Los pro­ble­mas mé­di­cos, más tiem­po li­bre y una ma­yor ren­ta cam­bian la ma­ne­ra de con­su­mir. Una de las ca­rac­te­rís­ti­cas prin­ci­pa­les de es­te gru­po es su preo­cu­pa­ción por la sa­lud. Es­tán más con­cien­cia­dos por cui­dar­se y por eso in­clu­yen una se­rie de pro­duc­tos “pres­cri­tos” pa­ra com­ple­men­tar su ali­men­ta­ción (com­ple­men­tos vi­ta­mí­ni­cos, lác­teos pa­ra man­te­ner la den­si­dad ósea, pro­duc­tos an­ti­co­les­te­rol, etc.). Se­gún Gáz­quez, al es­tar ju­bi­la­dos, dis­po­nen de tiem­po li­bre pa­ra in­cluir más ac­ti­vi­da­des en su ru­ti­na dia­ria y com­prar con más cal­ma. Sus ces­tas de la com­pra se ca­rac­te­ri­zan por ser pe­que­ñas pe­ro muy fre­cuen­tes, com­pran for­ma­tos y en­va­ses in­di­vi­dua­les o de me­nor ta­ma­ño y son me­nos pro­pen­sos a las pro­mo­cio­nes. Op­tan por más pro­duc­tos fres­cos y es­pe­cí­fi­cos, que son más ca­ros, y por mar­cas del fa­bri­can­te, que se en­tien­den co­mo de ma­yor ca­li­dad.

Pa­ra sus com­pras eli­gen tien­das de pro­xi­mi­dad es­pe­cia­li­za­das y su­per­mer­ca­dos. Quie­ren es­ta­ble­ci­mien­tos más có­mo­dos, con pa­si­llos más an­chos y con es­tan­te­rías de me­nor al­tu­ra pa­ra po­der al­can­zar có­mo­da­men­te los pro­duc­tos. El he­cho de no te­ner a los hi­jos en ca­sa les per­mi­te no te­ner que apli­car un con­trol tan rí­gi­do so­bre la eco­no­mía do­més­ti­ca y po­der des­ti­nar una par­te del di­ne­ro a la com­pra de pro­duc­tos de ca­li­dad

El es­tu­dio de­mues­tra que, aun­que mu­chos ma­yo­res de 65 años com­par­ten há­bi­tos y preo­cu­pa­cio­nes, no to­dos se ri­gen por los mis­mos pa­tro­nes.

Es­tán los que se co­no­cen co­mo “abue­los pa­ra to­do”, cu­ya prio­ri­dad prin­ci­pal es cui­dar de su fa­mi­lia, ya sea com­prán­do­les pro­duc­tos o co­ci­nán­do­les más can­ti­da­des. Es­ta ti­po­lo­gía re­pre­sen­ta el 37 % de los ho­ga­res de ma­yo­res de 65 años. Es­te pú­bli­co ob­je­ti­vo man­tie­ne cui­da­dos fa­mi­lia­res de ma­ne­ra pun­tual o es­truc­tu­ral y es­to su­po­ne un gas­to ex­tra en su ces­ta.

Los “tra­di­cio­na­les”, el 33 % de los ho­ga­res de los ma­yo­res de 65 años, si­guen un es­ti­lo de com­pra más aho­rra­dor. Se tra­ta de un seg­men­to que no tie­ne asi­mi­la­da la ten­den­cia de la co­mi­da rá­pi­da lle­ga­da de Nor­tea­mé­ri­ca y que man­tie­ne la co­ci­na tra­di­cio­nal, lo que im­pli­ca co­mi­da de más ca­li­dad y en con­se­cuen­cia más ca­ra. Es­te es un pú­bli­co ob­je­ti­vo muy sen­si­ble al pre­cio y es­tá dis­pues­to a pa­gar más, pe­ro so­lo si la ca­li­dad lo va­le.

Fi­nal­men­te, es­tán los fo­re­ver young, que re­pre­sen­tan el 30% de los ma­yo­res. Se ca­rac­te­ri­zan por ser im­pul­si­vos, es­tar muy ocu­pa­dos y co­nec­ta­dos y lle­var un es­ti­lo de vi­da muy si­mi­lar al de los ho­ga­res más jó­ve­nes. No pla­ni­fi­can su com­pra, aun­que ello les pue­da sa­lir más ca­ro, y des­ti­nan su di­ne­ro a otros ti­pos de ac­ti­vi­da­des re­la­cio­na­das con dis­fru­tar ac­ti­va­men­te de su ju­bi­la­ción, co­mo por ejem­plo a via­jar.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.