Vi­vien­da en la cos­ta

Las pa­re­des azu­les

Casa Viva - - Sumario Hall - PRO­YEC­TO: MA­RIO FER­NÁN­DEZ GON­ZÁ­LEZ.

Las di­fi­cul­ta­des ini­cia­les que plan­tea un te­rreno en pen­dien­te irre­gu­lar se con­vier­ten en ven­ta­jas cuan­do la ca­sa dis­tri­bu­ye los es­pa­cios de for­ma que dis­fru­ta de las vis­tas des­de to­dos los rin­co­nes co­mo si es­tu­vie­ra ro­dea­da de pa­re­des azu­les, y crea una cir­cu­la­ción có­mo­da y fun­cio­nal pa­ra to­do el año.

El pro­yec­to con­sis­tía en cons­truir una vi­vien­da uni­fa­mi­liar en la Cos­ta Bra­va so­bre una par­ce­la con una to­po­gra­fía muy abrup­ta y con una gran ma­sa bos­co­sa de pino au­tóc­tono y ma­to­rral. Asi­mis­mo, el so­lar te­nía una vis­ta pri­vi­le­gia­da ha­cia el mar Me­di­te­rrá­neo, ya que se en­cuen­tra lo­ca­li­za­do jus­to en­ci­ma de un acan­ti­la­do ro­co­so de vein­ti­cin­co me­tros de al­tu­ra.

El te­rreno en el que se si­túa la vi­vien­da tie­ne una to­po­gra­fía muy pro­nun­cia­da, pa­san­do de la co­ta 25 me­tros a la co­ta 40 me­tros en ape­nas 45 me­tros. Otro de los as­pec­tos im­por­tan­tes de la par­ce­la es que con­tie­ne una gran ma­sa bos­co­sa a ba­se de pino au­tóc­tono y ma­to­rral. El fron­tal de la par­ce­la mi­ra di­rec­ta­men­te a mar, con una lon­gi­tud de 107 me­tros, jus­ta­men­te en­ci­ma de un pe­que­ño acan­ti­la­do ro­co­so de unos vein­ti­cin­co me­tros de al­tu­ra, mien­tras que el lin­de con la ca­lle es de tan só­lo se­sen­ta me­tros y con una orien­ta­ción Su­rEs­te, Sur, Sur-Oes­te. La vi­vien­da se si­túa en el la­te­ral de­re­cho de la par­ce­la de­jan­do es­pa­cio su­fi­cien­te pa­ra las otras dos vi­vien­das que mi­ran di­rec­ta­men­te a mar y con las cua­les com­par­te la pro­pie­dad.

La pis­ci­na, ubi­ca­da a la al­tu­ra del ac­ce­so de la ca­sa, ocu­pa una te­rra­za orien­ta­da al mar con el que se con­fun­de crean­do un efec­to de con­ti­nui­dad muy be­llo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.