Knauf / Hos­pi­tal de Su­ba­gu­dos (Éi­bar, Gui­púz­coa)

CIC Arquitectura y Construcción - - Contenidos -

Ha­ce tan so­lo unas se­ma­nas, ha abier­to sus puer­tas el nue­vo Hos­pi­tal de Su­ba­gu­dos de Éi­bar. Es una obra lar­ga­men­te es­pe­ra­da que ya da ser­vi­cio a 189.000 ve­ci­nos de 26 mu­ni­ci­pios de Gui­púz­coa y Viz­ca­ya, y que cuen­ta con una su­per­fi­cie to­tal cons­trui­da de al­re­de­dor de 20.000 m2. Pa­ra la cons­truc­ción de su im­po­nen­te fa­cha­da, el equi­po de ar­qui­tec­tos res­pon­sa­bles del pro­yec­to eli­gie­ron Knauf Aqua­pa­nel por su ren­ta­bi­li­dad, por su di­se­ño y por la sos­te­ni­bi­li­dad que se con­si­gue al tra­ba­jar con sis­te­mas en se­co.

El nue­vo hos­pi­tal dis­po­ne de 72 ca­mas y, ade­más de aten­der a en­fer­mos cró­ni­cos, el cen­tro cuen­ta con una uni­dad de cui­da­dos pa­lia­ti­vos, un ser­vi­cio de reha­bi­li­ta­ción y un área de con­sul­tas ex­ter­nas con di­fe­ren­tes es­pe­cia­li­da­des.

El nue­vo edi­fi­cio se ha pro­yec­ta­do co­mo un vo­lu­men lim­pio, com­pac­to, con una ti­po­lo- gía ba­sa­da en un edi­fi­cio con am­plios pa­tios de lu­ces en su in­te­rior. El pro­yec­to se ha desa­rro­lla­do con el ob­je­ti­vo de rea­li­zar una cons­truc­ción de re­fe­ren­cia, cla­ra, que fo­ca­li­ce el es­pa­cio va­cío y que sea ca­paz de man­te­ner su ca­rác­ter, a la vez que pue­da “res­pi­rar” fren­te a las edi­fi­ca­cio­nes exis­ten­tes en la zo­na. Su im­po­nen­te fa­cha­da ha si­do cons­trui­da con el Sis­te­ma Knauf Aqua­pa­nel WM 411C, for­ma­do por dos pla­cas Knauf Aqua­pa­nel Out­door de 12,5 mm de es­pe­sor, ator­ni­lla­das a una es­truc­tu­ra me­tá­li­ca de ace­ro gal­va­ni­za­do.

La pla­ca Knauf Stan­dard tam­bién ha te­ni­do un es­pe­cial pro­ta­go­nis­mo en es­ta obra. En­tre

las dos lí­neas de per­fi­les se ha ator­ni­lla­do una pla­ca Knauf Stan­dard de 12,5 mm y otra de 15 mm a la es­truc­tu­ra pa­ra­le­la de ca­na­les de 70/30/0,55 y mon­tan­tes de 70/38/0,6 mm con mo­du­la­ción a 400 mm en dis­po­si­ción sim­ple.

Ade­más, se de­ci­dió rea­li­zar un se­gun­do tras­do­sa­do con es­truc­tu­ra pa­ra­le­la de ca­na­les 48/30/0,55 y mon­tan­tes 48/36/0,55 con do­ble pla­ca Knauf Stan­dard de 15 mm ca­da una, pa­ra po­der pa­sar en su in­te­rior las ins­ta­la­cio­nes y afec­tar lo me­nos po­si­ble a las pres­ta­cio­nes acús­ti­cas y tér­mi­cas del sis­te­ma com­ple­to.

El sis­te­ma de fa­cha­da se com­ple­ta con pas­ta de jun­tas, cin­ta, tor­ni­llos, fi­ja­cio­nes y dos la­nas mi­ne­ra­les en su in­te­rior de 90 mm y 80 mm con un coe­fi­cien­te de trans­mi­sión tér­mi­ca

≤0,036 W/M.K, y una per­mea­bi­li­dad al pa­so del ai­re ≥5 Kp/s.m2.

Dos es­tu­dios de ar­qui­tec­tos y una elec­ción

Ja­vier Bar­cos es uno de las dos mi­ta­des de BYE ar­qui­tec­tos. Jun­to a su so­cio, Ma­nuel En­rí­quez, se alia­ron con el es­tu­dio Br­ya­xis ar­qui­tec­tos (Jo­sé Ma­ría Errea Ar­gaiz y Ja­vier Ofi­cial­de­gui Ama­triain) pa­ra pre­sen­tar su pro­yec­to al con­cur­so pú­bli­co de la Osa­ki­det­za, el Ser­vi­cio Vas­co de Sa­lud. Fue­ron los ele­gi­dos.

A pun­to de fi­na­li­zar las obras de es­te nue­vo equi­pa­mien­to sa­ni­ta­rio, Bar­cos se mos­tra­ba muy sa­tis­fe­cho con los resultados ob­te­ni­dos. Des­de un prin­ci­pio tu­vie­ron cla­ra la elec­ción de Knauf pa­ra la cons­truc­ción de la fa­cha­da: “Lle­va­mos mu­chos años pres­cri­bien­do es­ta mar­ca y la ex­pe­rien­cia siempre ha si­do muy sa­tis­fac­to­ria. To­do el equi­po te­nía mu­cho in­te­rés en la elec­ción de Knauf Aqua­pa­nel pa­ra la fa­cha­da”. El equi­po de ar­qui­tec­tos op­tó por es­te sis­te­ma de fa­cha­da li­ge­ra “por su ren­ta­bi­li­dad, ya que su co­lo­ca­ción es más rá­pi­da que con un sis­te­ma tra­di­cio­nal; por su di­se­ño, al per­mi­tir op­cio­nes que con otros ma­te­ria­les no se lo­gra­rían, y por la sos­te­ni­bi­li­dad que se con­si­gue al tra­ba­jar con sis­te­mas en se­co”, ase­gu­ra Bar­cos.

En la pro­pia des­crip­ción del pro­yec­to se de­ta­llan cla­ra­men­te los ob­je­ti­vos que que­rían con­se­guir: “Las fa­cha­das se pro­yec­tan ba­jo la pre­mi­sa ge­ne­ral del “no man­te­ni­mien­to”. El pro­yec­to se ha desa­rro­lla­do ac­tuan­do de ma­ne­ra es­pe­cial so­bre los ele­men­tos que for­man la envolvente del edi­fi­cio, su piel en con­tac­to con el me­dio, que po­si­bi­li­ten un buen com­por­ta­mien­to pa­si­vo tan­to en las épo­cas in­fra­ca­len­ta­das co­mo en las so­bre­ca­len­ta­das. Se ha he­cho es­pe­cial hin­ca­pié en la apli­ca­ción de me­di­das bá­si­cas, fun­da­men­tal­men­te de pro­tec­ción, pa­ra mi­ni­mi­zar las ne­ce­si­da­des de re­fri­ge­ra­ción, con lo que se po­drá lle­gar al ren­di­mien­to ener­gé­ti­co óp­ti­mo del mis­mo”.

Y es que la sos­te­ni­bi­li­dad de to­do el edi­fi­cio ha si­do uno de los ob­je­ti­vos prio­ri­ta­rios del equi­po de ar­qui­tec­tos, que te­nía cla­ro que el nue­vo Hos­pi­tal de Su­ba­gu­dos de Éi­bar de­bía do­tar­se de me­di­das de efi­cien­cia ener­gé­ti­ca. Ja­vier Bar­cos ase­gu­ra al res­pec­to que “pu­si­mos el acen­to en al­gu­nos as­pec­tos pa­si­vos, co­mo el ais­la­mien­to y la pro­tec­ción de hue­cos pa­ra evi­tar pér­di­das, y tam­bién en otros sis­te­mas ac­ti­vos eli­gien­do en to­do mo­men­to sis­te­mas efi­cien­tes pa­ra la re­cu­pe­ra­ción de ca­lor, apa­ra­tos de cli­ma­ti­za­ción, etc.”.

Ex­ce­len­te alia­do

En es­te sen­ti­do, Knauf Aqua­pa­nel ha si­do “un ex­ce­len­te alia­do ya que es un sis­te­ma ca­paz de con­se­guir una al­ta efi­cien­cia des­de el pun­to de vis­ta ener­gé­ti­co”, se­gún ex­pli­can fuen­tes de la fir­ma. Una fa­cha­da rea­li­za­da con es­tas pla­cas de ce­men­to li­ge­ro al­can­za, de me­dia, va­lo­res U de trans­mi­tan­cia tér­mi­ca un 25% más ba­jos que las cons­trui­das con mé­to­dos tra­di­cio­na­les. En cuan­to al aho­rro eco­nó­mi­co, ca­be des­ta­car que su sis­te­ma de ins­ta­la­ción per­mi­te re­du­cir has­ta en un 27% el tiem­po em­plea­do en la eje­cu­ción de la obra, lo que su­po­ne me­nos gas­tos au­xi­lia­res al fi­na­li­zar. Pe­ro ade­más de su al­ta efi­cien­cia, hay que te­ner en cuen­ta otras ven­ta­jas que dis­fru­ta­rán los pa­cien­tes y vi­si­tan­tes del nue­vo Hos­pi­tal de Su­ba­gu­dos. La fa­cha­da cons­trui­da con Aqua­pa­nel tie­ne una gran du­ra­bi­li­dad, es re­sis­ten­te a la hu­me­dad y a con­di­cio­nes cli­má­ti­cas ad­ver­sas co­mo la llu­via y el frío, muy ha­bi­tua­les en una lo­ca­li­dad co­mo Éi­bar.

Antonio Mes­cua, country ma­na­ger de Aqua­pa­nel pa­ra Es­pa­ña y Por­tu­gal, re­sal­ta que “la pla­ca Aqua­pa­nel es un pro­duc­to to­tal­men­te re­sis­ten­te a la hu­me­dad y a la in­tem­pe­rie. No se de­te­rio­ra ni se de­for­ma en con­tac­to per­ma­nen­te con el agua y ade­más no crea moho. A su vez es una pla­ca fuer­te y ro­bus­ta y per­mi­te al­can­zar ra­dios de cur­va­tu­ra de has­ta un me­tro. Por úl­ti­mo, es tam­bién muy sen­ci­lla de ma­ne­jar, cor­tar e ins­ta­lar, por lo que la ha­ce ser la me­jor op­ción tan­to en sis­te­mas de fa­cha­da, te­chos en zo­nas de se­mi-in­tem­pe­rie o sis­te­mas de in­te­rior, en zo­nas de al­ta hu­me­dad o en am­bien­tes agre­si­vos”.

Hay otros dos úl­ti­mos fac­to­res que ha­cen que Aqua­pa­nel ha­ya si­do la elec­ción ideal pa­ra un hos­pi­tal: su ca­pa­ci­dad de ais­la­mien­to acús­ti­co y su re­sis­ten­cia al fue­go, al ser una pla­ca ig­ní­fu­ga.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.