Juan Fer­nan­do Ca­lle

Ciclismo a Fondo - - SOBRE RUEDAS - Tex­to Mi­guel Án­gel Chi­co Fo­to Photo Go­mez Sport

El co­lom­biano del equi­po Ca­ja Ru­ra­lSe­gu­ros RGA, que lla­mó la aten­ción co­mo ama­teur por su ca­li­dad co­mo es­ca­la­dor, aca­ba de de­bu­tar en­tre los pro­fe­sio­na­les ha­cien­do ga­la de un no­ta­ble des­par­pa­jo.

¿Juan, Fer­nan­do o Juan Fer­nan­do? Cuan­do era muy pe­que­ño dos o tres ami­gos me apo­da­ron Na­na, pe­ro ha­ce mu­cho que to­do el mun­do me lla­ma Juan.

¿Có­mo ha si­do tu pri­me­ra ex­pe­rien­cia en el pe­lo­tón pro­fe­sio­nal en Ma­llor­ca? Muy bue­na. Es­pe­ra­ba el mo­men­to con ex­pec­ta­ción por­que me ha­bían con­ta­do que por el llano vo­la­ban y te po­días cor­tar en las ro­ton­das, pe­ro lo­gré lle­gar con el gru­po. Al día si­guien­te en­tré en la fu­ga y subí al po­dio tras ganar la mon­ta­ña. No me lo es­pe­ra­ba.

¿Có­mo lle­gas­te a Es­pa­ña pa­ra com­pe­tir en el fi­lial del Ca­ja Ru­ra­lSe­gu­ros RGA? Vi­ne an­tes, de ju­ve­nil de se­gun­do año, a un equi­po ma­dri­le­ño de Na­val­car­ne­ro, el Pla­ta­for­ma Cen­tral Ibe­rum que lle­va­ba Do­min­go Ba­ñe­ros. El con­tac­to sur­gió al aca­bar la Vuel­ta al Por­ve­nir en Co­lom­bia. Se me acer­có una per­so­na que co­no­cía a Do­min­go y le lla­ma­mos. Pre­gun­ta­mos a Mat­xin, per­so­na muy cer­ca­na a mi país, y me vi­ne aquí a ex­pe­ri­men­tar.

Tres pa­la­bras pa­ra de­fi­nir­te co­mo per­so­na y otras tres co­mo ci­clis­ta. Agra­de­ci­do, res­pe­tuo­so y tran­qui­lo; co­mo ci­clis­ta pien­so que soy buen com­pa­ñe­ro, es­ca­la­dor y va­lien­te.

¿Có­mo era tu vi­da en Sal­gar, An­tio­quia, cuan­do eras pe­que­ño? Es una ciu­dad a 85 km de Me­de­llín. Me li­mi­ta­ba a es­tu­diar, es­tar en ca­sa con mis pa­dres, mon­tar un po­co en bi­ci por las tar­des y de no­che ju­ga­ba al ba­lón o me que­da­ba ha­blan­do con los com­pa­ñe­ros. Cuan­do apos­té por dar pre­fe­ren­cia a la bi­ci pa­sé a es­tu­diar por las no­ches.

¿Por qué los co­lom­bia­nos te­néis tal ape­go a vues­tro país? Por có­mo se vi­ve. So­mos un po­co más ale­gres, los ba­rrios no se ven tan so­li­ta­rios; hay más bu­lla, más vi­da en co­mu­ni­dad. Tam­bién pe­sa mu­cho la fa­mi­lia, por su­pues­to. Y a la ho­ra de en­tre­nar con­ta­mos con la ven­ta­ja de la al­tu­ra y se res­pe­ta más al ci­clis­ta en las ca­rre­te­ras.

La Subida a Gor­la la han ga­na­do ilus­tres co­mo Sas­tre, Pu­ri­to Ro­drí­guez, Con­ta­dor, Ama­dor, Lan­da,

Je­sús He­rra­da o Frai­le. ¿Qué te di­ce eso? Cuan­do era ju­ve­nil es­cu­cha­ba to­dos los que ha­bían ven­ci­do allí y ga­nar­la era un ob­je­ti­vo. Por eso con­se­guir­lo el año pa­sa­do fue una gran ale­gría.

¿Qué te gus­ta ha­cer en tu tiem­po li­bre? Sue­lo es­cu­char mú­si­ca, des­can­sar y ju­gar a la Play, en con­cre­to al GTA; es el que es­co­jo siem­pre.

Tie­nes vein­te años. ¿Dón­de te gus­ta­ría es­tar den­tro de cin­co? En un equi­po World Tour. Si ha­go las co­sas bien se pue­de con­se­guir. Y ca­rre­ras, ade­más del Tour me atrae el Gi­ro de Ita­lia, una prue­ba bo­ni­ta y du­ra.

¿Có­mo es la vi­da en el pi­so de Pamplona que com­par­tes con cua­tro com­pa­ñe­ros del Ca­ja Ru­ral-Se­gu­ros RGA: Au­lar, Cepeda, Jho­jan Gar­cía y Oso­rio? Lle­va­mos po­co tiem­po jun­tos, aun­que no es fá­cil con­vi­vir com­par­tien­do la co­ci­na y de­más. Ya es­toy acos­tum­bra­do des­pués de dos años aquí y nos ire­mos aco­plan­do con el res­to.

¿El ele­va­dí­si­mo ni­vel de los ci­clis­tas co­lom­bia­nos en la ac­tua­li­dad es po­si­ti­vo o ne­ga­ti­vo pa­ra un co­rre­dor que es­tá des­pun­tan­do? Es muy bueno. Mi país es­tá dan­do ex­ce­len­tes co­rre­do­res tan­to ha­ce 10 años, co­mo ha­ce 5 o aho­ri­ta con Egan (Ber­nal). Pa­ra los la­ti­nos es más sen­ci­llo ve­nir a Eu­ro­pa por­que hay mu­chos equi­pos per­si­guien­do ta­len­to que mi­ran a Co­lom­bia.

¿Tie­nes al­gu­na ma­nía? Só­lo con la bi­ci. Es­toy muy pen­dien­te de las ma­ne­tas, de los fre­nos en ge­ne­ral. Me gus­ta que fre­nen por igual y que no es­tén ni muy ten­sa­das ni muy des­ten­sa­das. Pa­ra no mo­les­tar a los me­cá­ni­cos, lo ha­go yo di­rec­ta­men­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.