“No es só­lo el mo­men­to de la tec­no­lo­gía, sino del hu­ma­nis­mo”

Cinco Días - Executive Excellence - - OPINIÓN DE EXPERTOS -

Los lí­mi­tes a la tec­no­lo­gía tie­nen que ser los va­lo­res que nos im­pon­ga­mos co­mo per­so­nas

Ba­jo el tí­tu­lo “Dis­rup­ción Ex­po­nen­cial”,

com­par­tió con los di­rec­ti­vos el desafío de trans­for­ma­ción de Te­le­fó­ni­ca, una com­pa­ñía con 94 años de his­to­ria mar­ca­da por los cam­bios.

Tras ser pre­sen­ta­do por Car­lo­ta Pi, co­fun­da­do­ra y pre­si­den­ta eje­cu­ti­va de Ho­la­luz, quien des­ta­có de Ál­va­re­zPa­lle­te su es­pí­ri­tu in­no­va­dor, su edu­ca­ción y ca­pa­ci­dad de apren­di­za­je y, muy es­pe-cial­men­te, su ale­gría y ac­ti­tud po­si­ti­va, to­mó la pa­la­bra el

UNA GE­NE­RA­CIÓN AFOR­TU­NA­DA

Es­ta­mos vi­vien­do tiem­pos ex­po­nen­cia­les; sin em­bar­go, las per­so­nas no es­ta­mos pro­gra­ma­das pa­ra pen­sar ex­po­nen­cial­men­te, sino que ten­de­mos a ha­cer­lo li­neal­men­te.

Nos es­ta­mos acos­tum­bran­do a ti­tu­la­res dis­rup­ti­vos y te­ne­mos que pre­gun­tar­nos en qué épo­ca vi­vi­mos. Co­mo ge­ne­ra­ción so­mos tre­men­da­men­te afor­tu­na­dos. Nin­gu­na otra ha ex­pe­ri­men­ta­do un ni­vel de cam­bios si­mi­lar, y es un da­to em­pí­ri­co. Ca­da vez que ha ha­bi­do una acu­mu­la­ción de ener­gía en un mo­men­to pre­ci­so del tiem­po, el cam­bio se ha dis­pa­ra­do ex­po­nen­cial­men­te; pe­ro lo que es­ta­mos vi­vien­do aho­ra mis­mo tie­ne el ta­ma­ño de cua­tro ve­ces la Re­vo­lu­ción In­dus­trial, has­ta aho­ra la ma­yor épo­ca de cam­bio.

Nun­ca otra ge­ne­ra­ción ha vi­vi­do una acu­mu­la­ción de ener­gía co­mo la ac­tual. Es­to tie­ne su ori­gen en la Ley de Moo­re de los años 50, pe­ro es só­lo aho­ra cuan­do la ca­pa­ci­dad de al­ma­ce­na­mien­to cre­ce de for­ma ex­po­nen­cial, y por tan­to la ca­pa­ci­dad de ge­ne­rar da­tos. Eso ha­ce que los ci­clos de adop­ción de la tec­no­lo­gía se vuel­van prác­ti­ca­men­te verticales, lle­gan­do es­ta ca­da vez más rá­pi­do y a más gen­te. Eso es bueno, pe­ro al mis­mo tiem­po muy dis­rup­ti­vo.

¿CUÁN­TO VA A DU­RAR ES­TA ACE­LE­RA­CIÓN?

En los pró­xi­mos 20 años, la hu­ma­ni­dad cam­bia­rá más que en los 300 an­te­rio­res. No se tra­ta de una so­la tec­no­lo­gía, sino de la con­fluen­cia de mu­chas: los asis­ten­tes vir­tua­les, el 5G, el In­ter­net de las Co­sas (IoT), la reali­dad vir­tual au­men­ta­da, el el los co­ches au­tó­no­mos, la compu­tación, la im­pre­sión 3D, la hi­per­co­nec­ti­vi­dad… To­do es­to es­tá co­exis­tien­do en el tiem­po, y por lo tan­to el ni­vel de ex­po­nen­cia­li­dad se in­cre­men­ta.

Además, no per­ci­bi­mos has­ta qué pun­to es­ta­mos uti­li­zan­do to­das es­tas tec­no­lo­gías, por­que se es­tán ha­cien­do tre­men­da­men­te fá­ci­les de usar. Por ejem­plo, la reali­dad vir­tual au­men­ta­da es­ta­rá en el 100% de los que ven­da­mos de aquí al 2021. Los asis­ten­tes per­so­na­les ya in­cor­po­ran tec­no­lo­gías de re­co­no­ci­mien­to de voz y fa­cial con una pre­ci­sión su­pe­rior a la ca­pa­ci­dad hu­ma­na y al­go­rit­mos de apren­di­za­je pro­fun­do, de mo­do que apren­den de lo que uno les va di­cien­do ha­cién­do­se ca­da vez más in­te­li­gen­tes…

No to­do lo que ha­cen las má­qui­nas es ne­ce­sa­ria­men­te bueno pa­ra los clien­tes. La éti­ca, la crea­ti­vi­dad o la in­te­li­gen­cia emo­cio­nal son pri­vi­le­gio ex­clu­si­vo de los hu­ma­nos

El im­pac­to de la IA en el PIB eu­ro­peo de los pró­xi­mos 14 años equi­val­drá a 1,8 tri­llo­nes ame­ri­ca­nos (bi­llo­nes es­pa­ño­les), más que el PIB de Es­pa­ña. Es de­cir, en los pró­xi­mos 14 años la IA va a crear, só­lo en Eu­ro­pa, un ta­ma­ño de eco­no­mía su­pe­rior al que tie­ne en la ac­tua­li­dad la eco­no­mía es­pa­ño­la. ¡Es­te pro­ce­so es im­pa­ra­ble!

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.