Ter­mos­ta­tos in­te­li­gen­tes que pue­des con­tro­lar con la voz

Sen­ci­llos y fá­ci­les de usar, son com­pa­ti­bles con los al­ta­vo­ces in­te­li­gen­tes

Cinco Días - - Fortuna - JOR­GE SANZ FER­NÁN­DEZ

La do­mó­ti­ca du­ran­te años ha si­do al­go de lo que mu­chos es­cu­chá­ba­mos ha­blar, pe­ro que real­men­te no es­ta­ba al al­can­ce de to­dos. Tan­to por fal­ta de co­no­ci­mien­tos co­mo por un pre­cio ele­va­do, la do­mó­ti­ca no ha en­tra­do aún de lleno en los ho­ga­res. Pe­ro con la lle­ga­da de los al­ta­vo­ces in­te­li­gen­tes se abre una nue­va era en la que la do­mó­ti­ca va a ser al­go más sen­ci­llo de uti­li­zar y ges­tio­nar.

Si un dis­po­si­ti­vo de in­ter­net de las co­sas co­nec­ta­do en ca­sa no es com­pa­ti­ble con co­nec­ti­vi­dad wi­fi, Blue­tooth o con los nue­vos asis­ten­tes de voz, me­jor de­jar­lo pa­sar. Por­que ya no se tra­ta del fu­tu­ro del ho­gar co­nec­ta­do, sino del pre­sen­te, ya que exis­ten di­fe­ren­tes mo­de­los ca­pa­ces de ges­tio­nar di­fe­ren­tes fun­cio­nes en ca­sa a tra­vés de co­man­dos de voz y des­de nues­tro smartp­ho­ne. Y aho­ra que es­ta­mos en pleno puen­te de di­ciem­bre, qué me­jor que ha­blar de uno de los dis­po­si­ti­vos que me­jor se pres­tan a par­ti­ci­par en el in­ter­net de las co­sas: los ter­mos­ta­tos in­te­li­gen­tes que pue­den con­tro­lar la ca­le­fac­ción del ho­gar con un sim­ple co­man­do de voz.

Los ter­mos­ta­tos in­te­li­gen­tes se sue­len co­nec­tar en el mis­mo lu­gar don­de se en­cuen­tra el ter­mos­ta­to ori­gi­nal de la ca­le­fac­ción de nues­tro ho­gar. Los in­te­li­gen­tes fun­cio­nan con el mis­mo prin­ci­pio de los tra­di­cio­na­les, so­lo que su con­trol es in­te­li­gen­te, ya que no so­lo no­so­tros po­de­mos con­tro­lar la tem­pe­ra- tu­ra de ma­ne­ra re­mo­ta con nues­tro smartp­ho­ne o con un al­ta­voz in­te­li­gen­te, sino que el pro­pio ter­mos­ta­to pue­de apren­der de nues­tros há­bi­tos y pro­gra­mar au­to­má­ti­ca­men­te su fun­cio­na­mien­to. Es el ca­so del Nest Lear­ning, el que sin du­da es la re­fe­ren­cia en­tre to­do es­te nue­vo seg­men­to de dis­po­si­ti­vos que pue­den con­tro­lar es­te as­pec­to de nues­tra ca­sa. Tie­ne un di­se­ño sen­ci­llo, mi­ni­ma­lis­ta, ele­gan­te. Y gracias a él po­de­mos con­tro­lar el ter­mos­ta­to de for­ma có­mo­da gi­ran­do su mar­co, que pue­de ele­gir­se en dis­tin­tos co­lo­res.

Es­te apa­ra­to cuen­ta con al­gu­nas fun­cio­nes que ha­cen de él un dis­po­si­ti­vo ideal para do­mo­ti­zar la ca­le­fac­ción del ho­gar. Pri­me­ro por­que pue­de sa­ber cuán­do hay al­guien en ca­sa o cuán­do ha sa­li­do de es­ta, por ejem­plo, a tra­vés de la ubi­ca­ción de nues­tro te­lé­fono. De es­ta ma­ne­ra, cuan­do sa­li­mos de la vi­vien­da apa­ga la ca­le­fac­ción, y cuan­do com­prue­ba que nos es­ta­mos apro­xi­man­do a ella vuel­ve a co­nec­tar­la en el mo­men­to jus­to para que la ca­sa es­té a la tem­pe­ra­tu­ra ideal.

Y al ser com­pa­ti­ble con Ale­xa, Ap­ple Ho­me­kit y Goo­gle As­sis­tant, po­de­mos con­tro­lar la tem­pe­ra­tu­ra tam­bién me­dian­te la voz, al­go que se pue­de con­fi­gu­rar de ma­ne­ra muy sen­ci­lla. Ade­más, Nest apren­de de no­so­tros y del uso que ha­ce­mos de la ca­le­fac­ción. Le bas­ta una semana para crear un pa­trón de uti­li­za­ción y adap­tar de for­ma au­to­má­ti­ca su fun­cio­na­mien­to. Y lo me­jor de to­do, lo ha­ce de tal for­ma que po- da­mos aho­rrar di­ne­ro en la fac­tu­ra co­mo con­se­cuen­cia de un uso más efi­cien­te de la cal­de­ra. Sin du­da, es uno de los ter­mos­ta­tos más in­te­li­gen­tes del mer­ca­do y su pre­cio es ha­bi­tual­men­te de 249 eu­ros.

Otro ter­mos­ta­to in­tere­san­te es el de Ne­tat­mo, que cuen­ta tam­bién con fun­cio­nes in­te­li­gen­tes. Con un di­se­ño muy dis­tin­to y de­sen­fa­da­do, es­te ter­mos­ta­to tam­bién se pue­de con­tro­lar a tra­vés de Ama­zon Echo y Goo­gle Ho­me me­dian­te sus res­pec­ti­vos asis­ten­tes de voz. Al igual que el an­te­rior, apren­de del uso que ha­ce­mos de la ca­le­fac­ción para crear el pro­gra­ma más efi­cien­te y que nos per­mi­te aho­rrar más di­ne­ro. Se le pue­den com­prar vál­vu­las in­te­li­gen­tes de ma­ne­ra com­ple­men­ta­ria, para po­der con­tro­lar la tem­pe­ra­tu­ra de ca­da ha­bi­ta­ción de for­ma in­di­vi­dual. En es­te ca­so po­de­mos ha­cer­nos con él por me­nos de 200 eu­ros, al igual que Ta­do, otro ter­mos­ta­to in­te­li­gen­te que po­de­mos con­tro­lar tan­to des­de el mó­vil o ta­ble­ta co­mo a tra­vés de Ama­zon Echo, Ap­ple Ho­me­kit y Goo­gle Ho­me.

Dis­po­ne de un al­go­rit­mo que per­mi­te aho­rrar has­ta un 31% de ener­gía para ob­te­ner el mis­mo re­sul­ta­do de tem­pe­ra­tu­ra, con­tan­do con vál­vu­las in­de­pen­dien­tes com­pa­ti­bles para dis­tin­tos ra­dia­do­res. Tam­bién es ca­paz de geo­lo­ca­li­zar­nos para en­cen­der o apa­gar la cal­de­ra en un mo­men­to de­ter­mi­na­do en ba­se a nues­tra pre­sen­cia en la vi­vien­da.

Una nue­va for­ma de con­tro­lar la tem­pe­ra­tu­ra del ho­gar

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.