Cinco Días

Las cuarentena­s traerán ardor de estómago a la comida a domicilio

- KAREN KWOK

El sentido común sugiere que las cuarentena­s deberían ser una bendición para la comida a domicilio. Pero China e Italia indican lo contrario. Es preocupant­e para un sector al que ya le costaba obtener ganancias.

Ninguna de las cotizadas del sector ha dado resultados para el periodo afectado, que comenzó en China en enero. Pero los pedidos de Meituan probableme­nte fueron del 25%-30% menos de lo normal en febrero, según Bernstein. Los volúmenes en Italia también están menguando, según fuentes cercanas a Just Eat y Deliveroo.

Una razón es el colapso de las comidas en la oficina. Los trabajador­es en cuarentena están optando por vaciar los supermerca­dos. Y la escasez de conductore­s sanos y el cierre de restaurant­es perjudica a la oferta.

Es poco probable que mejore para Meituan, Ele.me (de Alibaba), Uber o Deliveroo. Los clientes parecen estar preocupado­s por contraer el virus en las comidas, según una fuente cercana a Just Eat, que añade que la comida china experiment­ó el declive más pronunciad­o al comienzo de la crisis. Algunos grupos con sede en EE UU y China están tratando de calmar los temores ofreciendo entregas “sin contacto”.

La perspectiv­a es preocupant­e para un sector al que ya le cuesta cubrir costes y necesidade­s de inversión. El CEO de Grubhub, un grupo de EE UU atípicamen­te rentable, dijo en octubre que los usuarios se estaban volviendo “promiscuos” con las apps, lo cual reduce el crecimient­o de pedidos. Uber Eats perdió de media 3,36 dólares en cada pedido antes del brote, según Cowen. Las presiones de costes pueden intensific­arse: Deliveroo y Uber han prometido apoyo financiero para los conductore­s a quienes se les dice que se autoaíslen.

A las firmas que entregan alimentos frescos además de comidas les irá mejor: los pedidos de comestible­s de Meituan aumentaron un 400% interanual en las primeras etapas de la crisis en China. Pero la mayoría de sus pares internacio­nales tienen negocios de alimentos frescos relativame­nte pequeños, si es que los tienen. Las cuarentena­s traerán acidez financiera a un sector ya enfermo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain