Su­bi­mos al bar­co que ins­pi­ró Muer­te en el Ni­lo.

Hay al­go hip­nó­ti­co, ca­si nar­có­ti­co, en dor­mir so­bre un río. Nos su­bi­mos al bar­co a va­por que ins­pi­ró Muer­te en el Ni­lo.

Conde Nast Traveler (Spain) - - CONTENIDOS - GE­MA MONROY

Exis­ten cru­ce­ros mí­ti­cos, co­mo el que re­co­rre las islas griegas o el de los fior­dos no­rue­gos o el que re­mon­ta el Me­kong; y lue­go es­tá el que rea­li­za el S/S Su­dan por el Ni­lo des­de fi­na­les del si­glo XIX. Man­da­do cons­truir por el rey Fouad en 1885 y ad­qui­ri­do po­co des­pués por Tho­mas Cook, el in­ven­tor del tu­ris­mo mo­derno, es­te bu­que a va­por

de­co­ra­do se­gún los gus­tos de la Be­lle Épo­que fue uno de los pri­me­ros en lle­var via­je­ros –a aque­llos a los que el Grand Tour eu­ro­peo se les ha­bía que­da­do cor­to– por el río de los ríos. En­tre aque­llos cru­ce­ris­tas pio­ne­ros se en­con­tra­ba Agat­ha Ch­ris­tie quien, en 1933, via­ja­ba por Egip­to acom­pa­ñan­do a su marido en mi­sión ar­queo­ló­gi­ca. De aquel via­je sur­gió Muer­te en el Ni­lo, no­ve­la que se lle­vó a la gran pan­ta­lla en los años 70 y en la que el de­ca­den­te y gla­mou­ro­so S/S Su­dan era el es­ce­na­rio de las in­ves­ti­ga­cio­nes del de­tec­ti­ve Poi­rot. Hoy, ac­tua­li­za­do has­ta el úl­ti­mo detalle pa­ra lu­cir su he­ren­cia, si­gue sien­do la ma­ne­ra más romántica de re­co­rrer a rit­mo de otros tiem­pos el tra­mo en­tre Lu­xor y Asuán. A la rei­na del sus­pen­se es­tá de­di­ca­do uno de los me­jo­res ca­ma­ro­tes del bar­co y otra al de­tec­ti­ve Poi­rot. No son los úni­cos via­je­ros ilus­tres que dan nom­bre a las ca­bi­nas: tam­bién es­tá la sui­te Gus­ta­ve Flau­bert, que te­nía 28 años cuan­do vi­si­tó Egip­to con su ami­go Ma­xi­me du Camp; o la de Lady Duff Gor­don, au­to­ra de al­gu­nos de los me­jo­res tra­ba­jos et­no­ló­gi­cos so­bre los pue­blos del Al­to Ni­lo, o nues­tra fa­vo­ri­ta (por sus vis­tas fron­ta­les), la sui­te Aï­da, un ho­me­na­je a la es­cla­va etío­pe de la ópera que Ver­di com­pu­so pa­ra ce­le­brar la aper­tu­ra del ca­nal de Suéz en 1871. Pe­ro, duer­mas en la que duer­mas, no co­rras las cor­ti­nas. ¡Hay tan­to que ver ahí fue­ra! (steam-ship-su­dan.com; des­de 1.900€ por per­so­na).

A la iz­da., tiem­po pa­ra leer y ad­mi­rar el pai­sa­je en la sui­te He­ro­do­to, quien via­jó por Egip­to en el si­glo V.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.