Delooks : 2020-06-19

78 : 78 : 78

78

estar Quiero BIEN Motívate HAZLO PASO A PASO Empieza poco a poco, no quieras eliminar ciertos hábitos de golpe. Recuerda que todo lleva su tiempo. Empieza a buscar una mejor versión de un mal hábito para que progresiva­mente sea mucho mejor: por ejemplo, palomitas caseras en lugar de palomitas procesadas. Ponte tus propias normas y cree en ti. Incorpora un hábito antes de un hábito ya adquirido: por ejemplo, después de trabajar, de despertart­e, de comer, etc. Te será mucho más fácil adaptarte. Hazlo fácil y de forma paulatina. ¡No tiene por qué ser aburrido! No te agobies y disfruta el proceso. mos de verdad, con lo que sí vamos a poder compromete­rnos. Es fundamenta­l querer menos y mejor. ¿No has pensado que lo que te mantiene atada son los hábitos que ya tienes adquiridos ahora? Es el ancla que te mantiene en tu situación actual. Reflexiona: aparenteme­nte, el barco está mas seguro y sin riesgo en el puerto, pero los barcos están fabricados para navegar. ¡Un poco de riesgo vale la pena! Lo cómodo y fácil es quedarse en la orilla, pero lo emocionant­e y real ¿CÓMO CAMBIAR TUS HÁBITOS? No te quedes en la orilla. Lo emocionant­e y real es navegar Nuestros hábitos nos definen y construyen nuestro presente. Tanto los buenos como los malos hábitos son todas aquellas acciones que realizamos en nuestro día a día y las replicamos casi sin darnos cuenta. es navegar, así que coge el timón. Decide para qué está fabricado tu barco, pon foco y busca el camino para conseguir lo que te propongas, porque no debe haber nada que te lo impida. Solo tú puedes limitarte. Es normal que, al principio, te cueste hacer el cambio, pero tienes que buscar tu manera. Puedes buscar referencia­s de cómo lo hacen o cómo lo han conseguido otros, pero después tienes que construirl­o tú. Es importante que entiendas que, U mos podido en nuestro pasado no va ser diferente en nuestro presente. na acción, por sí sola, no suele tener tanta repercusió­n, pero esas pequeñas acciones insignific­antes que repetimos una y otra vez… esas sí que son acumulativ­as. A veces, el deseo de tener o hacer algo no se convierte en acción. Por muchos propósitos que tengamos y queramos, el placer del ahora y el deseo del momento, normalment­e, los arruinan, así como también las limitacion­es que nos creamos por experienci­as pasadas. Por eso, es importante dejar atrás lo que no hemos hecho o no hemos conseguido. Ahora es una oportunida­d nueva y, para que podamos avanzar, esta vez es importante que creamos en nosotros, es la llave para abrir la puerta y arrancar. Tenemos que creer que se puede y que podemos. si sigues la regla del 80-20 %, no te tienes que preocupar. Si tú estás haciendo un 80 % de las cosas alineadas con tus objetivos y metas, el otro 20 % no arruinará todos tus avances. ENCADENADO­S A LO COTIDIANO Crear precedente­s negativos pesa mucho. Nos hace creer que si no he- Es importante que no queramos tanto y seleccione­mos bien lo que sí quere- 78 J ULI O 2 0 2 0 /

© PressReader. All rights reserved.