MO­VI­LI­DAD SE DE­CAN­TA POR N PA­TI­NE­TES ELÉC­TRI­COS CIRCUL

● La or­de­nan­za que pre­pa­ra el Ayun­ta­mien­to in­clui­rá a los vehícu­los de mo­vi­li­dad per­so­nal fue­ra de los es­pa­cios pea­to­na­les

Diario de Noticias (Spain) - - Vecinos - Ke­pa García Unai Be­roiz

PAMPLONA – Los in­for­mes del Gru­po Téc­ni­co de Mo­vi­li­dad so­bre el en­ca­je que ten­drán los pa­ti­ne­tes eléc­tri­cos en la nue­va or­de­nan­za que es­tá a pun­to de apro­bar el Ayun­ta­mien­to de Pamplona abo­gan por que ten­gan la mis­ma con­si­de­ra­ción que las bi­ci­cle­tas y no se per­mi­ta su cir­cu­la­ción por las ace­ras an­te el ries­go que pue­den su­po­ner pa­ra los pea­to­nes.

La de­ci­sión fi­nal se adop­ta­rá en el seno de la Jun­ta de Mo­vi­li­dad de for­ma in­mi­nen­te ya que la pre­vi­sión es que el tex­to de la fu­tu­ra or­de­nan­za sea apro­ba­do en el Pleno de di­ciem­bre. Su ob­je­ti­vo bá­si­co es pro­te­ger al pea­tón y que los cam­bios en la mo­vi­li­dad ur­ba­na no va­yan en su per­jui­cio, ga­ran­ti­zán­do­se al mis­mo tiem­po la po­si­bi­li­dad de cir­cu­lar con se­gu­ri­dad con me­dios sos­te­ni­bles y po­ten­cian­do el trans­por­te pú­bli­co.

Su prin­ci­pal no­ve­dad se­rá la re­gu­la­ción del uso de la bi­ci­cle­ta, que ba­ja­rá de las ace­ras a la cal­za­da pa­ra con­ver­tir­se en un vehícu­lo más, con las mis­mas obli­ga­cio­nes y de­re­chos que los de mo­tor. La ex­cep­ción se­rán los me­no­res de 14 años, so­los o acom­pa­ña­dos, que po­drán se­guir cir­cu­lan­do en bi­ci por las ace­ras.

El re­tra­so que lle­va la tra­mi­ta­ción de es­ta nue­va or­de­nan- za guar­da re­la­ción di­rec­ta con la apa­ri­ción de los pa­ti­ne­tes eléc­tri­cos en el pa­no­ra­ma ur­bano y su pre­sen­cia ca­da vez más nu­me­ro­sa, lo que ha obli­ga­do al equi­po de Go­bierno a in­cluir su re­gu­la­ción en la lí­nea de lo es­ta­ble­ci­do por la Di­rec­ción Ge­ne­ral de Trá­fi­co.

Se­gún lo dis­pues­to en la ins­truc­ción 16/V-124 de la DGT, se en­tien­de co­mo vehícu­los de mo­vi­li­dad per­so­nal (VMP) aque­llos que son ca­pa­ces de asis­tir en el des­pla­za­mien­to per­so­nal y que por su cons­truc­ción pue­den ex­ce­der las ca­rac­te­rís­ti­cas de los ci­clos y es­tar do­ta­dos de mo­tor eléc­tri­co.

LI­MI­TA­CIO­NES Su pro­li­fe­ra­ción gra­cias a las nue­vas tec­no­lo­gías co­mo so­lu­ción pa­ra la mo­vi­li­dad ha­ce ne­ce­sa­rio, al en­ten­der de la DGT, que los Ayun­ta­mien­tos es­ta­blez­can “li­mi­ta­cio­nes a la cir­cu­la­ción en las vías ur­ba­nas, de­pen­dien­do, de la ve­lo­ci­dad má­xi­ma por cons­truc­ción, ma­sa, ca­pa­ci­dad, ser­vi­cio u otros cri­te­rios que se con­si­de­ren re­le­van­tes”.

Que al­gu­nos de es­tos vehícu­los ten­gan una ma­sa su­pe­rior a la de las per­so­nas –la ma­yo­ría, con pe­sos de 20 a 50 kg– y se mue­van a una ma­yor ve­lo­ci­dad que los pea­to­nes –en­tre 20 y 30 km/h, aun­que exis­ten mo­de­los más ve­lo­ces– tie­ne pa­ra la DGT dos con­se­cuen­cias di­rec­tas. La pri­me­ra es la im­po­si­bi­li­dad de asi­mi­lar los pa­ti­ne­tes eléc­tri­cos y al res­to de VMP con la fi­gu­ra del pea­tón, y que, por lo tan­to, no pue­da ha­cer­se uso de ellos en las ace­ras y es­pa­cios re­ser­va­dos a los vian­dan­tes.

La se­gun­da de­ri­va­da es que tam­po­co pue­den ser ca­ta­lo­ga­dos co­mo vehícu­los de mo­tor, ya que su con­fi­gu­ra­ción y exi­gen­cias téc­ni­cas no per­mi­ten ob­te­ner las co­rres­pon­dien­tes ho­mo­lo­ga­cio­nes pa­ra ser con­si­de­ra­dos de es­te mo­do, por lo que tam­po­co re­quie­ren de au­to­ri­za­ción ad­mi­nis­tra­ti­va pa­ra cir­cu­lar ni se­gu­ro.

En el ca­so de Pamplona, los

Una mu­jer cir­cu­la con un pa­ti­ne­te eléc­tri­co por la ca­lle Carlos III ha­cia la Pla­za del Cas­ti­llo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.