Diario de Noticias (Spain)

Los 80 años de Cliff Ri­chard: fa­ma, fe y rock and roll

Anun­ció que va a sa­car un nue­vo tra­ba­jo, ‘Music... the air that I breat­he”, el 30 de oc­tu­bre, un dis­co de due­tos

- Entertainment · Celebrities · Music · Rock Music · Cliff Richard · The Shadows · United Kingdom · Eric Clapton · The Beatles · Elvis Presley · Bangladesh · Kenya · Haiti · Brazil · Brazil national football team · Jimmy Page · Led Zeppelin · Bonnie Tyler · The Piano Guys · Albert Hammond · Carlos Tévez

LON­DRES – Cliff Ri­chard cum­ple hoy 80 años ilu­sio­na­do con un ál­bum de due­tos y con­ven­ci­do de que ja­más se re­ti­ra­rá. Ha co­lec­cio­na­do éxi­tos mu­si­ca­les y epi­so­dios per­so­na­les que le han mar­ca­do, co­mo su con­ver­sión al cris­tia­nis­mo en los 60 o su su­pues­ta im­pli­ca­ción en un ca­so (des­es­ti­ma­do) de abu­so se­xual a un me­nor que pu­so su vi­da pa­tas arri­ba. Es una de esas vie­jas glo­rias o va­cas sa­gra­das de la mú­si­ca que no ne­ce­si­ta de­ma­sia­da pre­sen­ta­ción. Ha­ce po­co co­men­ta­ba que si al­gu­na vez fan­ta­sea con la ju­bi­la­ción, tar­da po­co en vol­ver a “emo­cio­nar­se” en el mo­men­to en que al­guien le pro­po­ne em­bar­car­se en otra gi­ra. Cuan­do el can­tan­te bri­tá­ni­co creó The Sha­dows, con­si­de­ra­da la ban­da más re­le­van­te del Reino Uni­do en­tre 1958 y 1963, no te­nía ni idea de que su tra­ba­jo de­ja­ría hue­lla en mú­si­cos co­mo Jimmy Pa­ge (Led Zep­pe­lin), Eric Clap­ton o The Beatles, en un mo­men­to en que el cuar­te­to de Li­ver­pool em­pe­za­ba a con­ver­tir­se en un fe­nó­meno de ma­sas.

Con mo­ti­vo de su 80 cum­plea­ños, Ri­chard –cu­yo nom­bre real es Harry Rod­ger Web– anun­ció ha­ce unos días que sa­ca­rá un nue­vo tra­ba­jo, Music... the air that I breat­he, el pró­xi­mo día 30.

En él ha­brá due­tos con co­le­gas co­mo Bon­nie Ty­ler, The Be­llamy Brot­hers, Shei­la Walsh, The Piano Guys y Al­bert Ham­mond e in­clui­rá ver­sio­nes co­mo He­re co­mes the sun, de los Beatles. “Cuan­do mi­ro ha­cia atrás, me re­cuer­do pen­san­do que no lle­ga­ría a los 50 y ya es­toy en 80, y lo que es me­jor: ten­go un nue­vo ál­bum”, co­men­tó ilu­sio­na­do el can­tan­te, que aun­que tam­bién con­fir­mó una nue­va gi­ra, The Great 80 Tour, fue pos­pues­ta por la pan­de­mia has­ta oc­tu­bre de 2021.

BEATLES Y EL­VIS Más de 250 mi­llo­nes de ál­bu­mes ven­di­dos por to­do el glo­bo lo si­túan por de­trás de los Beatles y de El­vis Pres­ley co­mo el ar­tis­ta que más sen­ci­llos ha ven­di­do de la his­to­ria, con más de 21 mi­llo­nes. Con The Sha­dows par­ti­ci­pó en la gra­ba­ción de Apa­che, un tra­ba­jo que mar­có un hi­to en la his­to­ria de la mú­si­ca, pues de ahí sur­gió el rock ins­tru­men­tal bri­tá­ni­co. El au­tor de éxi­tos co­mo De­vil wo­man, We don’t talk any­mo­re o Li­ving Doll man­tu­vo su fa­ma du­ran­te la agi­ta­da dé­ca­da de los 60 pe­ro ja­más lle­gó al ni­vel de es­tre­lla­to del que go­za­ron otros gru­pos en­ton­ces emer­gen­tes del rock, co­mo el cuar­te­to de Li­ver­pool.

Tam­bién fue en dos oca­sio­nes re­pre­sen­tan­te de su país en Eu­ro­vi­sión: en la pri­me­ra, en 1968 con la le­gen­da­ria Con­gra­tu­la­tions, fue de­rro­ta­do por Mas­siel y su La, la, la, y en la otra, en 1973, su te­ma Po­wer to all our friends que­dó en ter­cer pues­to por de­trás de Mo­ce­da­des con Eres tú.

To­das las bio­gra­fías de Ri­chard men­cio­nan otro in­ci­den­te trans­for­ma­dor: su con­ver­sión al cris­tia­nis­mo en 1966, lo que le ale­jó tem­po­ral­men­te del rock pues se con­ven­ció de que el la­do sexy que pro­yec­ta­ba co­mo mú­si­co era in­com­pa­ti­ble con su nue­va fe. Pro­duc­to de esa de­vo­ción, vol­ve­ría a gra­bar ma­te­rial con con­te­ni­do re­li­gio­so. En lo per­so­nal, co­mo par­te de su ver­tien­te de nue­vo cris­tiano, se vol­có con la or­ga­ni­za­ción Tear Fund, con la que se hi­zo mi­sio­ne­ro y via­jó a Ban­gla­desh, Ke­nia, Hai­tí o Bra­sil. Su le­ga­do en la mú­si­ca es in­dis­cu­ti­ble: con The Sha­dows in­tro­du­jo téc­ni­cas con­si­de­ra­das en­ton­ces re­vo­lu­cio­na­rias, que tu­vie­ron im­pac­to en los Beatles y en otras for­ma­cio­nes del mo­men­to. Con el tiem­po, Ri­chard, que tam­bién lo­gró co­tas al­tí­si­mas de po­pu­la­ri­dad con apa­ri­cio­nes te­le­vi­si­vas, al­can­zó cier­to equi­li­bro en­tre su vi­da per­so­nal y ar­tís­ti­ca.

EN­SA­ÑA­MIEN­TO En 2014 se vio im­pli­ca­do en una acu­sa­ción de abu­so se­xual de un ado­les­cen­te de 16 años. Un ca­so que se re­mon­ta­ba a 1985 y que lo si­tuó en el cen­tro del en­sa­ña­mien­to de los ta­bloi­des. Fue re­ti­ra­do por fal­ta de prue­bas pe­ro se ori­gi­nó una ago­bian­te per­se­cu­ción me­diá­ti­ca que in­clu­yó he­li­cóp­te­ros so­bre­vo­lan­do su man­sión pa­ra cap­tar imá­ge­nes de agen­tes re­gis­tran­do la pro­pie­dad. Ese tur­bio epi­so­dio pu­so en en­tre­di­cho su repu­tación y le cos­tó un des­gas­te emo­cio­nal con­si­de­ra­ble. Ri­chard es­qui­vó los pro­ce­sos pe­na­les e in­ter­pu­so una de­man­da con­tra la Po­li­cía de Yorks­hi­re y la BBC, que ter­mi­na­ron dis­cul­pán­do­se y, en el ca­so de la ca­de­na pú­bli­ca, com­pen­san­do al mú­si­co eco­nó­mi­ca­men­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain