Vuel­ve a en­tre­gar­se al rOck and rOll

Se apar­ta del fútbol otra vez CoN 34 aÑos Ban­fi­eld dio de baja al ex de­lan­te­ro pe­ri­co por ‘des­apa­re­cer’ y es­te re­apa­re­ció pa­ra anun­ciar que re­to­ma la mú­si­ca

Diario La Grada - - ACTUALIDAD. ESPANYOL - Ál­va­ro Ga­rCÁ-NIeto BAR­CE­LO­NA

en gru­po por vi­deo­con­fe­ren­cia y no da­ba se­ña­les de vi­da de nin­gún ti­po. Y, por lo tan­to, el club ar­gen­tino de­ci­dió dar­le de baja el pa­sa­do 28 de ju­lio des­pués de ju­gar un to­tal de 62 mi­nu­tos des­de que lo fi­chó en enero. Es­te miér­co­les, el ex de­lan­te­ro del Es­pan­yol re­apa­re­ció

“aguan­te el rock and roll, que no mo­ri­rá ja­más”.

Des­pués de tres años de inac­ti­vi­dad so­bre el cés­ped, Os­val­do fue una de las sor­pre­sas del pa­sa­do mer­ca­do ar­gen­tino al fi­char por Ban­fi­eld. Las le­sio­nes so­lo le per­mi­tie­ron ju­gar unos mi­nu­tos en su de­but con­tra Ri­ver Pla­te en el Mo­nu­me­nal y otros con­tra Al­do­si­vi, des­de su lle­ga­da has­ta el pa­rón por el co­ro­na­vi­rus. Con Ban­fi­eld fir­mó por un año, aun­que te­nía la po­si­bi­li­dad de res­cin­dir contrato a mi­tad de tem­po­ra­da, el 30 de ju­nio. No lo hi­zo. Que­ría se­guir. Sin em­bar­go, an­tes de su des­co­ne­xión, co­mu­ni­có al club que ne­ce­si­ta­ba un tiem­po por mo­ti­vos per­so­na­les. Du­ran­te el con­fi­na­mien­to se re­con­ci­lió con la ac­triz ar­gen­ti­na Ji­me­na Barón en be­ne­fi­cio del hi­jo que tie­nen en co­mún, Mo­rri­son, que se lla­ma así por Jim Mo­rri­son, lí­der de The Doors. La pren­sa ro­sa es­pe­cu­ló con cri­sis y Os­val­do sa­lió con Ba­rrio Vie­jo.

Con 30 años, al de­lan­te­ro ar­gen­tino, in­ter­na­cio­nal con Ita­lia, le echa­ron de Bo­ca por fu­mar en el ves­tua­rio y se re­ti­ró del fútbol de for­ma pre­ma­tu­ra pa­ra de­di­car­se a su ma­yor pa­sión: la mú­si­ca. En 2016 for­mó el gru­po Ba­rrio Vie­jo jun­to a ami­gos. Gra­ba­ron el pri­mer ál­bum en Bar­ce­lo­na, la ciu­dad que bien le aco­gió y don­de em­pe­zó a ro­dar co­mo can­tan­te. Os­val­do ad­mi­tió en reite­ra­das oca­sio­nes que la de­ci­sión de de­jar el fútbol pro­fe­sio­nal por la mú­si­ca le li­be­ró. Ju­gar, si­guió ju­gan­do, con los ve­te­ra­nos de Ta­lle­res Remedios de Es­ca­la­da. En 2019 los de Ba­rrio Vie­jo lle­ga­ron a ha­cer una gi­ra por Eu­ro­pa. La ma­yor par­te de los con­cier­tos fue­ron en Ita­lia (don­de co­mo fut­bo­lis­ta Os­val­do ju­gó en Ata­lan­ta, Lec­ce, Fio­ren­ti­na, Ro­ma, Ju­ven­tus e In­ter) y tam­bién to­ca­ron en Aus­tria, Ale­ma­nia y Sui­za.

Os­val­do sa­be que en el am­bien­te del fútbol, pla­ga­do de ca­re­tas, no en­tien­den a Sto­ne. Que es un in­com­pren­di­do. Sa­be, co­mo ad­mi­tió en una en­tre­vis­ta a ‘Mar­ca’ en sep­tiem­bre de 2018, que ser “ci­clo­tí­mi­co y muy sen­si­ble” en oca­sio­nes le “apaga” y le “de­bi­li­ta”. Pe­ro pa­ra ello tie­ne la mú­si­ca, pa­ra ello tie­ne el rock, tie­ne a Ba­rrio Vie­jo. Su vía de es­ca­pe. Aho­ra, con 34 años, pa­re­ce ya el adiós de­fi­ni­ti­vo del Os­val­do fut­bo­lis­ta. Aun­que Ale­jan­dro Na­dur, pre­si­den­te de Hu­ra­cán,

club en el que de­bu­tó co­mo fut­bo­lis­ta, le ha­ya in­vi­ta­do a “to­mar un ca­fé, un agua o una cer­ve­za” pa­ra fi­char­le. Eso sí, si tie­ne “ga­nas”. Mien­tras, Os­val­do se re­mi­te a ser Da­ni Sto­ne, a ha­blar so­lo de mú­si­ca ves­ti­do co­mo un roc­ke­ro de es­te si­glo (za­ma­rra ne­gra, go­rra pla­na, len­tes os­cu­ras y ani­llos), y de­cir que en Ba­rrio Vie­jo es­tán “muy con­ten­tos” de sa­car en Spo­tify y el nue­vo ca­nal de Youtu­be de la ban­da el pri­mer ma­te­rial en vi­vo: la pre­sen­ta­ción del úl­ti­mo ál­bum, Un país con bue­na gen­te. Tam­bién de lan­zar, es­te do­min­go, la can­ción ‘De fren­te’. Los 20 go­les que mar­có co­mo pe­ri­co sa­ben a whisky añe­jo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.