“Nos es­ta­mos ade­cuan­do a la reali­dad de nues­tro de­por­te”

San­tia­go Va­re­la, De­le­ga­do Téc­ni­co de los cam­peo­na­tos

Ecuestre - - SALTOS -

Fue el De­le­ga­do Téc­ni­co pa­ra los cam­peo­na­tos, en los que tra­ba­jó co­do con co­do con ca­da uno de los dos je­fes de pis­ta res­pon­sa­bles de sus re­co­rri­dos, Isa­bel Fer­nán­dez de Ca­ñe­te y Ángel Cer­di­do. Pe­ro San­tia­go Va­re­la ya ha­bía desa­rro­lla­do un in­ten­so tra­ba­jo pre­vio des­de sus res­pon­sa­bi­li­da­des en la RFHE pa­ra per­fi­lar los nue­vos re­gla­men­tos y ade­más, el di­se­ño de los nue­vos cam­peo­na­tos “clá­si­cos” o por al­tu­ras. Al tér­mino de las com­pe­ti­cio­nes, era obli­ga­do co­no­cer su ba­lan­ce so­bre las mis­mas.

S.V.- “En los cam­peo­na­tos Ab­so­lu­to y de Jó­ve­nes Ji­ne­tes creo que ha ha­bi­do más emo­ción que otras ve­ces y que es un acier­to ha­ber afron­ta­do su re­cons­truc­ción. Es­te de­por­te es así, a ve­ces nos da gran­des sor­pre­sas, por­que no es ma­te­má­ti­ca pu­ra. He­mos te­ni­do un fi­nal des­gra­cia­do en Jó­ve­nes Ji­ne­tes y cuan­do pa­re­cía que es­ta­ba to­do he­cho ha ha­bi­do un vuel­co, pe­ro la hí­pi­ca tie­ne es­tas co­sas que pue­den ocu­rrir. Siem­pre he ha­bla­do de ade­cuar los cam­peo­na­tos a nues­tra reali­dad, a no sal­tar 1’60 si no te­ne­mos ca­ba­llos pa­ra ello. Lo creo fir­me­men­te y en ese ca­mino es­ta­mos. Si tu­vié­ra­mos 20 ca­ba­llos pa­ra co­rrer 1’ 60 pues se­gu­ra­men­te se­ría­mos Ale­ma­nia, pe­ro no lo so­mos y siem­pre he en­ten­di­do que lo me­jor es ade­cuar los cam­peo­na­tos a la reali­dad de nues­tro de­por­te y aho­ra lo es­ta­mos ha­cien­do. Creo que aun­que ha­ya que ajus­tar al­gu­nas co­sas, es­ta­mos en la lí­nea bue­na. Pe­ro so­bre to­do, que es me­jor no en­ga­ñar­se. Es me­jor sal­tar lo que he­mos di­cho que va­mos a sal­tar y si te­ne­mos que sal­tar 1’50 o 1’55, sal­tar 1’50 o 1’55 cuan­do to­ca. No de­cir que es­ta­mos sal­tan­do 1’60 por­que hay un ver­ti­cal a 1’60. Creo que es mu­cho más sen­sa­to ser rea­lis­ta de cuál es nues­tra reali­dad y pun­to”. R. E.- La ter­ce­ra prue­ba del Cam­peo­na­to Ab­so­lu­to, por ejem­plo, ha si­do una bue­na de­mos­tra­ción de que se pue­de con­se­guir la ló­gi­ca se­lec­ción sin al­tu­ras mons­truo­sas… S.V.- “Efec­ti­va­men­te, he­mos vis­to una ter­ce­ra prue­ba que sin mons­truo­sa, só­lo con un po­co de téc­ni­ca y de de­li­ca­de­za en los sal­tos, fue su­fi­cien­te. Al­tu­ras de 1’55 es un Gran Pre­mio de cua­tro es­tre­llas y la ter­ce­ra prue­ba del cam­peo­na­to ab­so­lu­to era un Gran Pre­mio de cua­tro es­tre­llas. Sin ma­tar a na­die yo creo que los ca­ba­llos han sal­ta­do bien, han he­cho de­rri­bos, por­que la prue­ba es­ta­ba de­li­ca­da y no hu­bo más. Yo creo que en ge­ne­ral han sal­ta­do bien y el pri­me­ro que hi­zo ce­ro, co­mo siem­pre, ha subido mu­chos pues­tos”. R.E.- La ca­lle de la ría en la ter­ce­ra prue­ba ha si­do un buen ejem­plo de di­fi­cul­tad téc­ni­ca… S.V.- “Era muy di­fí­cil. Al do­ble de verticales tras la ría ha­bía que en­trar con mu­cho con­trol y a pe­sar de que la ría no es­ta­ba muy gran­de, sur­gían du­das en­tre dar 6 ó 7 tran­cos. Ha ha­bi­do ca­ba­llos que lo han pa­sa­do sin fal­ta de las dos ma­ne­ras, por­que en reali­dad no hay una op­ción úni­ca, de­pen­de mu­cho del ca­ba­llo. La cla­ve es­tá en que los ji­ne­tes tie­nen que te­ner muy cla­ro có­mo es su ca­ba­llo pa­ra pa­sar la ría”. R. E.- ¿Cam­bió los pla­nes de los je­fes de pis­ta el tras­la­do de la com­pe­ti­ción de la pis­ta ver­de a la de are­na? S. V.- “To­tal­men­te. To­do lo que es­ta­ba pla­nea­do ha ha­bi­do que cam­biar­lo en­te­ro. Creo que los je­fes de pis­ta han he­cho un mag­ní­fi­co tra­ba­jo, por­que no es fá­cil im­pro­vi­sar un cam­peo­na­to de gol­pe y po­rra­zo y que sal­ga bien. Tan­to Isa­bel co­mo Ángel han he­cho una mag­ní­fi­ca la­bor pa­ra que la gen­te ha­ya sal­ta­do bien. La no uti­li­za­ción de la pis­ta ver­de creo que ha si­do un acier­to, por­que con el agua que ha­bía caí­do nues­tra sen­sa­ción era que la pis­ta no es­ta­ría su­fi­cien­te­men­te se­ca pa­ra po­der co­rrer en ella. Co­mo De­le­ga­do Téc­ni­co del cam­peo­na­to no po­día asu­mir ese ries­go. La sa­lud e in­te­gri­dad de los ca­ba­llos y de los ji­ne­tes es lo pri­me­ro”.

Cam­peo­na­tos por al­tu­ras

La gran no­ve­dad de es­te año, tras un pri­mer in­ten­to con po­co éxi­to en 2017, fue la crea­ción de los cam­peo­na­tos “clá­si­cos”, por al­tu­ras, de 1’20, 1’30 y 1’40 me­tros. En la gé­ne­sis y con­cep­ción del pro­yec­to tu­vo mu­cho que ver San­tia­go Va­re­la, fir­me de­fen­sor de es­te sis­te­ma, por lo que le pe-

di­mos tam­bién una va­lo­ra­ción de es­ta pri­me­ra ex­pe­rien­cia.

S.V.- “Creo que el ex­pe­ri­men­to ha si­do bueno. Ha­brá que ha­cer ajus­tes, pe­ro lo que es­ta­mos ha­cien­do con es­tos cam­peo­na­tos es adap­tar­nos a la reali­dad de nues­tro de­por­te. Hay un gru­po enor­me de gen­te que tie­ne de­re­cho a te­ner una ilu­sión, a te­ner un ob­je­ti­vo, a te­ner una me­ta to­dos los años y pien­so que es­tos cam­peo­na­tos les dan una bue- na res­pues­ta. He­mos pro­ba­do un re­gla­men­to y pien­so que es muy po­si­ble que ten­ga­mos que in­tro­du­cir al­gu­nos cam­bios, pe­ro po­de­mos con­si­de­rar des­de ya es­tos cam­peo­na­tos co­mo un éxi­to. Los que com­pi­ten en 1’20, que son el grue­so de nues­tro de­por­te, los que pa­gan y pa­gan to­dos los días, han te­ni­do ilu­sión por co­rrer, han he­cho pa­ra ellos prue­bas sú­per-téc­ni­cas y muy bien pues­tas y es­toy con­ven­ci­do, por­que he ha­bla­do con mu­chos ji­ne­tes, que han que­da­do muy con­ten­tos. Se sien­ten im­por­tan­tes y eso es fun­da­men­tal en es­te de­por­te, que es muy com­pli­ca­do, que la gen­te se sien­ta im­por­tan­te y que ten­ga una ilu­sión y una me­ta. Creo que los gru­pos es­tán bien he­chos, que no pue­des de­jar fue­ra a los ji­ne­tes de 1’20, por­que son la ma­sa de nues­tro de­por­te y des­de ahí se cons­tru­ye la pi­rá­mi­de. Y dar­les una ilu­sión

anual me pa­re­ce un acier­to. Por eso soy un de­fen­sor de es­tos cam­peo­na­tos”. R.E.- Es­tos cam­peo­na­tos nos han per­mi­ti­do ver imá­ge­nes iné­di­tas, con ji­ne­tes de ca­si 60 años com­par­tien­do po­dio con ju­ve­ni­les….

S.V.- “Es que esa es la reali­dad de nues­tro de­por­te, que ade­más te per­mi­te man­te­ner la ilu­sión du­ran­te mu­chos años. El úl­ti­mo cam­peón olím­pi­co te­nía ca­si 60 años cuan­do ga­nó y eso es muy bo­ni­to y una gran suer­te pa­ra la hí­pi­ca. Y es muy bo­ni­to que cuan­do aca­bas tu eta­pa de ju­ve­nil y no tie­nes su­fi­cien­tes me­dios pa­ra te­ner ca­ba­llos que te per­mi­tan sal­tar gran­de, pue­das se­guir com­pi­tien­do a otros ni­ve­les con la po­si­bi­li­dad de te­ner ob­je­ti­vos de­por­ti­vos co­mo los que te ofre­ce un Cam­peo­na­to de Es­pa­ña. Que ha­ya po­dios for­ma­dos por gen­te de 60 años jun­to a ju­ve­ni­les, creo que es lo bo­ni­to de es­te de­por­te y un re­fle­jo de su reali­dad. La hí­pi­ca tie­ne gru­pos de gen­te que no va más allá de 1’10, otros lle­gan a 1’20 pe­ro ven muy di­fí­cil el 1’30, los hay que se mue­ven en 1’35 sin atre­ver­se con 1’40 y así su­ce­si­va­men­te. Es­ta es nues­tra reali­dad y si la que­re­mos ver, bien y si no, es­ta­re­mos equi­vo­ca­dos, por­que esa es la reali­dad. Tú vas a un con­cur­so nor­mal ¿y qué en­cuen­tras? Có­mo se de­cía an­tes, los del gru­po 4, los del gru­po 3 y los de arri­ba. Pues es­to es lo que hay y por eso soy un con­ven­ci­do de que de­be­mos dar ser­vi­cio a los prac­ti­can­tes, fo­men­tar su ilu­sión y que ten­gan un ob­je­ti­vo y una me­ta pa­ra tra­ba­jar. Creo que to­do es­to es muy im­por­tan­te”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.