El Economista - Agua y Medioambiente - - EN­TRE­VIS­TA -

pa­gan­do mul­tas. Es una lo­cu­ra.

Es­ta si­tua­ción, ¿có­mo afec­ta a la com­pe­ti­ti­vi­dad y desa­rro­llo de la in­ge­nie­ría de agua?

He­mos pa­sa­do una épo­ca en la cual, en Es­pa­ña hu­bo mu­cha in­ver­sión y de ahí, se de­sa­rro­lla­ron las so­lu­cio­nes tec­no­ló­gi­cas apli­ca­das y se ad­qui­rió el know how, lo que nos ha per­mi­ti­do sa­lir fue­ra. El pro­ble­ma es que aho­ra la ma­yo­ría de las gran­des em­pre­sa tie­ne el 80 por cien­to del ne­go­cio fue­ra de Es­pa­ña. Tris­te­men­te, pa­ra ad­qui­rir las ex­pe­rien­cias y las re­fe­ren­cias que te per­mi­tan ir al mer­ca­do in­ter­na­cio­nal, no con­ta­mos con Es­pa­ña, sino que se ad­quie­re fue­ra.

¿Es­pa­ña ya no es un atri­bu­to po­si­ti­vo pa­ra las em­pre­sas del agua?

Real­men­te no tie­ne nin­gún sentido que em­pre­sas es­pa­ño­las, que son au­tén­ti­cas mul­ti­na­cio­na­les, es­tén tra­ba­jan­do el 80 por cien­to del ne­go­cio fue­ra de Es­pa­ña, cuan­do las gran­des com­pa­ñías del sec­tor de otros paí­ses eu­ro­peos al me­nos tie­nen el 50-60 por cien­to de su ne­go­cio den­tro del pro­pio país, que es lo que le da el nom­bre y la po­si­bi­li­dad de desa­rro­llo. Aquí es al re­vés, el ne­go­cio es ya re­si­dual.

¿En qué des­ta­can ac­tual­men­te las em­pre­sas del agua es­pa­ño­las?

En el mun­do del agua, una de las ca­rac­te­rís­ti­cas es­pe­cia­les que tie­ne Es­pa­ña es que es un país me­di­te­rrá­neo, con ci­clos de se­quías muy pro­lon­ga­dos, y cuan­do hay es­ca­sez, co­mo la hay, hay agi­li­zar el in­ge­nio. La desala­ción en Es­pa­ña, por ejem­plo, ha si­do una au­tén­ti­ca ne­ce­si­dad pa­ra po­der te­ner agua y eso ha he­cho que las em­pre­sas es­pa­ño­las se desa­rro­lla­ran y sean hoy en día pun­te­ras en es­te ám­bi­to en el mun­do. Lo mis­mo en te­mas de po­ta­bi­li­za­ción, tra­ta­mien­to de aguas, re­uti­li­za­ción, que es uno tam­bién uno de los puntos im­por­tan­tes. En otros paí­ses, en los que el agua es abun­dan­te no me­re­ce la pe­na la re­uti­li­za­ción por­que tie­ne un cos­te y Es­pa­ña, que no tie­ne, ha de apli­car esas so­lu­cio­nes.

Y a ni­vel de in­ves­ti­ga­ción, ¿en qué te­mas se es­tá po­nien­do el fo­co?

Hay dos te­mas im­por­tan­tes. Uno es la me­jo­ra de efi­cien­cia ener­gé­ti­ca en el tra­ta­mien­to de agua y po­ta­bi­li­za­ción, es­pe­cial­men­te, en la desala­ción. Una par­te im­por­tan­te de la in­ves­ti­ga­ción y desa­rro­llo es­tá en­fo­ca­do al aho­rro ener­gé­ti­co de la producción de agua. Y por otro la­do, se es­tá tra­ba­jan­do mu­cho en la apli­ca­ción de la tec­no­lo­gía pa­ra tra­tar con­ta­mi­na­ción.

“El sec­tor es­tá en un mo­men­to com­pli­ca­do, sin al­ter­na­ti­va de in­ver­sión” “Una par­te im­por­tan­te del I+D se cen­tra en aho­rro ener­gé­ti­co” “No tie­ne sentido que el 80% del ne­go­cio es­té fue­ra de Es­pa­ña”

ISTOCK

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.