Madrid com­pa­ra­rá los re­sul­ta­dos de la sa­ni­dad pú­bli­ca y la pri­va­da

La sa­ni­dad ma­dri­le­ña se­rá la pri­me­ra en me­dir los re­sul­ta­dos asis­ten­cia­les o la sa­tis­fac­ción de to­dos los cen­tros de la red, sin im­por­tar su ti­tu­la­ri­dad y po­si­bi­li­tar así la elec­ción in­for­ma­da

El Economista - Sanidad - - SANIDAD 1 - JUAN MAR­QUÉS

Los pa­cien­tes del Ser­vi­cio Ma­dri­le­ño de Sa­lud (Ser­mas) ten­drán la opor­tu­ni­dad de con­sul­tar en la mis­ma web los da­tos de ges­tión de to­dos los cen­tros de la red sa­ni­ta­ria, tan­to pú­bli­cos como pri­va­dos, y co­no­cer así la ta­sa de mor­ta­li­dad, re­in­gre­sos o de com­pli­ca­cio­nes de ca­da hos­pi­tal. La Co­mu­ni­dad de Madrid se con­ver­ti­rá de es­te mo­do en la pri­me­ra au­to­no­mía en ofre­cer los re­sul­ta­dos com­pa­ra­dos de la aten­ción asis­ten­cial, la ges­tión o la sa­tis­fac­ción, lo que per­mi­ti­rá con­tras­tar, por ejem­plo, la efi­cien­cia o la efec­ti­vi­dad clí­ni­ca de la ac­ti­vi­dad es­pe­cia­li­za­da de los cen­tros de ti­tu­la­ri­dad pú­bli­ca y pri­va­da.

Aun­que todavía no hay una fe­cha de­ci­di­da pa­ra in­cor­po­rar los da­tos de los hos­pi­ta­les pri­va­dos al Ob­ser­va­to­rio de Re­sul­ta­dos del Ser­mas, un gru­po de tra­ba­jo de téc­ni­cos de la Con­se­je­ría de Sa­ni­dad y del Ins­ti­tu­to pa­ra el De­sa­rro­llo e In­te­gra­ción de la Sa­ni­dad (IDIS) es­tá tra­ba­jan­do des­de ha­ce tres me­ses en la uni­fi­ca­ción de los da­tos dis­po­ni­bles pa­ra ofre­cer es­ta in­for­ma­ción a los ciu­da­da­nos.

Has­ta aho­ra las ad­mi­nis­tra­cio­nes sa­ni­ta­rias dis­po­nen del lla­ma­do con­jun­to mí­ni­mo bá­si­co de da­tos (CMBD) de ca­da pa­cien­te aten­di­do en ca­da hos­pi­tal o con ci­ru­gía am­bu­la­to­ria del país, un re­gis­tro es­ta­tal es­tan­da­ri­za­do de da­tos ad­mi­nis­tra­ti­vos y clí­ni­cos de ca­da in­gre­so y al­ta que per­mi­te co­no­cer la de­man­da asis­ten­cial y la mor­bi­li­dad aten­di­da en los hos­pi­ta­les pú­bli­cos y pri­va­dos. El re­to aho­ra es am­pliar es­ta in­for­ma­ción pa­ra avan­zar tam­bién re­sul­ta­dos so­bre ges­tión. El gran obs­tácu­lo que hay que sal­var es la ho­mo­ge­nei­za­ción de in­di­ca­do­res pa­ra me­dir los mis­mos con­cep­tos, ex­pli­can fuen­tes con­sul­ta­das del IDIS, ya se tra­te de ta­sas de mor­ta­li­dad, re­in­gre­sos, com­pli­ca­cio­nes e in­fec­cio­nes de sus cen­tros.

Más de 250 in­di­ca­do­res dis­po­ni­bles

Madrid pro­fun­di­za así en su com­pro­mi­so de ofre­cer la má­xi­ma in­for­ma­ción al ciu­da­dano pa­ra que pue­da ele­gir su cen­tro con to­dos los da­tos a su al­can­ce. Des­de ha­ce cua­tro años in­for­ma de 250 in­di­ca­do­res de to­dos los cen­tros y hos­pi­ta­les pú­bli­cos, en lo que es el ma­yor es­fuer­zo in­for­ma­ti­vo des­ple­ga­do has­ta la fe­cha en el Sis­te­ma Na­cio­nal de Sa­lud. La úni­ca ex­pe­rien­cia com­pa­ra­ble es la de Ca­ta­lu­ña, si bien só­lo ofre­ce da­tos de la mi­tad de los in­di­ca­do­res dis­po­ni­bles en Madrid.

El di­rec­tor ge­ne­ral de Coor­di­na­ción de la Aten­ción al Ciu­da­dano y Hu­ma­ni­za­ción de la Asis­ten­cia Sa­ni­ta­ria de la Co­mu­ni­dad de Madrid, Ju­lio Zar­co, ten­dió la mano re­cien­te­men­te a los re­pre­sen­tan­tes de la sa­ni­dad pri­va­da pa­ra ha­cer po­si­ble es­te bench­mar­king en­tre cen­tros, en la se­gun­da Jor­na­da de Ca­li­dad Hos­pi­ta­la­ria, que or­ga­ni­zó la Fe­de­ra­ción Na­cio­nal de Clí­ni­cas Pri­va­das el pa­sa­do 10 de ma­yo en Madrid. Zar­co de­fen­dió du­ran­te el ac­to la com­ple­men­ta­rie­dad en­tre cen­tros pú­bli­cos y pri­va­dos y sub­ra­yó que el ciu­da­dano “tie­ne la po­tes­tad pa­ra de­ci­dir dón­de quiere ser aten­di­do”.

No es un asun­to ba­la­dí ni mucho me­nos. La So­cie­dad Es­pa­ño­la de Car­dio­lo­gía ana­li­zó pa­rá­me­tros re­fe­ren­tes a 46.994 in­far­tos agu­dos de mio­car­dio y 85.353 epi­so­dios de in­su­fi­cien­cia car­dia­ca con­ges­ti­va (ICC) que in­gre­sa­ron en 2011 en los hos­pi­ta­les pú­bli­cos es­pa­ño­les, pa­ra en­con­trar una al­ta va­ria­bi­li­dad clí­ni­ca en­tre cen­tros y co­mu­ni­da­des au­tó­no­mas.

La ta­sa me­dia de mor­ta­li­dad in­tra­hos­pi­ta­la­ria por in­far­to agu­do de mio­car­dio (IAM) se si­tuó así en el 7,84 por cien­to, con más del 50 por cien­to de di­fe­ren­cia en­tre las re­gio­nes con ma­yor y me­nor mor­ta­li­dad. Ocho co­mu­ni­da­des -con Na­va­rra, Ca­ta­lu­ña y Cas­ti­lla-La Man­cha a la ca­be­za­pre­sen­tan ci­fras igua­les o in­fe­rio­res a la ta­sa me­dia de mor­ta­li­dad por IAM del 7,84 por cien­to. Co­mu­ni­dad Va­len­cia­na, País Vas­co y An­da­lu­cía arro­jan, por el con­tra­rio, di­fe­ren­cias que al­can­zan el 50 por cien­to en sus re­sul­ta­dos, como son los ca­sos de Na­va­rra, con un 6,06 por cien­to de mor­ta­li­dad, fren­te a Va­len­cia, que re­gis­tra la ta­sa más al­ta (9,57 por cien­to).

“Cam­bio de cul­tu­ra”

Den­tro de una mis­ma co­mu­ni­dad, los re­sul­ta­dos de sus hos­pi­ta­les tam­bién pre­sen­tan mar­ca­das di­fe­ren­cias. Así la ta­sa de mor­ta­li­dad por un ic­tus en la red ma­dri­le­ña es­tá muy por en­ci­ma del va­lor pre­vis­to o es­tán­dar en el ca­so del Hos­pi­tal El Es­co­rial, en­tre los cen­tros de ba­ja com­ple­ji­dad, o la mor­ta­li­dad por in­far­to agu­do de mio­car­dio es bas­tan­te más ele­va­da que la me­dia en el Hos­pi­tal Gó­mez Ulla. Ofre­cer in­for­ma­ción so­bre los re­sul­ta­dos ob­te­ni­dos por ca­da cen­tro po­si­bi­li­ta­rá com­pa­rar y “su­po­ne un cam­bio de cul­tu­ra im­pre­sio­nan­te”, des­ta­có Ju­lio Zar­co, en re­fe­ren­cia al es­tí­mu­lo de me­jo­ra que su­po­ne pa­ra los pro­pios pro­fe­sio­na­les sa­ni­ta­rios.

No es tan op­ti­mis­ta el di­rec­tor ge­ne­ral de Coor­di­na­ción de Asis­ten­cia Sa­ni­ta­ria del Ser­vi­cio Ma­dri­le­ño de Sa­lud, Cé­sar Pas­cual, que re­cien­te­men­te pu­so como ejem­plo el Ob­ser­va­to­rio de Re­sul­ta­dos de la Co­mu­ni­dad de Madrid pa­ra se­ña­lar que no es­tá te­nien­do un efec­to im­por­tan­te en la ges­tión de los cen­tros com­pa­ra­dos, ya que “se­gui­mos sin ver un cam­bio de ten­den­cia sal­vo en as­pec­tos como la lis­ta de es­pe­ra qui­rúr­gi­ca, que sí ha lo­gra­do sa­car­se ade­lan­te so­lo con jor­na­das or­di­na­ria”, ase­gu­ró.

Pi­lo­to de his­to­ria clí­ni­ca úni­ca

En es­ta mis­ma lí­nea de aten­ción cen­tra­da en el pa­cien­te, el di­rec­tor ge­ne­ral de la Con­se­je­ría de Sa­ni­dad abo­gó por una his­to­ria clí­ni­ca úni­ca, que sea com­pa­ti­ble y uni­fi­ca­da, sin com­par­ti­mien­tos pa­ra que el ciu­da­dano dis­pon­ga de su in­for­ma­ción clí­ni­ca tan pron­to como es­té dis­po­ni­ble y don­de se ne­ce­si­ta. Con es­te ob­je­ti­vo de fa­ci­li­tar la con­ti­nui­dad asis­ten­cial, la sa­ni­dad ma­dri­le­ña pon­drá en mar­cha en las pró­xi­mas se­ma­nas un pro­yec­to pi­lo­to de his­to­ria clí­ni­ca úni­ca con la par­ti­ci­pa­ción de cen­tros pú­bli­cos y pri­va­dos pa­ra tes­tar la in­ter­ope­ra­bi­li­dad de los dis­tin­tos sis­te­mas in­for­má­ti­cos. Una vez que se com­ple­te es­te pro­ce­so que su­pon­drá una me­jo­ra de la ca­li­dad asis­ten­cial, la sa­ni­dad ma­dri­le­ña es­ta­rá en dis­po­si­ción de evi­tar du­pli­ci­da­des de prue­bas diag­nós­ti­cas o dis­mi­nuir el tiem­po de diag­nós­ti­co y tra­ta­mien­to.

No se tra­ta sino de ha­cer efec­ti­vo el de­re­cho del pa­cien­te “a ac­ce­der a su in­for­ma­ción clí­ni­ca tan pron­to como es­té dis­po­ni­ble, así como en trans­fe­rir­le la ca­pa­ci­dad de cus­to­diar­la y po­ner­la en va­lor a lo lar­go de sus pro­ce­sos asis­ten­cia­les, es­pe­cial­men­te en aque­llos en los que es­tén in­vo­lu­cra­dos di­fe­ren­tes pro­vee­do­res de ser­vi­cios”, sos­tie­ne el IDIS.

Ex­pe­rien­cias en la red pri­va­da

En el sec­tor pri­va­do, los gran­des gru­pos han pues­to una es­pe­cial aten­ción en fa­ci­li­tar el ac­ce­so web se­gu­ro de sus clien­tes a su in­for­ma­ción clí­ni­ca. Qui­rón­sa­lud dis­po­ne así de un por­tal del pa­cien­te don­de los usua­rios pue­den con­sul­tar sus prue­bas diag­nós­ti­cas, in­for­mes clí­ni­cos o ges­tio­nar sus ci­tas. De mo­men­to, el ser­vi­cio es­tá en mar­cha en sie­te hos­pi­ta­les del gru­po.

HM Hos­pi­ta­les tam­bién man­tie­ne un por­tal del pa­cien­te don­de, ade­más, se pue­de so­li­ci­tar una se­gun­da opi­nión mé­di­ca, en­tre otros ser­vi­cios, o ac­ce­der a la his­to­ria clí­ni­ca. Ade­más de con­sul­tar, el usua­rio pue­de com­par­tir re­sul­ta­dos o in­for­mes de otros cen­tros.

En­tre las ase­gu­ra­do­ras, Sa­ni­tas ha si­do pio­ne­ra en po­ner en mar­cha la Car­pe­ta Per­so­nal de Sa­lud, un es­pa­cio on­li­ne que in­te­gra in­for­ma­ción de di­fe­ren­tes pro­vee­do­res de sa­lud. Los usua­rios pue­den así con­sul­tar sus in­for­mes mé­di­cos, prue­bas o imá­ge­nes ra­dio­ló­gi­cas, así como crear su fi­cha mé­di­ca, con sus há­bi­tos, aler­gias y an­te­ce­den­tes o con­sul­tar la evo­lu­ción de va­ria­bles mé­di­cas, como pe­so y ten­sión ar­te­rial.

La pla­ta­for­ma, que dis­po­ne de ser­vi­cio de ase­so­ría mé­di­ca, tam­bién se in­te­gra con sis­te­mas de ter­ce­ros, como cen­tros mé­di­cos y la­bo­ra­to­rios. Ca­da vez que se in­cor­po­ra un in­for­me en la Car­pe­ta, el clien­te de Sa­ni­tas re­ci­be una aler­ta.

SER­GIO MO­RENO

Hos­pi­tal Uni­ver­si­ta­rio La Paz, en Madrid.

PAU­LA LEVEQUE

Cris­ti­na Cifuentes, pre­si­den­ta de la Co­mu­ni­dad de Madrid.

EE

Hos­pi­tal HM Mon­te­prín­ci­pe.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.