Los pa­cien­tes asu­men un ‘co­pa­go’ ocul­to

Los far­ma­céu­ti­cos de­nun­cian el cos­te en tiem­po y di­ne­ro que su­po­ne pa­ra el ciu­da­dano des­pla­zar­se al hos­pi­tal a re­ti­rar su me­di­ca­ción

El Economista - Sanidad - - SUMARIO - JUAN MAR­QUÉS

Las far­ma­cias de­nun­cian el cos­te pa­ra el ciu­da­dano de des­pla­zar­se al hos­pi­tal a por la me­di­ca­ción

Los far­ma­céu­ti­cos tam­po­co se creen que los pa­cien­tes sean el cen­tro del SNS. Y es que son mu­chos los ciu­da­da­nos, 744.000 se­gún la So­cie­dad Española de Far­ma­cia Hos­pi­ta­la­ria, que se ven obli­ga­dos a des­pla­zar­se a los hos­pi­ta­les pa­ra re­ti­rar la me­di­ca­ción que an­tes ob­te­nían con to­tal co­mo­di­dad en las far­ma­cias. El vi­ce­pre­si­den­te pri­me­ro del Co­le­gio Ofi­cial de Far­ma­céu­ti­cos de Ma­drid, Ma­nuel Mar­tí­nez del Pe­ral, ejem­pli­fi­ca es­ta si­tua­ción en el ca­so de un pa­cien­te de Vie­lla, en el Va­lle de Arán que, ca­da mes, tie­ne que ha­cer más de 600 ki­ló­me­tros pa­ra ac­ce­der a su tra­ta­mien­to en un hos­pi­tal de Bar­ce­lo­na cuan­do an­tes lo te­nía en su bo­ti­ca de Vie­lla, ex­pli­ca a elE­co­no­mis­ta.

Los bo­ti­ca­rios se pre­gun­tan cuán­to le cues­ta al ciu­da­dano en ho­ras de tra­ba­jo per­di­das y tam­bién en di­ne­ro co­ger su co­che o un trans­por­te pú­bli­co pa­ra acu­dir al hos­pi­tal en lo que han ta­cha­do ya de co­pa­go ocul­to. Se tra­ta de una fac­tu­ra que ad­mi­nis­tra­cio­nes co­mo An­da­lu­cía, pri­me­ro en 2010 y des­de 2012 por Re­so­lu­ción mi­nis­te­rial, han ex­ten­di­do a los ciu­da­da­nos du­ran­te los años de la cri­sis eco­nó­mi­ca sin que la cuen­ta se ha­ya he­cho to­da­vía pú­bli­ca. Tam­bién per­ma­ne­cen ocul­tos los cos­tes en ges­tión de com­pras, stock o dis­pen­sa­ción asu­mi­dos por los hos­pi­ta­les pú­bli­cos, des­pués de re­ti­rar del ca­nal de far­ma­cia ca­si to­dos los me­di­ca­men­tos bio­ló­gi­cos del mer­ca­do o el cos­te en lo­gís­ti­ca de los la­bo­ra­to­rios.

La ra­zón fun­da­men­tal es eco­nó­mi­ca, co­mo que­dó cla­ro du­ran­te el re­cien­te en­cuen­tro que el Ins­ti­tu­to de For­ma­ción de Co­fa­res or­ga­ni­zó en San­tan­der so­bre La far­ma­cia co­mu­ni­ta­ria an­te la in­no­va­ción en me­di­ca­men­tos. Nin­gún otro ar­gu­men­to sa­ni­ta­rio o pro­fe­sio­nal jus­ti­fi­ca es­ta de­ci­sión, a jui­cio de los co­le­gios pro­fe­sio­na­les far­ma­céu­ti­cos o so­cie­da­des cien­tí­fi­cas.

Qué du­da ca­be que las ad­mi­nis­tra­cio­nes se es­tán aho­rran­do el mar­gen pro­fe­sio­nal de dis­tri­bui­do­res y far­ma­céu­ti­cos y, so­bre to­do, ob­te­nien­do im­por­tan­tes des­cuen­tos en las com­pras de los la­bo­ra­to­rios, así co­mo fa­ci­li­da­des a la ho­ra de fi­nan­ciar es­tos pro­duc­tos a más lar­go pla­zo que en las far­ma­cias. Pe­ro el cos­te pa­ra los pa­cien­tes y el im­pac­to eco­nó­mi­co que su­po­ne man­te­ner es­ta res­tric­ción en el fu­tu­ro pa­ra la red de far­ma­cias es tam­bién al­to en el pri­mer ca­so y pue­de su­po­ner la con­de­na eco­nó­mi­ca del ac­tual mo­de­lo de far­ma­cia.

No hay que ol­vi­dar que en los úl­ti­mos tres años se han lan­za­do 245 mar­cas en el ca­nal de far­ma­cia, con ven­tas de 454 mi­llo­nes de eu­ros, mien­tras que en el mis­mo pe­rio­do se han co­mer­cia­li­za­do 161 nue­vos fármacos en el mer­ca­do hos­pi­ta­la­rio por va­lor de 2.486 mi­llo­nes de eu­ros a PVL, se­gún da­tos de IMS Health. Juan Ig­na­cio Güe­ne­chea, vi­ce­pre­si­den­te del Gru­po Co­fa­res, ofre­ce, ade­más, el si­guien­te da­to: “Hay 288 hos­pi­ta­les en Es­pa­ña que dis­pen­san

me­di­ca­men­tos bio­ló­gi­cos, si se lle­va­ra a ca­bo en las far­ma­cias co­mu­ni­ta­rias los pun­tos de dis­pen­sa­ción as­cen­de­rían has­ta los 22.000”. Es una prue­ba de cuán­to se ha li­mi­ta­do la ac­ce­si­bi­li­dad de los pa­cien­tes.

Sin com­pro­mi­so de Sa­ni­dad

El Mi­nis­te­rio de Sa­ni­dad en fun­cio­nes no se com­pro­me­te a na­da. Tan so­lo ad­mi­te que “pue­de va­lo­rar­se la dis­pen­sa­ción de al­gu­nos bio­si­mi­la­res en las far­ma­cias co­mu­ni­ta­rias, siem­pre y cuan­do pue­dan en­con­tra­se en to­das las far­ma­cias”, se­gún se­ña­ló Mer­ce­des Mar­tí­nez, con­se­je­ra téc­ni­ca de la Sub­di­rec­ción Ge­ne­ral de Ca­li­dad de Me­di­ca­men­tos y Pro­duc­tos Sa­ni­ta­rios de Sa­ni­dad. Es lo má­xi­mo que ha ofre­ci­do has­ta la fe­cha an­te la re­cla­ma­ción del sec­tor pa­ra po­der dis­pen­sar los fármacos in­no­va­do­res de ori­gen bio­ló­gi­co que han si­do ca­ta­lo­ga­dos de diag­nós­ti­co y uso hos­pi­ta­la­rio. Unos fármacos de al­to cos­te que las ad­mi­nis­tra­cio­nes sa­ni­ta­rias han res­trin­gi­do al ca­nal hos­pi­ta­la­rio, sal­vo en el ca­so de las in­su­li­nas, y que su­po­nen una im­por­tan­te mer­ma de in­gre­sos pre­sen­tes y fu­tu­ros pa­ra las bo­ti­cas.

Pa­ra la in­dus­tria far­ma­céu­ti­ca, el pa­cien­te tam­bién de­be ser lo pri­me­ro y así lo han ex­pues­to las dis­tin­tas pa­tro­na­les im­pli­ca­das. El pre­si­den­te de Far­main­dus­tria, An­to­ni Es­te­ve, se­ña­ló así en San­tan­der que “el in­te­rés del pa­cien­te de­be es­tar por en­ci­ma de to­do” e hi­zo un lla­ma­mien­to a un “diá­lo­go fruc­tí­fe­ro en­tre to­dos los agen­tes im­pli­ca­dos”. Joa­quín Ro­dri­go, pre­si­den­te de Biosim -la pa­tro­nal de los fa­bri­can­tes de bio­si­mi­la­res- tam­bién con­si­de­ra que las far­ma­cias co­mu­ni­ta­rias “apor­tan la ca­pi­la­ri­dad ne­ce­sa­ria pa­ra que los pa­cien­tes ac­ce­dan me­jor a los me­di­ca­men­tos”. Los far­ma­céu­ti­cos re­cla­man por ello una de­fi­ni­ción cla­ra de los cri­te­rios uti­li­za­dos pa­ra ca­li­fi­car los me­di­ca­men­tos co­mo de Dis­pen­sa­ción Hos­pi­ta­la­ria, que atien­da a cri­te­rios clí­ni­cos rea­les y no co­mo una he­rra­mien­ta de con­trol del gas­to.

La fi­nan­cia­ción de los me­di­ca­men­tos bio­ló­gi­cos se ha con­ver­ti­do en uno de los gran­des re­tos fu­tu­ros pa­ra los sis­te­mas pú­bli­cos. No en bal­de, cin­co de los 10 me­di­ca­men­tos más ven­di­dos en el mun­do son bio­ló­gi­cos, in­clui­dos pro­duc­tos san­guí­neos o me­di­ca­men­tos in­mu­no­ló­gi­cos, co­mo sue­ros y va­cu­nas o pro­duc­tos de te­ra­pia gé­ni­ca y ce­lu­lar, en­tre otros. Mer­ce­des Mar­tí­nez avan­zó así que los fu­tu­ros bio­si­mi­la­res de los an­ti­cuer­pos mo­no­clo­na­les tras­tu­zu­mab y

ri­tu­xi­mab po­drían ge­ne­rar un aho­rro po­ten­cial de más de 250 mi­llo­nes de eu­ros si se pro­du­ce un des­pla­za­mien­to to­tal de la dis­pen­sa­ción por par­te del bio­si­mi­lar. Otras fór­mu­las de fi­nan­cia­ción pú­bli­ca que Sa­ni­dad quie­re ac­ti­var en re­la­ción con las nue­vas te­ra­pias es su in­clu­sión en el sis­te­ma de pre­cios de re­fe­ren­cia cuan­do los ori­gi­na­les pier­den su pa­ten­te o su com­pra cen­tra­li­za­da. Y es que es­tá pre­vis­to que las ven­tas de bio­ló­gi­cos su­pon­gan el 45 por cien­to del mer­ca­do hos­pi­ta­la­rio en 2019, se­gún IMS.

GETTY

N. MARTÍN

Fa­cha­da del Mi­nis­te­rio de Sa­ni­dad.

N. MARTÍN

An­to­ni Es­te­ve, pre­si­den­te de Far­main­dus­tria.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.