In­ves­ti­ga­ción en alz­hei­mer: los 400 fár­ma­cos en en­sa­yos han fra­ca­sa­do

La en­fer­me­dad es­tá sien­do un hue­so muy du­ro de roer. Dé­ca­das de in­ves­ti­ga­ción y de mi­les de mi­llo­nes in­ver­ti­dos no han ser­vi­do pa­ra dar con la cla­ve que per­mi­ta re­tra­sar su pro­gre­sión

El Economista - Sanidad - - SANIDAD 1 - JUAN MAR­QUÉS

Los me­di­ca­men­tos con­tra el Alz­hei­mer en el mer­ca­do ape­nas sir­ven pa­ra ali­viar al­gu­nos de los sín­to­mas, a pe­sar de que las far­ma­céu­ti­cas lle­van in­ver­ti­dos mi­les de mi­llo­nes de eu­ros en la bús­que­da de una te­ra­pia efi­caz con­tra es­ta do­len­cia de­ge­ne­ra­ti­va que afec­ta a 900.000 per­so­nas en Es­pa­ña y que lle­ga­rá a im­pac­tar las vi­das de más de 131 mi­llo­nes de per­so­nas en 2050, se­gún el gru­po sin fi­nes de lu­cro Alz­hei­mer’s Di­sea­se In­ter­na­tio­nal.

So­lo en los úl­ti­mos 15 años, se han re­gis­tra­do más de 400 en­sa­yos clí­ni­cos de mo­lé­cu­las pa­ra tra­tar la en­fer­me­dad con una ta­sa de fra­ca­so cer­ca­na al 100 por cien­to, re­cor­da­ba re­cien­te­men­te en la re­vis­ta JAMA Da­vid A. Ben­net, del Cen­tro Rush de la En­fer­me­dad de Alz­hei­mer.

La úl­ti­ma gran far­ma­céu­ti­ca en ti­rar la toa­lla ha si­do Pfi­zer. La mul­ti­na­cio­nal lí­der del sec­tor anun­ció, el pa­sa­do 8 de enero, que aban­do­na la bús­que­da de un tra­ta­mien­to con­tra es­ta en­fer­me­dad y tam­bién el Par­kin­son. Con es­ta de­ci­sión, la far­ma­céu­ti­ca su­pri­mi­rá 300 em­pleos di­rec­tos en el de­par­ta­men­to de dis­co­ve­ring del área de neu­ro­cien­cia y se des­pi­de tam­bién del fon­do lan­za­do en 2015 pa­ra desa­rro­llar nue­vos tra­ta­mien­tos con­tra el

Alz­hei­mer. Pfi­zer ya re­gis­tró un se­ve­ro re­vés en es­ta área en 2012 cuan­do su alian­za con John­son&John­son pa­ra desa­rro­llar ba­pi­ne­zu­mab -una te­ra­pia pa­ra tra­tar a en­fer­mos en la pri­me­ra fa­se de la en­fer­me­dad-, fi­na­li­zó sin éxi­to des­pués de po­ner en mar­cha dos ron­das de en­sa­yos clí­ni­cos.

Tres días des­pués de Pfi­zer, le to­ca­ba el turno a Lund­beck. Su mo­lé­cu­la ida­lo­pir­di­na no arro­ja­ba nin­gún be­ne­fi­cio co­mo in­hi­bi­dor de la co­li­nes­te­ra­sa, se­gún los re­sul­ta­dos de su es­tu­dio en fa­se III en los que han par­ti­ci­pa­do 2.525 pa­cien­tes en fa­se ini­cial o mo­de­ra­da de la en­fer­me­dad.

Lilly tam­bién tu­vo que re­co­no­cer el año pa­sa­do el fra­ca­so de su mo­lé­cu­la so­la­ne­zu­mab en fa­se III di­ri­gi­da a re­du­cir la con­cen­tra­ción de pla­ca de ami­loi­de be­ta, una pro­teí­na que se acu­mu­la en el ce­re­bro de los en­fer­mos y que se cree desem­pe­ña un pa­pel cen­tral en la apa­ri­ción y desa­rro­llo de la en­fer­me­dad. La mul­ti­na­cio­nal es­ta­dou­ni­den­se se des­pe­día así de la ca­rre­ra tras re­co­no­cer un im­pac­to eco­nó­mi­co ne­ga­ti­vo de 3.500 mi­llo­nes de dó­la­res en sus cuen­tas a lo lar­go de 30 años de in­ves­ti­ga­ción.

Y lo mis­mo le ocu­rrió a Ro­che con gan­te­ne­ru­mab, otro an­ti­ami­loi­de fi­na­li­za­do en 2014. Tam­po­co hay me­jo­res no­ti­cias de la alian­za en­tre Bio­gen y Ei­sai en su pro­gra­ma BAN2401, que in­ci­de en la es­tra­te­gia an­ti­ami­loi­de. Es­tas dos far­ma­céu­ti­cas tam­bién desa­rro­llan el in­hi­bi­dor elen­be­ces­tat, que en­tra­rá en fa­se III es­te mis­mo año, y adu­ca­nu­mab, que ha arro­ja­do re­sul­ta­dos es­pe­ran­za­do­res y que po­dría ser una reali­dad pa­ra el año 2020.

A pe­sar de que la in­ves­ti­ga­ción del Alz­hei­mer se ha con­ver­ti­do en una in­ver­sión de ries­go, el sec­tor in­no­va­dor no re­nun­cia a dar con la cla­ve que abra el tra­ta­mien­to efec­ti­vo de es­ta en­fer­me­dad. Más de cien mo­lé­cu­las se en­cuen­tran en fa­se de ex­pe­ri­men­ta­ción cu­brien­do dis­tin­tas es­tra­te­gias te­ra­péu­ti­cas.

Dos te­ra­pias -ma­si­ti­nib y brex­pi­pa­ra­zol- po­drían ser las pri­me­ras en lle­gar al mer­ca­do. Las dos se en­cuen­tran en fa­se III. La pri­me­ra es­tá sien­do desa­rro­lla­da por AB Scien­ce y es­tá di­ri­gi­da a de­te­ner la pro­teí­na tau tóxica, otra de las dia­nas en la in­ves­ti­ga­ción de es­ta en­fer­me­dad. El se­gun­do tra­ta­mien­to en in­ves­ti­ga­ción de la ja­po­ne­sa Ot­su­ka apun­ta al cre­ci­mien­to de los neu­ro­trans­mi­so­res ce­re­bra­les, una lí­nea de in­ves­ti­ga­ción que se es­tá po­ten­cia­do en los úl­ti­mos años, se­gún un in­for­me de Re­sear­chers Against Alz­hei­mer’s pu­bli­ca­do en ju­lio.

En es­tos dos en­fo­ques de in­ves­ti­ga­ción, jun­to con el desa­rro­llo de agen­tes an­ti­ami­loi­des que no se ha aban­do­na­do a pe­sar de los so­no­ros fra­ca­sos, in­ci­den otras sie­te nue­vas mo­lé­cu­las que se po­drían in­cor­po­rar al ar­se­nal te­ra­péu­ti­co en 2019. Has­ta 32 nue­vos agen­tes con­tra el Alz­hei­mer se po­drían lan­zar en los pró­xi­mos cin­co años, 22 de los cua­les son te­ra­pias que mo­di­fi­ca­rían el cur­so de la en­fer­me­dad, mien­tras que diez in­tro­du­ci­rían be­ne­fi­cios en sus sín­to­mas.

ISTOCK

ISTOCK

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.