El lin­fo­ma, un tu­mor ol­vi­da­do

El Economista - Sanidad - - SANIDAD OPINIÓN 36 -

Ca­da año se diag­nos­ti­can en Es­pa­ña más de 7.500 ca­sos de lin­fo­ma y en 2030 se es­pe­ra que la ci­fra su­pere los 9.000 pa­cien­tes. El in­cre­men­to de la es­pe­ran­za de vi­da, jun­to al avan­ce de los úl­ti­mos años en los mé­to­dos diag­nós­ti­cos, pro­du­ci­rán un re­pun­te del 34 por cien­to en los ca­sos de Lin­fo­ma no Hodg­kin en los ma­yo­res de 65 años. Le­jos de re­du­cir es­ta ten­den­cia de­mo­grá­fi­ca ins­ta­la­da en los paí­ses desa­rro­lla­dos, la po­bla­ción en­ve­je­ci­da irá ga­nan­do te­rreno en la pi­rá­mi­de po­bla­cio­nal y es­to pue­de sig­ni­fi­car más y más ca­sos de es­te sub­ti­po de neo­pla­sia en nues­tra so­cie­dad, sin con­tar los lin­fo­mas Hod­king que afec­tan a la po­bla­ción de en­tre 15 y 35 años.

Pe­se al pre­vi­si­ble re­pun­te de la in­ci­den­cia y el con­se­cuen­te au­men­to de la mor­ta­li­dad, pa­re­ce que el lin­fo­ma ha­ya des­apa­re­ci­do de la ac­tua­li­dad. Pa­ra la po­bla­ción es­pa­ño­la re­sul­ta com­pli­ca­do ha­cer­se una idea de qué es un cán­cer lin­fá­ti­co, pues­to que es di­fí­cil ima­gi­nar­se una en­fer­me­dad que es­tá di­se­mi­na­da por el cuer­po y no con­cen­tra­da úni­ca­men­te en una ma­sa tu­mo­ral y que sea el pa­ra­dig­ma de un tu­mor cu­ra­ble y no un si­nó­ni­mo de muer­te. Fue­ron en los lin­fo­mas don­de co­men­za­ron los tra­ta­mien­tos con qui­mio­te­ra­pia com­bi­na­da, al­go que era re­vo­lu­cio­na­rio y que po­cos creían que una en­fer­me­dad con úni­co tra­ta­mien­to pa­lia­ti­vo pu­die­ra cu­rar­se. Fue­ron en los lin­fo­mas don­de se es­ta­ble­ció la in­ves­ti­ga­ción clí­ni­ca re­gla­da, co­mo mé­to­do fun­da­men­tal del pro­gre­so cien­tí­fi­co fren­te a la anar­quía. Por úl­ti­mo, sir­ve de mo­de­lo hasta pa­ra va­lo­rar la to­xi­ci­dad de los tra­ta­mien­tos. He­mos apren­di­do que los pa­cien­tes tra­ta­dos de cán­cer y cu­ra­dos pue­den te­ner se­cue­las a lar­go pla­zo que hay que aten­der y los pa­cien­tes con más lar­gos pe­rio­dos de cu­ra­ción son los lin­fo­mas.

Es cier­to que tie­nen una gran com­ple­ji­dad en su es­tu­dio * -hay un gran nú­me­ro de sub­ti­pos dis­tin­tos de lin­fo­mas en per­ma­nen­te re­vi­sión- y qui­zá por es­to, per­ci­bi­mos que el tu­mor, que en su día fue la ba­se de la On­co­lo­gía mo­der­na, es­tá per­dien­do ca­da vez más in­te­rés en­tre las nue­vas ge­ne­ra­cio­nes que se for­man pa­ra ser fu­tu­ros mé­di­cos, en com­pa­ra­ción con la especializ­ación en otros ti­pos de cán­ce­res co­mo el cán­cer de co­lon, de prós­ta­ta, de pul­món o de ma­ma. Y es­ta ten­den­cia

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.