El Mundo Madrid Int

Una espiral muy peligrosa

Los datos de UEFA y FIFPro alertan de la involución de los jugadores y el aumento de las lesiones

- MIGUEL A. HERGUEDAS DAMNIFICAD­OS CAMAVINGA, LIGAMENTO LATERAL.

Desde su debut en LaLiga, Gavi no había sufrido ni una sola lesión con el Barcelona. Desde aquel 29 de agosto de 2021, a las órdenes de Ronald Koeman ante el Getafe, el joven centrocamp­ista sólo se había perdido dos partidos con los azulgrana por culpa del covid. De hecho, bajo el mando de Xavi, esta temporada ya había disputado 1.172 minutos entre Liga y Champions, el 86,5% del total. Con la selección española, también fue titular en las seis jornadas de clasificac­ión para la Eurocopa, donde únicamente se ausentó durante 67 minutos. A los 19 años, en pleno esplendor físico, el sevillano no sólo vivía un asombroso momento de forma, sino que parecía un futbolista indestruct­ible, inmune a cualquier contingenc­ia. Sin embargo, este domingo, Gavi se quebró de mala manera sobre el césped del José Zorrilla. Las pruebas de ayer confirmaro­n una rotura completa del ligamento cruzado anterior de su rodilla derecha, con afectación en el menisco. Una dolencia que le apartará de la competició­n durante ocho meses. Es decir: adiós a 27 partidos con el Barça y adiós a la Eurocopa y a los Juegos Olímpicos con España.

El caso de Gavi es el último episodio en la extensa nómina de desgracias que ha dejado el parón por seleccione­s. Una plaga que agita, como cada año, el debate sobre la salud de los sobrecarga­do, donde las lesiones son la consecuenc­ia y el calendario, una de las principale­s causas», asegura el fisioterap­euta de un club madrileño de Primera. El desarrollo de su exposición perfila una perspectiv­a poco conocida para el gran público. «Para ellos siempre es difícil encontrar momentos de oxígeno. A nivel mental pueden vivir cerca del burnout, es decir, del agotamient­o emocional. Y a nivel fisiológic­o y biológico viven continuame­nte expuestos al estrés, algo insostenib­le a largo plazo», sostiene.

Durante las dos últimas décadas, el fútbol de máximo nivel ha involucion­ado de un modo preocupant­e. No se trata de una mera valoración especulati­va, sino de un hechocontr­astadocien­tíficament­e por la propia UEFA. Desde 2001, el máximo organismo europeo ha venido desarrolla­ndo un proyecto de investigac­ión, bajo las siglas ECIS, entre 54 clubes de primer nivel para entender mejor el fenómeno de las lesiones. Según este estudio, dirigido por el sueco Jan Ekstrand, la incidencia de las lesiones en el muslo había aumentado de un 12% en 2002, a un 24% en 2022. En la misma proporción, los periodos de baja vinculados a estos problemas musculares habían pasado de un 10% a un 20%.

«Nadie puede cuestionar la evidencia entre el aumento de carga de trabajo y el porcentaje de lesiones. Pero no debemos ceñirnos sólo a las sobrecarga­s o roturas musculares. Existe un alto porcentaje de lesiones traumática­s», revela a EL MUNDO un reputado especialis­ta. «El incremento de la actividad y el cansancio no sólo provocan más traumatism­os, sino que disminuyen la capacidad de respuesta. Es decir, si giras la rodilla de un modo extraño estando muy fatigado tienes menos capacidad de defenderte de esa posible lesión», añade desde su clínica, reconocida desde 2013 como Centro FIFA.

Según los datos de FIFPro, el sindicato mayoritari­o de futbolista­s, entre julio de 2022 y abril de 2023 se contabiliz­aron más de 3.000 lesiones en las cinco mejores ligas europeas (Premier, LaLiga, Serie A, Bundesliga y Ligue 1). Es decir, un promedio de 30 al año por cada equipo. El 64% de ellas afectaron a tejidos blandos, como músculos, tendones y ligamentos. LaLiga, con 487, fue la menos afectada, a larga distancia de la Premier (686). Aún más interesant­e resulta la comparativ­a que FIFPro establece entre generacion­es. Uno los ejemplos más ilustrativ­os es el de Jude Bellingham. Antes de cumplir los 20 años, el madridista disputó 14.445 minutos al máximo nivel, frente a los 9.187 de Michael Owen o los 10.989 de Wayne Rooney, otras estrellas inglesas de ex

Esta temporada, Gavi ha jugado 15 partidos con el Barcelona a cambio de siete millones de euros. Esta temporada, Gavi ha jugado seis partidos con la selección a cambio de comida y alojamient­o. Esta temporada, Gavi no jugará ni un minuto más porque se destrozó la rodilla en un apasionant­e España-Georgia que,

básicament­e, no servía para nada. Bueno, servía para que la Federación hiciera caja.

Esta temporada, Camavinga ha disputado 1.061 minutos con el Real Madrid, bien remunerado­s por parte del club con un sueldo de seis millones de euros. Con Francia se preparaba para seguir sumando a los cerca de 300 minutos gratis que ya acumulaba, cuando se rompió el ligamento lateral externo preparando un duelo de altísimo voltaje contra Gibraltar. Sin él, ganaron 14-0. Emoción en la grada. Vergüenza en la enfermería. Cuando vuelva, el Madrid le habrá añorado durante tres meses, pero no pasa nada porque llegará a la Eurocopa. Y fresco. Gallifante para la UEFA.

Esta temporada, Vinicius llevaba, desde que regresó de su lesión de septiembre, diez partidos con el equipo que le paga 21 millones. Jugaba el tercero con Brasil en el mismo plazo, a cambio de un abrazo y el amor del pueblo, cuando se rompió el bíceps femoral y estará de

baja dos meses y medio. Pese a que las eliminator­ias suramerica­nas son más serias que la sucesión de pachangas europea, lo cierto es que la canarinha se ha clasificad­o siempre de calle desde que, a finales del siglo pasado, se inventaron este modelo de 18 partidos. Sí, 18.

Les dirán que el calendario es una locura. Lo es. Que no hay solución. Quiten los parones de seleccione­s y que las clasificac­iones sean fases cortas en junio. Que hay que llevar a los ídolos a los países sin grandes ligas porque el fútbol es de todos. Lo es, pero pregunten a un georgiano si prefiere ver a España o al Madrid. Que ha sido mala suerte. No lo es cuando en tres meses se han detenido tres veces los torneos de clubes y hay víctimas cada vez. Les dirán muchas cosas y sólo una es cierta: FIFA, UEFA y las Federacion­es son parásitos que viven de los profesiona­les a los que pagan los clubes.

Por supuesto que hay que acortar urgentemen­te el calendario. Sin ellos.

 ?? AFP ?? Gavi, dolorido por su lesión de rodilla, el domingo en el partido de España.
El jugador del Barça se perderá toda la temporada por una lesión del ligamento cruzado y del menisco de la rodilla derecha, sufrida en el triunfo de España ante Georgia (3-1).
El delantero del Real Madrid estará cerca de tres meses fuera tras una rotura del bíceps femoral izquierdo, ocasionada durante la derrota de Brasil en Colombia (2-1).
El francés no volverá a jugar con el Madrid hasta comienzos de 2024 por una rotura del ligamento lateral externo de su rodilla derecha, sufrida tras un choque contra Dembélé durante un entrenamie­nto.
El delantero del Mallorca se lesionó el gemelo izquierdo en el 1-0 de Kosovo ante Israel y permanecer­á de baja entre cuatro y seis semanas.
El centrocamp­ista del PSG (17 años) sufrió un eguince de tobillo derecho durante la goleada de Francia a Gibraltar (14-0) y causará baja hasta comienzos de 2024.
El portero del Manchester United se lastimó el pubis durante el triunfo de Camerún ante Islas Mauricio (3-0). Sin fecha de regreso.
AFP Gavi, dolorido por su lesión de rodilla, el domingo en el partido de España. El jugador del Barça se perderá toda la temporada por una lesión del ligamento cruzado y del menisco de la rodilla derecha, sufrida en el triunfo de España ante Georgia (3-1). El delantero del Real Madrid estará cerca de tres meses fuera tras una rotura del bíceps femoral izquierdo, ocasionada durante la derrota de Brasil en Colombia (2-1). El francés no volverá a jugar con el Madrid hasta comienzos de 2024 por una rotura del ligamento lateral externo de su rodilla derecha, sufrida tras un choque contra Dembélé durante un entrenamie­nto. El delantero del Mallorca se lesionó el gemelo izquierdo en el 1-0 de Kosovo ante Israel y permanecer­á de baja entre cuatro y seis semanas. El centrocamp­ista del PSG (17 años) sufrió un eguince de tobillo derecho durante la goleada de Francia a Gibraltar (14-0) y causará baja hasta comienzos de 2024. El portero del Manchester United se lastimó el pubis durante el triunfo de Camerún ante Islas Mauricio (3-0). Sin fecha de regreso.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain