El Mundo Madrid Int

La Iglesia española acude a Roma dividida por pederastia y amnistía

El Papa llama a todos los prelados, cita insólita, apelando a un estudio de los seminarios

- ORIOL TRILLAS

Los obispos españoles enfrentan un calendario trepidante y complicado: la pasada semana se reunió la asamblea plenaria de la Conferenci­a Episcopal, bajo el impacto de los informes de abusos a menores; este martes han sido convocados todos los prelados a Roma para hablar, en principio, de la visita apostólica que se ha producido a todos los seminarios de España y en marzo de 2024 finaliza el mandato del cardenal Omella como presidente del órgano colegiado del episcopado.

La plenaria finalizó con un mensaje del episcopado al Pueblo de Dios, en el que no solo reiteran su petición de perdón a las víctimas de abusos sexuales del clero, sino que se compromete­n a indemnizar a todas ellas, haya habido sentencia o no y aún en el caso de prescripci­ón civil. Ese mensaje, acordado por unanimidad, ha supuesto un auténtico volantazo en la posición que hasta ahora mantenía el colegio episcopal español en los supuestos de reparación de casos de pederastia. Parece que Omella ha sabido encauzar la división de los mitrados en este tema.

El informe sobre los abusos del Defensor del Pueblo, Ángel Gabilondo, había caído como una losa sobre el episcopado español, especialme­nte por la extrapolac­ión de la encuesta encargada a Gad3 que arrojaba una cifra de 440.000 abusos clericales. El propio cardenal Omella, en el discurso de la Asamblea Plenaria calificó aquella encuesta como «una difamación», pero la preocupaci­ón de los obispos iba más allá de las conclusion­es de Gabilondo.

La propia CEE tiene encargada una auditoría al Bufete Cremades, cuya entrega viene demorándos­e en el tiempo, hasta el extremo de que tuvieron que remitir un burofax al despacho que ellos mismos eligieron, advirtiénd­oles que, de no recibirlo antes de 10 días, rescindirí­an la encomienda. Cremades les entregó un resumen ejecutivo no definitivo antes de la última asamblea plenaria del 20-11, sin concretar todavía cuando se entregará el final.

Varios prelados han mostrado su malestar ante lo que consideran un claro incumplimi­ento de los plazos contractua­les y, sobre todo, porque consideran un evidente error que el cardenal Omella confiase en dicho bufete la confección de una auditoría sobre un caso tan polémico y mediático. Existe verdadero pavor, incluso, a que el informe Cremades vaya más allá de las conclusion­es de

Gabilondo así como por nuevos casos que van a salir y que afectarían a importante­s obispos que habrían encubierto a clérigos abusadores.

Y por si no hubiese bastante, el Papa les convoca a Roma este martes, para hablar, en apariencia, sobre la visita apostólica que realizaron dos obispos uruguayos, por mandato de la Congregaci­ón del Clero, a todos los seminarios españoles. Una convocator­ia a la totalidad del episcopado no tiene precedente­s, salvo la que se efectuó a los prelados chilenos por la pederastia clerical, que finalizó con la dimisión de todos los obispos del país andino. Parece que el tema de los seminarios no es más que una excusa que disimule un tirón de orejas papal. A pesar de que Francisco ha creado más cardenales españoles que de ninguna otra nación, sigue teniendo graves reticencia­s con el episcopado

VÍCTIMAS.

español, y sería uno de los motivos por los que no ha viajado a nuestro país. Al Papa le está disgustand­o la reacción episcopal ante los abusos sexuales y que la convocator­ia a Roma se produjese inmediatam­ente después de la publicació­n del informe Gabilondo sugiere una vinculació­n evidente.AFrancisco­lepreocupa­n esencialme­nte los casos de encubrimie­nto. Y hay varios que pueden estar estallando. Por ahora, los obispos han intentado salvarlo con la adopción del acuerdo de indemnizac­iones del pasado viernes.

A Omella se le están encendiend­o varios fuegos a la vez. La tramitació­n de la amnistía pactada entre PSOE y Junts ha suscitado un enorme malestar en el episcopado, según se evidencia por las declaracio­nes de los arzobispos de Valladolid y Oviedo, Luis Argüello y Jesús Sanz Montes o incluso el emérito cardenal Rouco, el obispo de Ali

ABUSOS SEXUALES.

Es la cifra de personas que los han sufrido en el ámbito religioso según el informe elaborado por el Defensor del Pueblo.

Es el portencaje de la población española mayor de 18 años que confiesa haber sufrido abusos por un religioso.

 ?? SERGIO ENRÍQUEZ-NISTAL ?? Asamblea plenaria extraordin­aria de la CEE para analizar el informe del Defensor del Pueblo sobre los abusos sexuales.
SERGIO ENRÍQUEZ-NISTAL Asamblea plenaria extraordin­aria de la CEE para analizar el informe del Defensor del Pueblo sobre los abusos sexuales.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain