El Mundo Madrid Int

Primer ERE en una década

- JOSÉ M. RODRÍGUEZ SILVA HOJA DE RUTA

Telefónica confirma a los sindicatos que recortará plantilla en sus tres principale­s sociedades en España, que emplean a unas 16.000 personas El operador no ha presentado la cifra de puestos de trabajo afectados

Telefónica trasladó ayer a los sindicatos que ejecutará un ERE para reducir su plantilla en España, el primero que lleva a cabo en una década tras haber optado anteriorme­nte por planes de salidas voluntaria­s.

Durante la segunda reunión para negociar el convenio colecetivo, la empresa no puso sobre la mesa el número de afectados, pero dado que el ERE debe afectar a, al menos, el 10% de la plantilla y hay unos 16.000 empleados en las sociedades afectadas, la cifra superará con amplitud los miles de trabajador­es. Bajo el formato del plan de salidas voluntaria­s, se preveía que hubiera unas 2.300 salidas, por lo que se espera ahora una cifra similar.

«Hoy lunes han continuado las reuniones con los representa­ntes de los trabajador­es para la negociació­n del III Convenio de Empresas vinculadas. Asimismo, se ha informado por parte de la empresa de la intención de realizar un despido colectivo en Telefónica de España, Telefónica Móviles y Telefónica Soluciones de Informátic­a y Comunicaci­ón», señaló la empresa en una nota pública.

Telefónica ha justificad­o el ajuste de plantilla por el exceso de personal en algunas áreas del grupo, especialme­nte las relacionad­as con la red de cobre, que se apagará en 2024, con lo que los empleados dedicados a mantenerla no serán necesarios. En paralelo, la compañía también quiere reducir su huella territoria­l y cerrar numerosas sedes y oficinas con baja ocupación, por lo que el ERE puede convertirs­e en una alternativ­a para los afectados que no quieran desplazars­e al nuevo centro de trabajo.

La apuesta por el ERE hará que la negociació­n se reparta en tres mesas, una por cada sociedad afectada. Se espera que el grueso del impacto lo sufra Telefónica España, la sociedad que alberga la red y tiene los empleados de mayor edad. En paralelo, habrá una cuarta mesa en la que los sindicatos mayoritari­os (CCOO, UGT y Sumados-Fetico) deberán tratar también el nuevo convenio colectivo del grupo, en la que las organizaci­ones reclaman un formato interanual y nuevas medidas como la reducción de jornada a 35 horas, demandada por UGT.

Las partes volverán a reunirse el jueves para estudiar avances en la negociació­n para el convenio colectivo. Asimismo, a partir del lunes, podrían constituir­se las mesas de negociació­n del ERE, ya que es cuando vence el plazo legal para crearla tras el preaviso entregado ayer por la empresa. Entre los representa­ntes de los trabajador­es se da por hecho que Telefónica continuará con un proceso voluntario y consensuad­o con las organizaci­ones, tal y como señaló el consejero delegado, Ángel Vilá, durante la presentaci­ón del nuevo plan estratégic­o de la empresa.

PRIMER ERE DESDE 2013

La reestructu­ración de plantilla planteada supone la primera vez que Telefónica recurre a un ERE desde 2013, cuando cerró su último proceso de estas caracterís­ticas. Este expediente de regulación de empleo estuvo tres años abierto, y supuso la salida de 6.830 trabajador­es.

Asimismo, provocó un choque con el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, que provocó la aprobación de la llamada Enmienda Telefónica. Esta regulación obliga a que las empresas con beneficios que realicen un ERE para mayores de 50 años estén obligadas a hacer aportacion­es económicas al Tesoro Público para compensar el aumento de gasto que supone en prestacion­es de desempleo esta medida. En

Aunque no hay una cifra cerrada, se estima que podrían quedar alcanzar a unas 2.400 personas de la organizaci­ón, con Telefónica España como sociedad con mayor recorte de plantilla.

CAUSAS.

Telefónica no ha trasladado aún a los sindicatos la razón formal del expediente, pero sí ha mencionado la sobredimen­sión de la plantilla en áreas como el mantenimie­nto de la red como motivo fundamenta­l para el grupo. A nivel corporativ­o, la compañía acumula 1.262 millones de euros de beneficio neto hasta septiembre, por lo que no podría argumentar pérdidas

FECHAS CLAVE.

El próximo jueves Telefónica convocará a una nueva negociació­n a los sindicatos para seguir discutiend­o la renovación del convenio. Las mesas para el ERE no se podrán constituir hasta el próximo lunes, siete días después del preaviso. 2021, la compañía seguía realizando aportacion­es al Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) por el ERE aprobado en 2011.

Desde entonces, el grupo abogó por utilizar los conocidos como PSI (Planes de Suspensión Individual) para reducir plantilla. Telefónica ejecutó uno en 2015, uno en 2019 y otro en 2022, en el que 2.347 empleados cortaron su vinculació­n con la compañía. A través de este mecanismo, el operador ha ido reduciendo la plantilla de mayor edad durante la última década. Esta medida además no suponía costes para el erario público, ni aportacion­es al Tesoro por parte de la empresa. Bajo la óptica de los trabajador­es, el ERE cuenta con un tratamient­o fiscal más favorable.

A nivel financiero, se prevé que Telefónica provisione unos 1.000 millones de euros durante el próximo trimestre para hacer frente a las indemnizac­iones que irá abonando durante el proceso. La compañía señaló durante la presentaci­ón de su hoja de ruta hasta 2026, bautizada como GPS, que dos tercios del crecimient­o del 1% del beneficio bruto (Ebitda) proyectado para ese periodo lo generarían la búsqueda de eficiencia­s, que se buscarían entre otros lugares en las organizaci­ones «sobredimen­sionadas» dentro del grupo, así como con medidas de eficiencia energética y digitaliza­ción.

 ?? DAVID ZORRAKINO/ EUROPA PRESS ?? El presidente ejecutivo de Telefónica, José María Álvarez-Pallete.
DAVID ZORRAKINO/ EUROPA PRESS El presidente ejecutivo de Telefónica, José María Álvarez-Pallete.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain