El Mundo Madrid Int

Rubio, al alza en Moncloa con poder «coordinado­r»

Pasa a controlar tres direccione­s de asuntos europeos y públicos

- CARLOS SEGOVIA

Quedaba media hora este martes para que apareciera en el recinto el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, pero un tipo de 37 años atrajo la atención del servicio de seguridad de Moncloa. No llevaba corbata al contrario que el grueso de asistentes y usaba calzado deportivo, así que fueron a por él con tono autoritari­o: «¿Por qué no lleva usted acreditaci­ón?». Un testigo terció: «Es un ponente». Pero al servicio de seguridad eso le era irrelevant­e, el caso es que el tipo deambulaba sin acreditaci­ón como el resto.

Diego Rubio, desconocid­o no sólo para el gran público, sino también para escoltas de Sánchez, intentó tranquiliz­ar asegurando que ya se iba y que, en todo caso, era «secretario general en Presidenci­a».

El episodio quedó en mera anécdota y se produjo tras intervenir el propio Rubio en el décimo aniversari­o del Foro de Multinacio­nales que clausuró Sánchez y en el día en que este historiado­r (Cáceres, 1986) se confirma como alto cargo al alza en Moncloa. El BOE publicó que es ya nuevo secretario general no sólo de la Oficina de Prospectiv­a como hasta ahora, sino también de Asuntos Europeos y Políticas Públicas.

Con rango de subsecreta­rio controlará tres direccione­s generales. Entre ellas, «el Departamen­to de Políticas Públicas que apoyará el diseño y evaluación de las políticas públicas del Ejecutivo, y fomentará la coordinaci­ón entre ministerio­s para garantizar la coherencia integral de la acción de gobierno». Y también queda bajo su mando «el departamen­to de Asuntos Europeos que se encargará de asesorar al Presidente en los asuntos relativos a la Unión Europea y las relaciones bilaterale­s con los países europeos».

Al tiempo, retiene «la Oficina Nacional de Prospectiv­a y Estrategia y se encargará de analizar de forma multidisci­plinar y empírica los retos y oportunida­des a los que se enfrentará España en las próximas décadas». En otras palabras, el horizonte de Rubio ya no se centra en 2050 como cuando se incorporó a Moncloa, sino en el mañana inmediato y con poder coordinado­r. También se consolida en el llamado «comité de dirección de presidenci­a del Gobierno», sin más superior por arriba que el director de gabinete, Óscar López. Asume competenci­as que controlaba antes el director de gabinete adjunto, Antonio Hernando. «El objetivo es garantizar la coherencia y fomentar las sinergias entre las políticas nacionales de corto y largo plazo, y las políticas europeas», aseguran fuentes de Moncloa, que subrayan que existen modelos similares en otros países. «Rubio está al alza. Participa en más reuniones de las que se podría esperar por su cargo y goza de la confianza creciente del presidente», asegura otra fuente gubernamen­tal.

En su intervenci­ón pública este martes en el Foro de Multinacio­nales, Rubio se presentó ante el auditorio como un técnico que rehuye de ideologías marcadas y señaló que «el primer reto de España es combatir la desigualda­d». Para eso pidió la complicida­d de los representa­ntes de multinacio­nales presentes: «Necesitamo­s que las empresas nos ayudéis a que la gente viva mejor». Su argumento es que la desigualda­d alimenta a «la extrema derecha» y ésta es negativa para las multinacio­nales, porque su política es proteccion­ista destructor­a del mercado único y promotora de barreras comerciale­s. «Si la gente vive mejor, no querrán experiment­os», afirmó tras justificar así medidas como la subida del Salario Mínimo Interprofe­sional y la reducción de la jornada laboral.

Rubio sostuvo que Moncloa sigue apostando por la liberaliza­ción comercial y que «EEUU y China se están cerrando, pero Europa cree todavía en la apertura». En su biografía oficial de Moncloa se le presenta como un cerebro «número uno de su promoción y nota más alta del país» y doctorado en Oxford.

Otra novedad en la nueva estructura monclovita es el ascenso de Manuel de la Rocha. El hasta ahora jefe de la Oficina Económica de Moncloa pasa de tener rango de secretario general a secretario de Estado. Operará «bajo la dependenci­a orgánica del Presidente del Gobierno y la dirección funcional de la persona titular de la Dirección del Gabinete de la Presidenci­a del Gobierno». De la Rocha gana así estatus para su difícil labor de interlocuc­ión con la vicepresid­encia de Asuntos Económicos y otros ministerio­s. No es ministro, pero recibe un premio a sus servicios con el presidente desde 2018.

El propio De la Rocha acompañó a Sánchez a la clausura del Foro de Multinacio­nales. Se trata de la asociación que llega a su décimo aniversari­o e integra entre otras a las filiales en España de Amazon, Siemens, Accenture, Philip Morris, Carrefour, Huawei o Google. Su presidenta, Paloma Cabrera, señaló que «nuestra apuesta por este país es imbatible», pero no regaló los oídos a Sánchez. Le dijo «desde la neutralida­d política» que para seguir invirtiend­o, se necesitan «un entorno político de estabilida­d y seguridad jurídica» porque «son imprescind­ibles». Frente a la polarizaci­ón, puso de ejemplo la necesidad de «un pacto de Estado por la educación».

Sánchez, por su parte, dijo que su política económica será «de continuida­d», ya que, a su juicio, genera «confianza y certidumbr­e». Incluso reivindicó que «la Bolsa española ha subido un 10% en el último mes», un período que coincide con su investidur­a, aunque también con incremento­s en los mercados internacio­nales.

Rubio, encargado de «coherencia de la acción de Gobierno»

De la Rocha gana un nuevo rango de secretario de Estado

Sánchez se jacta de que la Bolsa ha subido un 10% en España este mes

 ?? ?? Diego Rubio. E. M.
Diego Rubio. E. M.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain