Las car­gas de los Mos­sos abren otra cri­sis en el Go­bierno ca­ta­lán

El País (América) - - ESPAÑA - RE­BE­CA CARRANCO,

Las car­gas de los Mos­sos el jue­ves en Te­rras­sa y Gi­ro­na con­tra ac­ti­vis­tas que pre­ten­dían boi­co­tear ma­ni­fes­ta­cio­nes de Vox, y que rom­pie­ron cor­do­nes po­li­cia­les, lan­za­ron ob­je­tos y que­ma­ron

Las crí­ti­cas a los Mos­sos pro­vie­nen de sus pro­pios je­fes po­lí­ti­cos, no de la opo­si­ción, al­go que pro­vo­có un pro­fun­do ma­les­tar en el cuer­po. Buch afir­mó en TV3 que “al­gu­nas de las imá­ge­nes” de las car­gas “no se aca­ban de ajus­tar a los prin­ci­pios de una po­li­cía de­mo­crá­ti­ca” y ase­gu­ró que no le “tem­bla­rá el pul­so” si tie­ne que echar a agen­tes de los an­ti­dis­tur­bios. Los sin­di­ca­tos ma­yo­ri­ta­rios de la po­li­cía ca­ta­la­na exi­gie­ron su di­mi­sión, le acu­sa­ron de ser el con­se­je­ro de los Co­mi­tés de De­fen­sa de la Re­pú­bli­ca (CDR), con­vo­can­tes de las pro­tes­tas, y le re­pro­cha­ron que pon­ga en du­da su tra­ba­jo. “¡Bas­ta ya!”, re­cla­ma­ron.

Has­ta aho­ra, la CUP ha­bía li­de­ra­do las crí­ti­cas a los Mos­sos y al ti­tu­lar de In­te­rior por las car­gas en las úl­ti­mas ma­ni­fes­ta­cio­nes con al­ter­ca­dos, co­mo las del sin­di­ca­to Ju­sa­pol o el in­ten­to de en­trar a la fuer­za en el Par­la­ment en el aniver­sa­rio del re­fe­rén­dum. Ayer se su­mó el prin­ci­pal so­cio de Go­bierno de To­rra. “Mos­tra­mos el ma­les­tar y la preo­cu­pa­ción por las ac­tua­cio­nes des­pro­por­cio­na­das de los Mos­sos”, es­cri­bió en Twit­ter la por­ta­voz de ERC, Marta Vi­lal­ta. El partido ya ha pe­di­do una reunión con Buch.

La pre­sión lle­gó in­clu­so de las pro­pias fi­las de Junts per Ca­ta­lun­ya. “No po­de­mos to­le­rar que nin­gún agen­te con es­cu­do de la Ge­ne­ra­li­tat se com­por­te co­mo los que vi­nie­ron a apa­lear­nos [el 1 de oc­tu­bre]. Si hay que ex­pul­sar a agen­tes de la Bri­mo [an­ti­dis­tur­bios], se tie­ne que ha­cer sin más di­la­ción”, es­cri­bió el vi­ce­pre­si­den­te pri­me­ro del Par­la­ment, per­so­na de con­fian­za de Puig­de­mont, y com­pa­ñe­ro de fi­las de Buch, Jo­sep Cos­ta. Tam­bién la ANC ta­chó de “des­pro­por­cio­na­das” las car­gas.

El con­se­je­ro del In­te­rior y To­rra se re­uni­rán el do­min­go, cuan­do con­te­ne­do­res pa­ra lo­grar­lo, ha abier­to una nue­va cri­sis en el Go­bierno ca­ta­lán. El pre­si­den­te, Quim To­rra, exi­ge al con­se­je­ro del In­te­rior, Mi­quel Buch, que en cua­tro días de­pu­re la cú­pu­la de la po­li­cía ca­ta­la­na, un cuer­po el pre­si­den­te ca­ta­lán re­gre­se de Bru­se­las. “Le aca­ba­ré de in­for­mar y to­ma­re­mos las de­ci­sio­nes con­jun­ta­men­te”, ex­pli­có Buch. In­te­rior es­tá de­ci­dien­do to­da­vía si el je­fe de los Mos­sos, Mi­quel Es­quius, asis­ti­rá a la reunión.

La in­ten­ción, in­sis­ten fuen­tes del de­par­ta­men­to, es re­vi­sar las imá­ge­nes y, des­pués, ana­li­zar si es ne­ce­sa­rio to­mar de­ci­sio­nes, co­mo po­drían ser la aper­tu­ra de ex­pe­dien­tes, cam­bios en la cú­pu­la o al fren­te de la Bri­mo. El pro­pio To­rra, en unas de­cla­ra­cio­nes pos­te­rio­res, re­ba­jó la exi­gen­cia a “cam­bios en los pro­to­co­los”, sin des­car­tar tam­po­co mo­di­fi­ca­cio­nes en la es­truc­tu­ra de la po­li­cía.

Ciu­da­da­nos ta­chó de “inad­mi­si­ble” en ten­sión per­ma­nen­te des­de el re­fe­rén­dum del 1 de oc­tu­bre. El vi­ce­pre­si­den­te del Par­la­ment, Jo­sep Cos­ta, pi­dió ex­pul­sar a an­ti­dis­tur­bios. ERC ta­chó de “des­pro­por­cio­na­da” la ac­tua­ción y la CUP re­cla­mó la di­mi­sión de Buch.

/ CRIS­TÓ­BAL CAS­TRO

Los an­ti­dis­tur­bios in­ter­vie­nen con­tra los ma­ni­fes­tan­tes el pa­sa­do jue­ves en Te­rras­sa.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.