Moscú re­pli­ca a las san­cio­nes de EE UU con la ex­pul­sión de 60 di­plo­má­ti­cos

El País (Andalucía) - - INTERNACIONAL - A. MARS,

Ru­sia em­pie­za a ac­cio­nar la pa­lan­ca de re­pre­sa­lias con­tra los paí­ses que han ex­pul­sa­do a di­plo­má­ti­cos ru­sos por el ca­so del es­pía en­ve­ne­na­do en Reino Uni­do. El mi­nis­tro de Ex­te­rio­res, Ser­guéi La­vrov, anun­ció es­te jue­ves que 60 di­plo­má­ti­cos de EE UU ten­drán que de­jar el país, el mis­mo nú­me­ro al que Washington cas­ti­gó, y que el Con­su­la­do de San Pe­ters­bur­go ten­drá que ce­rrar. Se es­pe­ra que la mis­ma me­di­da sea apli­ca­da a los paí­ses eu­ro­peos que san­cio­na­ron a Moscú.

La res­pues­ta se es­pe­ra­ba des­de el pa­sa­do lu­nes, cuan­do al me­nos 26 paí­ses ac­tua­ron de for­ma coor­di­na­da con­tra Ru­sia por con­si­de­rar­la res­pon­sa­ble del in­ten­to de ase­si­na­to con un agen­te quí­mi­co del es­pía ru­so Ser­guéi Skri­pal y de su hi­ja el pa­sa­do 4 de mar­zo en Sa­lis­bury (Reino Uni­do). El Krem­lin ta­chó la de­ci­sión de

“chan­ta­je co­lo­sal” y ad­vir­tió de que ha­bría una con­tes­ta­ción “si­mé­tri­ca”.

Ade­más de la ex­pul­sión de di­plo­má­ti­cos, EE UU ha­bía or­de­na­do el cie­rre del Con­su­la­do ru­so en Seattle y es­te jue­ves Moscú ha re­ti­ra­do “el per­mi­so pa­ra el fun­cio­na­mien­to en San Pe­ters­bur­go del Con­su­la­do ge­ne­ral de Es­ta­dos Uni­dos”. “Li­te­ral­men­te, en es­tos mo­men­tos el em­ba­ja­dor nor­te­ame­ri­cano ha si­do ci­ta­do en la Can­ci­lle­ría, don­de se le es­tá co­mu­ni­can­do el con­te­ni­do de las me­di­das de res­pues­ta con­tra EE UU”, di­jo La­vrov en una rue­da de pren­sa, se­gún Fran­ce Pres­se.

Los di­plo­má­ti­cos —58 des­ti­na­dos en la Em­ba­ja­da en Moscú y dos en el Con­su­la­do ge­ne­ral de Ye­ka­te­rim­bur­go— han si­do de­cla­ra­dos per­so­nas non gra­tas y de­be­rán mar­char­se de Ru­sia co­mo muy tar­de el 5 de abril, se­gún la mis­ma fuen­te.

La por­ta­voz del De­par­ta­men­to de Es­ta­do de EE UU, Heat­her Nauert, cri­ti­có las san­cio­nes. “Ru­sia ha to­ma­do un ca­mino la­men­ta­ble fren­te a nues­tras me­di­das per­fec­ta­men­te jus­ti­fi­ca­das”, de­fen­dió Nauert du­ran­te una rue­da de pren­sa en Washington. “Ru­sia no tie­ne por qué ac­tuar co­mo una víc­ti­ma. Las úni­cas víc­ti­mas aquí son las que en es­tos mo­men­tos se en­cuen­tran en el hos­pi­tal”, abun­dó Nauert en re­fe­ren­cia al es­pía en­ve­ne­na­do y a su hi­ja. Washington se re­ser­va “el de­re­cho a res­pon­der”, aña­dió.

La ten­sión en­tre Oc­ci­den­te y Ru­sia, que re­cha­za cual­quier par­ti­ci­pa­ción en lo ocu­rri­do, se si­túa en ni­ve­les que re­cuer­dan a los de la Gue­rra Fría. Al ata­que quí­mi­co se su­ma la acu­sa­ción de in­ten­tar in­ter­fe­rir en pro­ce­sos elec­to­ra­les de otros paí­ses.

In­je­ren­cia

La in­je­ren­cia ru­sa en EE UU, que Moscú siem­pre ha ne­ga­do, lle­vó a Washington a la ex­pul­sión de 35 di­plo­má­ti­cos en di­ciem­bre de 2016. El pre­si­den­te ru­so, Vla­dí­mir Pu­tin, sor­pren­dió al no res­pon­der in­me­dia­ta­men­te y aguar­dar a una me­jor re­la­ción con Do­nald Trump, quien aún no ha­bía en­tra­do en el Des­pa­cho Oval.

Sin em­bar­go, en ju­lio de 2017, cuan­do el Se­na­do es­ta­dou­ni­den­se apro­bó nue­vas san­cio­nes, Moscú or­de­nó re­du­cir el nú­me­ro de di­plo­má­ti­cos en 755, has­ta que­dar en 455, los mis­mos que en­ton­ces te­nía Ru­sia en Es­ta­dos Uni­dos.

Trump res­pon­dió con sor­na: “Quie­ro dar las gra­cias por­que es­ta­mos tra­tan­do de re­cor­tar nues­tro gas­to en nó­mi­nas”. Es­tos días, en cambio, el pre­si­den­te guar­da si­len­cio so­bre Ru­sia, las san­cio­nes y Pu­tin. Ex­pan­si­vo en su cuen­ta de Twit­ter so­bre múl­ti­ples asun­tos, no ha men­cio­na­do al lí­der ru­so.

/ REU­TERS

El pre­si­den­te ru­so, Vla­dí­mir Pu­tin, du­ran­te su reunión del jue­ves con su mi­nis­tro de Ener­gía, Alexander No­vak, en Moscú.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.