Fun­da­ción Na­turgy

A gran­des ma­les, pe­que­ños re­me­dios

El País - Especiales - - SUMARIO -

“EN ES­PA­ÑA, UN 10% DE LA PO­BLA­CIÓN SE EN­CUEN­TRA EN SI­TUA­CIÓN DE VUL­NE­RA­BI­LI­DAD ENER­GÉ­TI­CA POR FAL­TA DE RE­CUR­SOS Y UNA VI­VIEN­DA NO EFI­CIEN­TE ENER­GÉ­TI­CA­MEN­TE” Mar­tí So­là (di­rec­tor ge­ne­ral de la Fun­da­ción Na­turgy)

Los hi­jos de M. P., ma­dre de fa­mi­lia de Bar­ce­lo­na que pre­fie­re no dar su nom­bre, pa­sa­ban frío en su ha­bi­ta­ción por­que el ca­lor se es­ca­pa­ba por la vie­ja ven­ta­na de ma­de­ra, agrie­ta­da y con va­rios ro­tos en sus cris­ta­les. “Te­nía­mos que po­ner un ra­dia­dor du­ran­te gran par­te del día, y es­to au­men­ta­ba más la fac­tu­ra eléc­tri­ca”, re­cuer­da. Tam­po­co po­dían usar el agua ca­lien­te, pues­to que los tu­bos de eva­cua­ción del ca­len­ta­dor lle­va­ban más de un año ro­tos. Por suer­te, M. P. habla en pa­sa­do. Su fa­mi­lia es be­ne­fi­cia­ria del Fon­do So­li­da­rio de Reha­bi­li­ta­ción Ener­gé­ti­ca de la Fun­da­ción Na­turgy, que ha per­mi­ti­do cam­biar la ven­ta­na de­te­rio­ra­da, re­pa­rar pe­que­ñas ave­rías que res­ta­ban con­fort a su ho­gar y sus­ti­tuir las bom­bi­llas in­can­des­cen­tes por LED. El ori­gen de es­ta ini

cia­ti­va es el es­tu­dio Re-ha­bi­li­ta­ción ex­prés en ho­ga­res vul­ne­ra­bles. So­lu­cio­nes de ba­jo

cos­te, que la Fun­da­ción Na­turgy im­pul­só y pu­bli­có co­mo par­te del Plan de Vul­ne­ra­bi­li­dad Ener­gé­ti­ca del gru­po, y que re­co­ge 76 so­lu­cio­nes de ba­jo cos­te pa­ra ha­cer los ho­ga­res más efi­cien­tes ener­gé­ti­ca­men­te.

“En Es­pa­ña, al­re­de­dor de un 10% de la po­bla­ción se en­cuen­tra en una si­tua­ción de vul­ne­ra­bi­li­dad ener­gé­ti­ca, se­gún va­rios es­tu­dios. En la ma­yo­ría de los ca­sos son si­tua­cio­nes ge­ne­ra­li­za­das de fal­ta de re­cur­sos eco­nó­mi­cos, que se ven agra­va­das por el he­cho de que en nues­tro país más del 80% del par­que de vi­vien­das no son efi­cien­tes ener­gé­ti­ca­men­te y, por lo tan­to, con­su­men una can­ti­dad ex­ce­si­va de ener­gía”, ex­pli­ca Mar­tí So­là, di­rec­tor ge­ne­ral de la Fun­da­ción Na­turgy. “Las cau­sas del pro­ble­ma son una com­bi­na­ción de ba­jo ni­vel de ren­ta, con ba­jo ni­vel de efi­cien­cia ener­gé­ti­ca en los ho­ga­res y una fac­tu­ra ener­gé­ti­ca en au­men­to”, in­ter­vie­nen Efraim Cen­teno y Jo­sé Car­los Ro­me­ro, di­rec­tor y coor­di­na­dor, res­pec­ti­va­men­te, de la Cá­te­dra de Ener­gía y Po­bre­za de la Uni­ver­si­dad Pon­ti­fi­cia Co­mi­llas.

“Es­ta­mos mejor que en 2010, pe­ro que­da mu­cho por ha­cer”, con­clu­yen Cen­te- no y Ro­me­ro. Al me­nos he­mos re­co­no­ci­do co­mo so­cie­dad que exis­te un pro­ble­ma, “y tan­to los po­de­res pú­bli­cos co­mo el sec­tor pri­va­do y el ter­cer sec­tor es­tán co­la­bo­ran­do se­ria­men­te pa­ra ata­jar­lo”. En su opi­nión, la so­lu­ción pa­sa por una su­ma de me­di­das pa­lia­ti­vas, ti­po bono so­cial; y es­truc­tu­ra­les, co­mo la ela­bo­ra­ción de una es­tra­te­gia na­cio­nal pa­ra la lu­cha con­tra la po­bre­za ener­gé­ti­ca. “Es esen­cial que se ha­ga a tra­vés de un pro­ce­so par­ti­ci­pa­ti­vo que cuen­te con to­dos los ac­to­res: em­pre­sas su­mi­nis­tra­do­ras, ad­mi­nis­tra­cio­nes, aso­cia­cio­nes de con­su­mi­do­res, ONG, per­so­nas afec­ta­das, uni­ver­si­da­des o co­le­gios pro­fe­sio­na­les”, in­ci­den am­bos ex­per­tos, que, en es­te con­tex­to, dan la bien­ve­ni­da al Fon­do de la Fun­da­ción Na­turgy por ata­car una de las cau­sas es­truc­tu­ra­les de es­te dra­ma: la ma­la ca­li­dad ener­gé­ti­ca del par­que de vi­vien­da. “Es una me­di­da pa­lia­ti­va in­tere­san­te”, co­men­tan.

Re­for­mas de con­cien­cia­ción

Ac­tua­cio­nes en sue­los, cu­bier­tas, car­pin­te­ría y vi­drios y pro­tec­cio­nes so­la­res. Des­pués de ana­li­zar la si­tua­ción en cua­tro ciu­da­des es­pa­ño­las — Ma­drid, Bar­ce­lo­na, Se­vi­lla y A Co­ru­ña—, se­lec­cio­na­das por su re­pre­sen­ta­ti­vi­dad cli­má­ti­ca y po­bla­cio­nal, la in­ves­ti­ga­ción Re-ha­bi­li­ta­ción ex­prés pa­ra ho­ga­res vul­ne­ra­bles. So­lu­cio­nes de ba­jo cos­te, di­ri­gi­da por Mar­ga­ri­ta de Lu­xán Gar­cía de Die­go, ca­te­drá­ti­ca emé­ri­ta de la Uni­ver­si­dad Po­li­téc­ni­ca de Ma­drid, pro­po­ne me­jo­ras cons­truc­ti­vas que no cues­ten más de 8.000 eu­ros, de apli­ca­ción sen­ci­lla, cu­ya pues­ta en obra sea rá­pi­da y que se pue­dan rea­li­zar des­de el in­te­rior de la vi­vien­da. “Una re­for­ma ex­prés de sie­te me­di­das —de las 76 pro­pues­tas en el es­tu­dio— au­men­ta un 22% los

UNA RE­FOR­MA EX­PRÉS DE SIE­TE ME­DI­DAS

— DE LAS 76 PRO­PUES­TAS— AU­MEN­TA UN 22% LOS DÍAS DE BIE­NES­TAR AL AÑO SIN CON­SU­MO EX­TRA DE ENER­GÍA, Y PUEDE SU­PO­NER UN AHO­RRO DE HAS­TA 650 EU­ROS ANUA­LES

días de bie­nes­tar al año sin con­su­mo ex­tra de ener­gía, y las so­lu­cio­nes adop­ta­das pue­den su­po­ner un aho­rro de has­ta 650 eu­ros anua­les”, cal­cu­la el es­tu­dio.

Con es­ta in­ves­ti­ga­ción co­mo guía, la Fun­da­ción Na­turgy ya ha­bía em­pe­za­do con las reha­bi­li­ta­cio­nes, pe­ro aho­ra la idea es in­cre­men­tar­las a tra­vés del Fon­do So­li­da­rio. Lo pri­me­ro es con­tac­tar a las fa­mi­lias en si­tua­ción de vul­ne­ra­bi­li­dad ener­gé­ti­ca, pa­ra lo cual ha fir­ma­do con­ve­nios de co­la­bo­ra­ción con en­ti­da­des que tra­ba­jan con ellas, en­tre otras, Fun­da­ción Ha­bi­tat3, Fun­da­ció Fo­ment de l’Ha­bi­tat­ge So­cial, Fun­da­ción de Ca­ri­dad La Cons­truc­to­ra Be­né­fi­ca, Cá­ri­tas o Cruz Ro­ja.

En pa­ra­le­lo al tra­ba­jo fí­si­co, el que rea­li­zan los obre­ros cam­bian­do ele­men­tos de una vi­vien­da, se desa­rro­lla otro tra­ba­jo, igual­men­te im­por­tan­te, de con­cien­cia­ción. O así lo per­ci­be, al me­nos, M. P. “No era cons­cien­te del de­rro­che ener­gé­ti­co, ya que nun­ca pen­sé que po­dría aho­rrar sin per­der bie­nes­tar; mi aho­rro se ba­sa­ba, sim­ple­men­te, en no usar la luz”, re­co­no­ce. Ella y su fa­mi­lia vie­ron la luz, nun­ca mejor di­cho, cuan­do les sus­ti­tu­ye­ron la ilu­mi­na­ción de su ca­sa por bom­bi­llas LED. “Pen­sé: ‘ Pe­ro con tan­ta luz, ¿es­to no de­be es­tar gas­tan­do mu­cha más elec­tri­ci­dad?’. Y no, no es así”. Tras la re­for­ma en su ca­sa, M. P. ha in­te­rio­ri­za­do con­se­jos y bue­nas prác­ti­cas en ma­te­ria ener­gé­ti­ca, co­mo que “es mejor co­ci­nar con gas y uti­li­zar pun­tual­men­te el horno eléc­tri­co, que in­cre­men­ta­ba mu­cho el con­su­mo en la fac­tu­ra”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.