E l error de Ge­na­ro que lle­vó a de­te­ner a Car­los

El País (Galicia) - - ESPAÑA -

Car­los Gar­cía Ju­liá era tan dis­cre­to en lo que ha­cía que lo úni­co que lla­mó la aten­ción de las au­to­ri­da­des fue lo que no hi­zo: re­no­var su do­cu­men­ta­ción. Ha­bía tar­da­do ocho años des­de que lle­gó a Bra­sil en re­gis­trar­se co­mo ex­tran­je­ro: en 2009 y de­be­ría ha­ber­lo he­cho de nue­vo en 2011. Así, cuan­do el año pa­sa­do se emi­tió una or­den in­ter­na­cio­nal de de­ten­ción de Gar­cía Ju­liá, co­men­zó el pro­ce­so que lle­vó a unir la ca­ra de Ge­na­ro con el hom­bre bus­ca­do. “Fue un tra­ba­jo la­bo­rio­so, con mu­cho

mé­to­do y mu­cho sis­te­ma”, ase­gu­ra el co­mi­sa­rio es­pa­ñol Mar­cos Frías Bar­bens. “Te­nía­mos no­ti­cias de que po­día es­tar en al­gún país de Amé­ri­ca La­ti­na y que es­ta­ba usan­do una iden­ti­dad fal­sa. Es­tu­vi­mos cru­zan­do da­tos con di­ver­sos paí­ses”.

En ju­lio de es­te año, la Po­li­cía Fe­de­ral de Bra­sil avi­só a la Po­li­cía Na­cio­nal es­pa­ño­la de que po­dían ha­ber en­con­tra­do a Gar­cía Ju­liá. Es­pa­ña so­li­ci­tó la de­ten­ción con fi­nes de ex­tra­di­ción y el Tri­bu­nal Su­pre­mo bra­si­le­ño au­to­ri­zó la de­ten­ción. Se co­te­ja­ron las hue­llas dac­ti­la­res, se co­rro­bo­ró que era efec­ti­va­men­te el ase­sino y, el miér­co­les, to­do cul­mi­nó en su de­ten­ción. So­lo fal­ta que la Au­dien­cia Na­cio­nal en­tre­gue la pe­ti­ción de en­tre­ga.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.