El PSOE acha­ca a un error su en­mien­da so­bre las de­vo­lu­cio­nes en ca­lien­te

El País (1ª Edición) - - PORTADA - “Cri­te­rios legales”

El PSOE acha­có ayer a un “error” la con­fu­sa re­dac­ción de la en­mien­da so­bre las de­vo­lu­cio­nes en ca­lien­te que pro­vo­có crí­ti­cas de los par­ti­dos que de­fien­den la eli­mi­na­ción de es­tas po­lé­mi­cas re­pa­tria­cio­nes ex­prés. En el tex­to, los so­cia­lis­tas plan­tean man­te­ner por aho­ra es­tas de­vo­lu­cio­nes, que el PP le­ga­li­zó en la po­lé­mi­ca ley mor­da­za y cu­ya re­for­ma es­tu­dia aho­ra el Con­gre­so.

Fuentes del gru­po par­la­men­ta­rio ase­gu­ra­ron ayer que el ob­je­ti­vo de la en­mien­da nun­ca fue sos­te­ner es­tas re­pa­tria­cio­nes, sino sa­car­las del ar­ti­cu­la­do de la ley mor­da­za pa­ra de­ba­tir so­bre ellas en una fu­tu­ra re­for­ma de las nor­mas de ex­tran­je­ría que aún no tie­ne fe­cha de ini­cio. Mien­tras tan­to, el gru­po so­cia­lis­ta ad­mi­te que es­tas de­vo­lu­cio­nes se­gui­rán sien­do legales. La en­mien­da no ha­bla­ba ex­pre­sa­men­te de eli­mi­nar­las, aun­que fuentes so­cia­lis­tas in­sis­ten en que es­te es el ob­je­ti­vo fi­nal.

El PSOE ad­mi­te que quie­re pos­po­ner el de­ba­te has­ta que el Tri­bu­nal Eu­ro­peo de De­re­chos Hu­ma­nos (TEDH) de Es­tras­bur­go dic­te tras las Na­vi­da­des el fa­llo de­fi­ni­ti­vo so­bre la re­pa­tria­ción ex­prés de dos sub­saha­ria­nos en la va­lla deMe­li­lla en 2014 por las que fue con­de­na­do Es­pa­ña el año pa­sa­do. La en­mien­da so­lo plan­tea­ba la ne­ce­si­dad de abrir “una re­fle­xión” an­tes de abor­dar una “mo­di­fi­ca­ción” de es­ta fi­gu­ra. El PSOE in­sis­te en que el al­can­ce de los cam­bios que fi­nal­men­te se apli­quen es­ta­rán con­di­cio­na­do por “los cri­te­rios legales” que re­co­ja la de­ci­sión del TEDH so­bre re­cur­so que Es­pa­ña pre­sen­tó en julio. Un re­cur­so que el Go­bierno de Pe­dro Sán­chez ama­gó en un pri­mer con no plan­tear, pe­ro que fi­nal­men­te pre­sen­tó con ar­gu­men­tos idén­ti­cos a los que es­gri­mió en su día el PP pa­ra de­fen­der es­tas re­pa­tria­cio­nes.

Las de­vo­lu­cio­nes en ca­lien­te han pro­vo­ca­do des­en­cuen­tros en las fi­las so­cia­lis­tas en­tre los par­ti­da­rios de man­te­ner la pos­tu­ra que el PSOE adop­tó en la opo­si­ción —y que desem­bo­có en un re­cur­so an­te el Tri­bu­nal Cons­ti­tu­cio­nal pa­ra de­ro­gar, en­tre otros ar­tícu­los de la ley mor­da­za, el que las am­pa­ra­ba—, y aque­llos que se ali­nean con la po­lí­ti­ca del mi­nis­tro del In­te­rior, Fernando Gran­de-Mar­las­ka. Es­te plan­tea, pre­ci­sa­men­te, es­pe­rar al fa­llo de Es­tras­bur­go. In­te­rior quie­re que es­ta sen­ten­cia no so­lo de­li­mi­te el al­can­ce de la re­for­ma de las de­vo­lu­cio­nes en ca­lien­te, sino tam­bién que per­mi­ta con­sen­suar una po­lí­ti­ca co­mún de re­pa­tria­cio­nes den­tro de la UE.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.