Mie­do a ser de­por­ta­dos a un país en gue­rra

El País (1ª Edición) - - PORTADA - Si­tua­ción di­ver­sa

Al me­nos 16 per­so­nas mu­rie­ron ayer en un ata­que sui­ci­da se­gui­do de un ti­ro­teo con­tra una em­pre­sa si­tua­da cer­ca del ae­ro­puer­to de Ja­la­la­bad, en el es­te de Af­ga­nis­tán, mien­tras con­ti­núa el diá­lo­go en­tre Es­ta­dos Uni­dos y los ta­li­ba­nes pa­ra in- ten­tar po­ner fin a una gue­rra que em­pe­zó en 2001.

La com­pa­ñía ata­ca­da es En­ti­re Buil­ders En­gi­nee­ring (eBe), una em­pre­sa af­ga­na de cons­truc­ción que no pu­do ser con­tac­ta­da en lo in­me­dia­to por la agen­cia Fran­ce Pres­se. “Dos sui­ci­das ar­ma­dos ata­ca­ron y lo­gra­ron en- vir con el te­mor de que le fuer­cen a re­gre­sar a Af­ga­nis­tán.

Des­de 2015, más de 265.000 af­ga­nos han lle­ga­do a la UE, se­gún Ac­nur. En­tre sus de­man­das de asi­lo y las de quie­nes lle­ga­ron an­tes, su­man cer­ca de 450.000, lo que con­vier­te a los af­ga­nos en el se­gun­do ma­yor gru­po de re­fu­gia­dos en te­rri­to­rio co­mu­ni­ta­rio, des­pués de los si­rios. Sin em­bar­go, mien­tras la gran ma­yo­ría de pe­ti­cio­nes de asi­lo de si­rios se con­ce­de, en el ca­so de los af­ga­nos el nú­me­ro de re­cha­zos es­tá en torno a la mi­tad, se­gún Eu­ros­tat. Así, du­ran­te 2017, unas 538.000 per­so­nas lo­gra­ron pro- trar en el edi­fi­cio de una em­pre­sa de cons­truc­ción pri­va­da. Va­rios ci­vi­les que tra­ba­ja­ban pa­ra la com­pa­ñía mu­rie­ron”, de­cla­ró Za­bihu­lá Zma­rai, miem­bro del con­se­jo pro­vin­cial. Se ha­lla­ron lue­go un co­che bom­ba, dos cha­le­cos ex­plo­si­vos y va­rias mi­nas, se­gún in­for­ma­ron las au­to­ri­da­des lo­ca­les.

Es­te nue­vo ata­que se pro­du­ce mien­tras que Es­ta­dos Uni­dos y los ta­li­ba­nes man­tie­nen des­de la se­ma­na pa­sa­da una se­rie de dis­cu­sio­nes en Doha pa­ra in­ten­tar po­ner fin al con­flic­to en Af­ga­nis­tán, co­men­za­do ha­ce ca­si 18 años. “Se lo­gra­ron avan­ces” pe­ro “que­da aún mu­cho tra­ba­jo”, afir­mó el mar­tes pa­sa­do el por­ta­voz de la di­plo­ma­cia es­ta­dou­ni­den­se Ro­bert Pa­lla­dino enWas­hing­ton. Se­gún el De­par­ta­men­to de Es­ta­do es­ta­dou­ni- “Ca­da so­li­ci­tud de asi­lo se exa­mi­na in­di­vi­dual­men­te, no se cla­si­fi­can au­to­má­ti­ca­men­te por país de pro­ce­den­cia. Por el mo­men­to, no hay una lis­ta eu­ro­pea que con­si­de­re a paí­ses de ori­gen se­gu­ros, aun­que sí hay Es­ta­dos miem­bros que tie­nen ese ti­po de lis­tas”, ex­pli­ca Anis Cas­sar, de la Ofi­ci­na Eu­ro­pea de Apo­yo al Asi­lo (EASO), que tra­ta de ma­ti­zar: “Hay que te­ner en cuen­ta que Af­ga­nis­tán es un país muy di­ver­so, y que la si­tua­ción de una re­gión con­cre­ta pue­de di­fe­rir de la de otra. Si­ria es di­fe­ren­te, da­do que la vas­ta ma­yo­ría de so­li­ci­tan­tes tie­nen ra­zo­nes le­gí­ti­mas pa­ra el asi­lo”.

En 2016, la UE fir­mó con el Go­bierno af­gano un acuer­do por el que, a cam­bio de más do­na­cio­nes pa­ra la re­cons­truc­ción del país, Ka­bul se com­pro­me­tía a re­ci­bir a to­dos sus ciu­da­da­nos de­por­ta­dos, aun­que su re­gre­so no fue­se vo­lun­ta­rio. En­tre 2014 y 2017, 12.000 af­ga­nos fue­ron en­via­dos de vuel­ta a su país. Va­rios Es­ta­dos fe­de­ra­les ale­ma­nes de­ci­die­ron sus­pen­der los vue­los tras un aten­ta­do en Ka­bul en 2017, y Sue­cia pau­só las de­por­ta­cio­nes des­pués de otro gra­ve ata­que el año pa­sa­do. Mi­les de re­fu­gia­dos af­ga­nos en Eu­ro­pa han que­da­do en un lim­bo. den­se, las dis­cu­sio­nes son “so­bre los cua­tro pun­tos vin­cu­la­dos en­tre ellos que se­rán par­te de cual­quier acuer­do fu­tu­ro: el an­ti­te­rro­ris­mo, la re­ti­ra­da de las tro­pas [es­ta­dou­ni­den­ses], el diá­lo­go in­ter­af­gano y un al­to el fue­go”.

“Las ne­go­cia­cio­nes en Doha avan­zan pa­so a pa­so”, in­di­có el do­min­go en un co­mu­ni­ca­do el por­ta­voz de los ta­li­ba­nes, Za­bi­bu­lá Mu­jahid.

Es­te nue­vo ci­clo de ne­go­cia­cio­nes co­men­zó el 25 de fe­bre­ro. A fi­na­les de enero las dos par­tes man­tu­vie­ron en­cuen­tros du­ran­te seis días y lo­gra­ron en­ton­ces un bo­rra­dor de acuer­do so­bre la re­ti­ra­da de las tro­pas es­ta­dou­ni­den­ses de Af­ga­nis­tán y el com­pro­mi­so de los ta­li­ba­nes de evi­tar que el país se con­vier­ta en una ba­se te­rro­ris­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.