El au­tor de un mo­tín “muy bri­tá­ni­co”

El País (1ª Edición) - - PORTADA -

A na­die me­jor que a sir Oli­ver Let­win (Lon­dres, 62 años) se le po­dría apli­car el di­cho an­glo­sa­jón de “nun­ca una bue­na ac­ción sin su co­rres­pon­dien­te cas­ti­go”. El dipu­tado con­ser­va­dor que ha lo­gra­do sa­car ade­lan­te la mo­ción de las “vo­ta­cio­nes in­di­ca­ti­vas” —un mo­tín con to­que bri­tá­ni­co pa­ra arre­ba­tar al Go- bierno de May el con­trol del pro­ce­so del Bre­xit— es, pa­ra­dó­ji­ca­men­te, un tory eu­ro­es­cép­ti­co que co­men­zó su lar­ga ca­rre­ra po­lí­ti­ca apa­dri­na­do por Mar­ga­ret That­cher. Sus com­pa­ñe­ros ad­mi­ten, y has­ta ad­mi­ran, su ca­pa­ci­dad pa­ra sa­car de la chis­te­ra ideas bri­llan­tes, su talante con­ci­lia­dor y su ex­qui­si­ta ama­bi­li­dad. Pe­ro a la vez se­ña­lan que cua­tro de ca­da cin­co de esas ideas aca­ban en desas­tre. Co­mo cuan­do, al fren­te de la Uni­dad de Es­tu­dios Po­lí­ti­cos de Dow­ning Street, en los tiem­pos de la Da­ma de Hie­rro, acu­só en un in­for­me es­cri­to a los jó­ve­nes ne­gros de los ba­rrios mar­gi­na­les, en me­dio de se­rios dis­tur­bios, de te­ner “una ne­fas­ta ac­ti­tud mo­ral” que, por el con­tra­rio, no te­nían los jó­ve­nes blan­cos de esos mis­mos ba­rrios.

Let­win se arre­pin­tió y pi­dió dis­cul­pas por sus pa­la­bras en su li­bro de me­mo­rias, Hearts and Minds (Co­ra­zo­nes y men­tes), el mis­mo li­bro en el que na­rró su par­ti­cu­lar caí­da del ca­ba­llo ca­mino de Da­mas­co cuan­do, en unas va­ca­cio­nes en Fran­cia, se dio cuen­ta, de re­pen­te, de que la Co­mu­ni­dad Eco­nó­mi­ca Eu­ro­pea “no era sim­ple­men­te el blo- que co­mer­cial de na­cio­nes que pen­sa­mos que era”.

Se ma­ni­fes­tó en con­tra del Tra­ta­do de Maas­tricht y del de Lis­boa, pe­ro sin em­bar­go se mos­tró en con­tra del Bre­xit en el re­fe­rén­dum de 2016. Com­par­tía la idea de su an­te­rior je­fe, el ex pri­mer mi­nis­tro Da­vid Ca­me­ron, de que el Reino Uni­do ha­ría me­jor en in­ten­tar re­for­mar des­de den­tro las ins­ti­tu­cio­nes co­mu­ni­ta­rias.

Let­win se empeña en ser án­gel y de­mo­nio a la vez. Ha res­pal­da­do el plan del Bre­xit de May las dos oca­sio­nes en que ha si­do so­me­ti­do a vo­ta­ción y re­cha­za­do, pa­ra de­mos­trar su leal­tad, pa­ra aca­bar en­ca­be­zan­do una re­be­lión que ha desata­do las iras del Go­bierno y del ala du­ra con­ser­va­do­ra. “Da­do que ha de­ci­di­do ins­ta­lar­se co­mo pri­mer mi­nis­tro oca­sio­nal, ¿nos po­dría ex­pli­car có­mo pue­de exi­gir­le es­ta Cá­ma­ra al­gún ti­po de res­pon­sa­bi­li­dad?”, pre­gun­tó el dipu­tado con­ser­va­dor Da­vid TC

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.