Que no pa­re la mú­si­ca

El País (País Vasco) - - OPINIÓN -

Con la lle­ga­da del ve­rano, el ca­len­da­rio se lle­na de fes­ti­va­les de mú­si­ca que ge­ne­ran mu­chí­si­mo di­ne­ro y cien­tos de mi­les de transac­cio­nes ban­ca­rias. Pe­ro la im­po­si­bi­li­dad de va­li­dar la au­ten­ti­ci­dad del bi­lle­te ha­ce florecer la pi­ca­res­ca de la re­ven­ta, las fal­si­fi­ca­cio­nes y el frau­de. De he­cho, hay quien se de­di­ca a com­prar en­tra­das ma­si­va­men­te des­de las pá­gi­nas web ofi­cia­les, pa­ra des­pués re­ven­der­las. La di­gi­ta­li­za­ción y se­gu­ri­dad en la ven­ta de en­tra­das es ya una reali­dad. Aho­ra la tec­no­lo­gía per­mi­te ras­trear el re­co­rri­do de las en­tra­das di­gi­ta­les, es­pe­cial­men­te en los gran­des even­tos que uti­li­zan di­fe­ren­tes sis­te­mas de ac­ce­so y así se ase­gu­ra de que el ti­que que se ad­quie­re es úni­co, vá­li­do y se­gu­ro. Tam­bién exis­te la op­ción de que la en­tra­da con­sis­ta en un có­di­go QR que cambia ca­da 10 o 20 se­gun­dos, de ma­ne­ra que no se pue­da du­pli­car. En Es­pa­ña ya hay star­tups que apuestan por las en­tra­das in­te­li­gen­tes. Las Ad­mi­nis­tra­cio­nes pú­bli­cas de­be­rían ha­cer pe­da­go­gía en­tre los con­su­mi­do­res so­bre el uso de es­tas nue­vas tec­no­lo­gías que ya es­tán aquí. Que no pa­re la mú­si­ca.

Paula San­to­la­ya del Bur­go

Pam­plo­na

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.