El te­cho de cris­tal en la fi­lo­so­fía

El País (País Vasco) - - OPINIÓN -

En un mun­do ca­da vez más plu­ral, pa­re­ce ca­si im­po­si­ble en­ten­der la exis­ten­cia sin fi­lo­so­fía. Una asig­na­tu­ra que ha si­do re­le­ga­da a un se­gun­do plano, al de las asig­na­tu­ras op­ta­ti­vas, res­tan­do im­por­tan­cia a su pa­pel en la cons­ti­tu­ción del pen­sa­mien­to crí­ti­co de los in­di­vi­duos. En un in­ten­to por de­fen­der es­ta dis­ci­pli­na, no he­mos caí­do en un he­cho que tie­ne, sin du­da, gran tras­cen­den­cia. Tras car­gar­nos de co­no­ci­mien­tos so­bre Aris­tó­te­les, Pla­tón o Nietzs­che, yo me pre­gun­to: ¿no ha ha­bi­do mu­je­res pen­sa­do­ras a lo lar­go de la his­to­ria? ¿Aca­so no he­mos si­do los alum­nos dig­nos de es­tu­diar du­ran­te to­dos es­tos años las te­sis de gran­des fi­gu­ras co­mo Ma­ría Zam­brano, Si­mo­ne Weil o Han­nah Arendt? No ca­be du­da: ese te­cho de cris­tal de cu­ya exis­ten­cia mu­chos re­nie­gan, pe­ro del que ca­da vez más ejem­plos en­con­tra­mos, ha al­can­za­do tam­bién al mun­do del pen­sar, del sa­ber. Aho­ra po­de­mos to­mar con­cien­cia del pro­ble­ma y so­lu­cio­nar­lo, o se­guir ne­gán­do­lo eter­na­men­te. Al fin y al ca­bo la fi­lo­so­fía es es­to: nos apor­ta las he­rra­mien­tas ne­ce­sa­rias pa­ra for­jar un pen­sa­mien­to crí­ti­co con el que cues­tio­nar aque­llo que con­si­de­ra­mos erró­neo.

Juan Sán­chez Cano. Ávi­la

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.