Cat­hay Air­ways, atra­pa­da en la cri­sis po­lí­ti­ca

El País (País Vasco) - - INTERNACIO­NAL -

El da­ño eco­nó­mi­co que la ac­tual cri­sis tie­ne pa­ra una ciu­dad que ha­bía ba­sa­do su pros­pe­ri­dad en su aper­tu­ra y es­ta­bi­li­dad co­mo eje del co­mer­cio glo­bal se vio ayer re­fle­ja­do en la ae­ro­lí­nea Cat­hay Air­ways, cu­ya co­ti­za­ción en Bol­sa mar­có el mí­ni­mo his­tó­ri­co de diez años. La ae­ro­lí­nea, que tie­ne su ba­se de ope­ra­cio­nes en la an­ti­gua co­lo­nia, se ha vis­to atra­pa­da por el fuego cru­za­do en­tre los ma­ni­fes­tan­tes y el Go­bierno chino.

A fi­na­les de la se­ma­na pa­sa­da, la Ad­mi­nis­tra­ción de Avia­ción Ci­vil de Chi­na exi­gió a la com­pa­ñía que prohi­bie­se vo­lar so­bre el es­pa­cio aé­reo de su país a cual­quier em­plea­do que hu­bie­ra par­ti­ci­pa­do en las pro­tes­tas pro­de­mo­cra­cia. Se tra­ta de una de­ci­sión gu­ber­na­men­tal que de­bi­li­ta el prin­ci­pio de un país dos sis­te­mas, ya que apun­ta a in­di­vi­duos que ha­bían ejer­ci­do li­ber­ta­des re­co­no­ci­das por la le­gis­la­ción im­pe­ran­te en Hong Kong. La me­di­da su­po­ne sus­pen­der de em­pleo a los tra­ba­ja­do­res se­ña­la­dos, ya que una ma­yo­ría de las ru­tas ope­ra­das por la com­pa­ñía co­nec­tan con Chi­na con­ti­nen­tal. En un co­mu­ni­ca­do ofi­cial, la ae­ro­lí­nea ase­gu­ró que se ple­ga­rá a las exi­gen­cias de Pe­kín.

/ T. SIU (REUTERS)

Un gru­po de ma­ni­fes­tan­tes, ayer en el ae­ro­puer­to de Hong Kong. Lle­van un ojo ta­pa­do en se­ñal de pro­tes­ta des­pués de que una jo­ven ha­ya per­di­do la vi­sión de un ojo por una car­ga po­li­cial el do­min­go.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.