EE UU re­tra­sa al­gu­nos aran­ce­les a bie­nes chi­nos pre­sio­na­do por su in­dus­tria

El País (País Vasco) - - INTERNACIO­NAL - PA­BLO GUIMÓN,

Pre­sio­na­do por los em­pre­sa­rios, el pre­si­den­te Do­nald Trump ha da­do un res­pi­ro a los con­su­mi­do­res, al ex­cluir una se­rie de pro­duc­tos de la lis­ta de bie­nes chi­nos a los que se

Trump anun­ció a prin­ci­pios de mes que el 1 de sep­tiem­bre en­tra­rá en vi­gor una nue­va ron­da de aran­ce­les del 10% a las im­por­ta­cio­nes chi­nas que has­ta aho­ra se ha­bían li­bra­do de ser pe­na­li­za­das por la Ad­mi­nis­tra­ción es­ta­dou­ni­den­se y que ron­dan los 300.000 mi­llo­nes de dó­la­res. Pe­ro su Go­bierno sua­vi­zó ayer la ame­na­za y ex­clu­yó de la lis­ta, en­tre otros pro­duc­tos, a los te­lé­fo­nos mó­vi­les, or­de­na­do­res por­tá­ti­les, cal­za­do y con­so­las de vi­deo­jue­gos, que no en­ca­ja­rán el nue­vo aran­cel del 10% has­ta el 15 de di­ciem­bre. Otros pro­duc­tos, no es­pe­ci­fi­ca­dos, se­rán re­ti­ra­dos de la lis­ta de ma­ne­ra in­de­fi­ni­da, por mo­ti­vos de “sa­lud, se­gu­ri­dad na­cio­nal y otros fac­to­res”.

La me­di­da, he­cha pú­bli­ca ayer por la au­to­ri­dad de co­mer­cio es­ta­dou­ni­den­se, su­po­ne una re­ba­ja con­si­de­ra­ble del órdago lan­za­do por Trump con­tra las au­to­ri­da­des chi­nas, al in­ten­tar pre­sio­nar en las ne­go­cia­cio­nes —en pun­to muer­to des­de ma­yo— que bus­can una sa­li­da a la gue­rra co­mer­cial que li­bran Es­ta­dos Uni­dos y Chi­na.

La Ad­mi­nis­tra­ción de Trump ce­de así a las pre­sio­nes del mun­do em­pre­sa­rial, que se que­ja del im­pac­to en sus ne­go­cios de la es­ca­la­da aran­ce­la­ria. La ofi­ci­na de la Re­pre­sen­ta­ción del Co­mer­cio (USTR, por sus si­glas en in­glés) aún no ha­bía he­cho pú­bli­ca ano­che una lis­ta con to­dos los pro­duc­tos afec­ta­dos pe­ro tras las su­ce­si­vas ron­das de aran­ce­les ya so­lo que­da­ban por gra­var los pro­duc­tos de con­su­mo. Las mer­can­cías que se sa­be han si­do ex­clui­das —aun­que sea de for­ma tem­po­ral— su­po­nen un im­por­tan­te vo­lu­men del co­mer­cio bi­la­te­ral: so­lo los te­lé­fo­nos mó­vi­les y los or­de­na­do­res por­tá­ti­les su­man más de 80.000 mi­llo­nes de dó­la­res en im­por­ta­cio­nes, más de una cuar­ta par­te del va­lor to­tal que es­ta­ba apli­ca­rán los aran­ce­les del 10% en sep­tiem­bre. Te­lé­fo­nos mó­vi­les, or­de­na­do­res y con­so­las de vi­deo­jue­gos, en­tre otros, no se­rán gra­va­dos has­ta el 15 de di­ciem­bre, per­mi­tien­do a las em­pre­sas es­ta­dou­ni­den­ses apro­vi­sio­nar­se pre­vis­to gra­var en sep­tiem­bre. La de­ci­sión, se­gún la USTR, se en­mar­ca en el pro­ce­so de “au­dien­cia pú­bli­ca” abier­to tras el anun­cio, a prin­ci­pios de es­te mes, du­ran­te el cual cien­tos de com­pa­ñías han de­cla­ra­do que los nue­vos aran­ce­les per­ju­di­ca­rían gra­ve­men­te a sus ope­ra­cio­nes.

Re­tra­san­do los gra­vá­me­nes al 15 de di­ciem­bre, las em­pre­sas ten­drán tiem­po pa­ra im­por­tar el stock de pro­duc­tos que ne­ce­si­tan pa­ra las cam­pa­ñas de vuel­ta al co­le­gio y las de Na­vi­dad, Ac­ción de Gra­cias y el Black Fri­day, el gran día de los des­cuen­tos. La Bol­sa subió tras el anun­cio de la de­mo­ra, em­pu­ja­da por las ac­cio­nes de com­pa­ñías mi­no­ris­tas y fa­bri­can­tes pa­ra la cam­pa­ña na­vi­de­ña. El anun­cio, que pro­vo­có subidas en la Bol­sa, da ade­más tiem­po pa­ra tra­tar de des­blo­quear las ne­go­cia­cio­nes, que bus­can una sa­li­da a la gue­rra co­mer­cial que li­bran am­bas po­ten­cias. de com­po­nen­tes tec­no­ló­gi­cos. Las ac­cio­nes de Ap­ple, com­pa­ñía pa­ra la que la no­ti­cia su­po­ne que los iP­ho­ne se li­bra­rán de los aran­ce­les has­ta di­ciem­bre, ga­na­ron más de un 6% de gol­pe.

A di­fe­ren­cia de otras ron­das, que afec­ta­ron más a sec­to­res co­mo la agri­cul­tu­ra o la in­dus­tria, es­ta nue­va ron­da aran­ce­la­ria afec­ta a pro­duc­tos de con­su­mo y su­po­ne una subida de pre­cios im­por­tan­te pa­ra el con­su­mi­dor. Así lo re­co­no­ció ayer el pro­pio pre­si­den­te Trump. “Ha­ce­mos es­to por la tem­po­ra­da de Na­vi­dad”, di­jo a los pe­rio­dis­tas, en re­fe­ren­cia al anun­cio he­cho po­cas ho­ras an­tes. “So­lo por si al­gu­nos de esos aran­ce­les pu­die­ran te­ner un im­pac­to en los con­su­mi­do­res es­ta­dou­ni­den­ses”.

Es­ca­la­da aran­ce­la­ria

La USTR con­fir­mó que, al mar­gen de es­tas exen­cio­nes, se­gui­rá ade­lan­te con el aran­cel del 10% a otras mer­can­cías a par­tir de sep­tiem­bre. En­fan­ga­do des­de el año pa­sa­do en una gue­rra co­mer­cial con Chi­na, tra­tan­do de pre­sio­nar a Pe­kín pa­ra que cam­bie sus prác­ti­cas co­mer­cia­les y res­pe­te la pro­pie­dad in­te­lec­tual es­ta­dou­ni­den­se, el pre­si­den­te ya ha im­pues­to aran­ce­les de has­ta el 25% a pro­duc­tos im­por­ta­dos de Chi­na por va­lor de 250.000 mi­llo­nes de dó­la­res. Si hu­bie­ra cum­pli­do su ame­na­za so­bre los 300.000 mi­llo­nes res­tan­tes, prác­ti­ca­men­te to­dos los pro­duc­tos im­por­ta­dos de Chi­na ex­pe­ri­men­ta­rían aran­ce­les.

Los ne­go­cia­do­res es­ta­dou­ni­den­ses y chi­nos ape­nas han avan­za­do des­de ma­yo, atas­ca­dos, en­tre otras cues­tio­nes, en la re­sis­ten­cia de Washington a re­ti­rar los aran­ce­les exis­ten­tes y de Pe­kín a plas­mar en le­yes cier­tas re­for­mas que se ha­bría com­pro­me­ti­do a lle­var a ca­bo. Pe­ro el anun­cio de ayer ha de­vuel­to a las au­to­ri­da­des chi­nas a la me­sa. Tras una con­ver­sa­ción te­le­fó­ni­ca en­tre al­tos re­pre­sen­tan­tes de am­bas par­tes, se­gún la agen­cia ofi­cial chi­na, ayer se fi­jó una nue­va reunión de los equi­pos ne­go­cia­do­res pa­ra den­tro de dos se­ma­nas.

Tras el anun­cio de la úl­ti­ma ron­da de aran­ce­les, Chi­na de­jó caer su mo­ne­da, lo que aba­ra­ta sus pro­duc­tos y le per­mi­te con­tra­rres­tar par­te de la subida. Washington ca­ta­lo­gó en­ton­ces a Pe­kín de ma­ni­pu­la­dor cam­bia­rio, lo que ha­ce aún más di­fí­cil ce­rrar un acuer­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.