Sie­te ki­ló­me­tros de are­na­les con ban­de­ra azul, la ciu­dad vie­ja y un pa­seo ma­rí­ti­mo re­ple­to de res­tau­ran­tes y en una ape­te­ci­ble ru­ta por la lo­ca­li­dad al­me­rien­se

Pue­blo blan­co so­bre fon­do azul

El País (País Vasco) - - EL VIAJERO 24 HORAS EN... - POR ELE­NA SEVILLANO

AJa­cin­to Alar­cón, al­cal­de en la década de 1960 de un Mo­já­car de­pri­mi­do, se le ocu­rrió re­ga­lar so­la­res con la con­di­ción de que quien cons­tru­ye­ra res­pe­ta­ra la ar­qui­tec­tu­ra tra­di­cio­nal. Las res­tric­cio­nes per­ma­ne­cen: ca­sas de dos plan­tas co­mo má­xi­mo, obli­ga­to­ria­men­te blan­cas, sin te­ja­dos, sí cú­pu­las, y na­da de cul­ti­vos ba­jo plás­ti­co. Em­pe­za­ron a lle­gar ar­tis­tas, em­ba­ja­do­res y mi­llo­na­rios que se cru­za­ban con el ve­cino mon­ta­do en su bu­rro y, en la pla­ya, mo­ja­que­ras con sus can­ta­re­ras en la cabeza y me­dia ca­ra ta­pa­da. El con­tras­te en­can­di­ló a los vi­si­tan­tes tan­to co­mo el pai­sa­je ás­pe­ro pe­ro mag­né­ti­co de mon­te se­mi­pe­la­do y el azul del mar co­mo te­lón de fon­do. Es­ta vi­lla del Le­van­te al­me­rien­se no ha per­di­do su gan­cho pa­ra la bohe­mia tan­to en la pla­ya, don­de se co­me y fes­te­ja muy bien, co­mo en el pue­blo blan­co, dos ki­ló­me­tros aden­tro en las úl­ti­mas es­tri­ba­cio­nes de sie­rra Ca­bre­ra.

7.00

Ama­ne­cer fren­te al mar

En ve­rano, el sol sa­le por el mar. Hay 17 ki­ló­me­tros de cos­ta pa­ra dis­fru­tar del es­pec­tácu­lo, y un va­ria­do aba­ni­co de alo­ja­mien­tos. El pue­blo tie­ne bue­nos hos­ta­les y un ho­tel de to­da la vi­da, el

(1) (ho­tel­ma­ma­bels.com), con su te­rra­za col­gan­do en la sie­rra. A me­dio ca­mino ha­cia la pla­ya se al­za el

(2) (cor­ti­jo­de­la­me­dia­lu­na.com), lu­jo ru­ral de am­bien­te chill out. Pe­ro el grue­so de sus más de 11.000 pla­zas ho­te­le­ras se con­cen­tra en pri­me­ra lí­nea de mar, co­mo el (3) (pa­seo del Me­di­te­rrá­neo, 339) o el (4) (bo­ta­niq.es), es­ta­ble­ci­mien­to bou­ti­que con 14 ha­bi­ta­cio­nes, tran­qui­li­dad y jar­dín ba­li­nés.

Ma­ma­bel’s Cortijo de la Me­dia Lu­na pa­ra­dor Bo­ta­niq

Ar­queó­lo­go por un día

En el si­glo XIII, la po­bla­ción de­jó la co­li­na so­bre la que se asen­ta­ba y se mu­dó a la con­ti­gua, ac­tual em­pla­za­mien­to de Mo­já­car, bus­can­do me­jo­res vis­tas de la cos­ta (por la que lle­ga­ban los pi­ra­tas ber­be­ris­cos) y una po­si­ción de­fen­si­va más ven­ta­jo­sa fren­te a la pre­sión de las tro­pas cris­tia­nas. De­ja­ron atrás ca­sas, ta­lle­res, tien­das, mez­qui­ta, al­ji­bes, 11 to­rres y un cas­ti­llo. Des­de ha­ce dos años, un equi­po de ar­queó­lo­gos li­de­ra­dos por la Uni­ver­si­dad de Gra­na­da ex­ca­va, en ju­lio, en es­ta

(5) (mo­ja­car.es) que va sa­lien­do a la luz. Cual­quie­ra pue­de su­bir pa­ra ver có­mo avanzan los tra­ba­jos. “La gen­te ha he­cho su­yo el ya­ci­mien­to, lo res­pe­ta y lo cui­da”, sub­ra­ya el di­rec­tor de la ex­ca­va­ción, Jo­sé María Mar­tín Ci­van­tos.

12.00 Mo­já­car la Vie­ja

Ki­te­surf y chi­rin­gui­to

Quien quie­ra adre­na­li­na pue­de prac­ti­car de­por­tes acuá­ti­cos con Sa­moa Club (950 47 84 90) en la

(6), ki­te­surf en la

(7) con Ca­mino del Sol (607 45 74 93) o su­mer­gir­se con el Cen­tro Es­cue­la de Bu­ceo Mo­já­car (bu­ceo­mo­ja­car.com). Has­ta el (8) (ma­ri­na­golf. com) tie­ne la cos­ta co­mo re­fe­ren­te: gran par­te de su re­co­rri­do trans­cu­rre con vis­tas al mar.

Pa­ra re­po­ner fuer­zas, en Mo­já­car hay 20 chi­rin­gui­tos con mu­cha ofer­ta de pes­ca­do. El em­ble­má­ti­co

(9) o el (10) es­tán en el pa­seo ma­rí­ti­mo, y el (11), en el bo­ni­to are­nal del Som­bre­ri­co, en un an­ti­guo cortijo que pa­ra La is­la del

Pue­blo In­da­lo de la Ven­ta del Ban­cal Aku cam­po de golf pla­ya del pla­ya Kon­ti­ki Ma­na­ca Aku

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.