Gon­zá­lez y Ra­joy abo­gan por pac­tos “in­có­mo­dos” pa­ra for­mar Go­bierno

El País (País Vasco) - - ESPAÑA - JA­VIER CASQUEIRO,

Fe­li­pe Gon­zá­lez y Ma­riano Ra­joy se mos­tra­ron ayer par­ti­da­rios de “fa­ci­li­tar un Go­bierno es­ta­ble”, “si es po­si­ble con una ma­yo­ría” cla­ra pa­ra cua­tro años y has­ta con “coa­li­cio­nes

“Ol­vi­dé­mo­nos del sen­ti­mien­to trá­gi­co de la vi­da tan tra­di­cio­nal en Es­pa­ña, por­que tan di­fe­ren­tes no so­mos”. Esa fue la frase con la que el ex­pre­si­den­te so­cia­lis­ta con­clu­yó su diá­lo­go de más de 100 mi­nu­tos con el ex­je­fe del Eje­cu­ti­vo del PP. La abo­ga­da es­pa­ño­la Mi­riam Gon­zá­lez, es­po­sa de Nick Clegg, ex­lí­der li­be­ral bri­tá­ni­co, ejer­ció de mo­de­ra­do­ra en la pri­me­ra con­ver­sa­ción pú­bli­ca en­tre los que fue­ron má­xi­mos di­ri­gen­tes de los dos prin­ci­pa­les par­ti­dos del país. Gon­zá­lez re­ve­ló que am­bos ha­blan mu­cho en privado des­de ha­ce tiem­po. Y se no­tó. Al fi­nal, la mo­de­ra­do­ra les pre­gun­tó in­có­mo­das” en­tre los prin­ci­pa­les par­ti­dos que pue­dan “pac­tar te­mas de Es­ta­do”. Los dos ex­pre­si­den­tes del Go­bierno pro­ta­go­ni­za­ron una char­la con­jun­ta en el es­treno del Fo­ro La To­ja Víncu­lo Atlán­ti­co, que reúne

si ha­bría si­do más fá­cil un Go­bierno de gran coa­li­ción, con ellos de lí­de­res de sus par­ti­dos, an­te el blo­queo po­lí­ti­co que vi­ve Es­pa­ña. El ex­pre­si­den­te so­cia­lis­ta se des­mar­có de esa idea: “Él sí, yo no”. Ra­joy asin­tió: “Yo sí, has acer­ta­do”.

En ese apar­ta­do del co­lo­quio, Gon­zá­lez bro­meó que, com­pa­ra­dos con la si­tua­ción ac­tual, am­bos son, “co­mo mí­ni­mo, Wins­ton Chur­chill”, aun­que an­tes de en­trar a la sa­la, en unas de­cla­ra­cio­nes a los pe­rio­dis­tas, ha­bía asegurado que no cree que el ni­vel de los po­lí­ti­cos ac­tua­les sea me­nor que el de los de su épo­ca. a po­lí­ti­cos y aca­dé­mi­cos en A To­xa (Pon­te­ve­dra), con dis­cur­sos muy mar­ca­dos por la de­fen­sa del bi­par­ti­dis­mo. Los dos lí­de­res ape­nas dis­cre­pa­ron. Ra­joy re­cor­dó que ya ofre­ció, sin éxi­to, la gran coa­li­ción al PSOE.

Ra­joy qui­so pre­ci­sar que él no iba a ofre­cer nin­gún con­se­jo en ese sen­ti­do al pre­si­den­te del PP, Pa­blo Ca­sa­do, pe­ro sí re­cor­dó sen­das ofer­tas de coa­li­cio­nes de Go­bierno que for­mu­ló al PSOE y a Ciu­da­da­nos tras los re­sul­ta­dos elec­to­ra­les de 2015 y 2016: “Yo, al día si­guien­te, con­vo­qué al co­mi­té eje­cu­ti­vo de mi par­ti­do y ofre­cí la gran coa­li­ción, por­que ya era un mo­de­lo co­no­ci­do en Europa”, co­men­tó. Ra­joy ti­ró de iro­nía pa­ra se­ña­lar que aque­llas ini­cia­ti­vas aca­ba­ron “con el éxi­to co­no­ci­do por to­dos”.

Ra­joy ex­pu­so ese ejem­plo pa­ra sub­ra­yar lo com­pli­ca­do que

es di­ri­gir un país sin una ma­yo­ría es­ta­ble de­trás: “No se pue­de go­ber­nar si no tie­nes ma­yo­ría. No es po­si­ble go­ber­nar con un pac­to pa­ra cua­tro años con 120 o 130 dipu­tados”.

El ex­pre­si­den­te so­cia­lis­ta re­me­mo­ró que, cuan­do en­ca­lló en 2016 la si­tua­ción po­lí­ti­ca, ya ad­vir­tió de que no se po­día go­ber­nar aquí co­mo en Ita­lia, con un Par­la­men­to frag­men­ta­do, en un país sin la ha­bi­li­dad pa­ra afron­tar esa cir­cuns­tan­cia que han mos­tra­do siempre los ita­lia­nos. Y le lan­zó una pu­lla di­rec­ta al ex pri­mer mi­nis­tro de ese país: “Yo no he cam­bia­do mu­cho, cam­bio me­nos que Mat­teo Ren­zi, no me rein­ven­to ca­da ra­to. Tie­ne que ha­ber un Go­bierno ya y los par­ti­dos que no tie­nen la po­si­bi­li­dad de for­mar un Go­bierno no pue­den im­pe­dir­lo”. Gon­zá­lez aña­dió: “Yo pe­di­ría un Go­bierno es­ta­ble, aun­que eso sig­ni­fi­que coa­li­cio­nes in­có­mo­das”.

Gon­zá­lez y Ra­joy recurriero­n a la sor­na en sus in­ter­ven­cio­nes. Ca­da uno en su es­ti­lo. El so­cia­lis­ta bro­meó con que aho­ra no se atre­ve­ría, por mie­do a las re­des so­cia­les, a teo­ri­zar so­bre si de­be­rían re­pe­tir los mis­mos can­di­da­tos en ca­so de que en Es­pa­ña con­ti­nua­sen re­pi­tién­do­se elec­cio­nes. Ra­joy ti­ró de su re­co­no­ci­do sar­cas­mo has­ta pa­ra re­tra­tar­se. Se ha­bla­ba so­bre la Cons­ti­tu­ción y so­bre si su reforma po­dría re­sul­tar be­ne­fi­cio­sa. El ex­lí­der del PP reite­ró su re­cha­zo (“no ha­ce nin­gu­na fal­ta y no veo es­trés en la ciu­da­da­nía so­bre ello ni que sea ca­pi­tal”) y lo jus­ti­fi­có sub­ra­yan­do que con un Par­la­men­to tan frag­men­ta­do no se sa­be en qué po­dría ter­mi­nar esa reforma. Y re­ma­tó con una de esas fra­ses que han ali­men­ta­do su fa­ma y arran­ca­ron el aplau­so del au­di­to­rio: “Mu­chas ve­ces en la vi­da es bueno no to­mar nin­gu­na de­ci­sión tam­bién”. Gon­zá­lez apos­ti­lló en­tre ri­sas: “La de­ci­sión es no de­ci­dir”.

So­bre Ca­ta­lu­ña, Ra­joy de­fen­dió que, fren­te a un pro­ble­ma de “co­li­sión de sen­ti­mien­tos”, so­lo ca­be apli­car la ley y la Cons­ti­tu­ción. El ex­pre­si­den­te cree que aho­ra esa cri­sis “es­tá yen­do a me­jor”, in­clu­so en vís­pe­ras de la sen­ten­cia del Tri­bu­nal Su­pre­mo so­bre el pro­cés. Gon­zá­lez coin­ci­dió en lo di­fí­cil que es ma­ne­jar es­te pro­ble­ma “en un país plu­ral en las ideas y di­ver­so en los sen­ti­mien­tos de per­te­nen­cia”. Y apun­tó otro pro­ble­ma: “Hay cier­to fra­ca­so de la po­lí­ti­ca cuan­do to­dos los pre­sen­tes es­ta­mos pen­dien­tes de la di­men­sión po­lí­ti­ca de lo que de­ci­dan el se­ñor Mar­che­na [Ma­nuel] y la Sa­la se­gun­da del Tri­bu­nal Su­pre­mo. Y esa no es la res­pon­sa­bi­li­dad de un se­ñor que ha lle­va­do el jui­cio im­pe­ca­ble­men­te”.

An­tes de la char­la, Gon­zá­lez de­cla­ró a los pe­rio­dis­tas que tras el 10-N el des­blo­queo po­lí­ti­co ya se­rá “inevi­ta­ble e inexo­ra­ble pa­ra aca­bar con la cri­sis de re­pre­sen­ta­ción”. Y ad­vir­tió: “He­mos pa­sa­do de un plu­ri­par­ti­dis­mo a un blo­quis­mo”.

/ ÓS­CAR CO­RRAL

Ma­riano Ra­joy y Fe­li­pe Gon­zá­lez, ayer en su in­ter­ven­ción en un fo­ro en la is­la de A To­xa (Pon­te­ve­dra).

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.