El eterno re­torno del ‘pri­me ti­me’

De ‘Gran Her­mano’ a ‘Mas­te­rChef’, la pro­gra­ma­ción en ho­ra­rio de má­xi­ma au­dien­cia se ba­sa en re­pe­tir tí­tu­los sur­gi­dos tem­po­ra­das ca­da vez más le­ja­nas

El País (País Vasco) - - PANTALLAS - NA­TA­LIA MAR­COS,

Un re­pa­so por el pri­me ti­me de es­te mes pue­de ge­ne­rar se­rias du­das so­bre el año en el que es­tá el es­pec­ta­dor. Es­tá Mas­te­rChef Ce­le­brity, ya en su cuar­ta edi­ción. Es­tá la quin­ta de La Voz Kids. Gran Her­mano VIP, de­ri­va­do de una mar­ca a pun­to de cum­plir 20 años, va por la sép­ti­ma. Se pue­de ver la quin­ta de Got Ta­lent. Osi no, los in­vi­ta­dos que van a di­ver­tir­se a El hor­mi­gue­ro, co­mo ca­da no­che des­de 2006. Pa­sa­pa­la­bra aca­ba de des­apa­re­cer tras ca­si 20 años en an­te­na, pe­ro no ha si­do por vo­lun­tad de los pro­gra­ma­do­res y se sos­pe­cha que vol­ve­rá lo an­tes po­si­ble. Tam­bién fue­ra del pri­me ti­me, los más sa­bios se ba­ten en Sa­ber y ga­nar des­de 1997, cuan­do Bill Clin­ton em­pe­za­ba su se­gun­do man­da­to. Sál­va­me cum­plió 10 años el pa­sa­do mar­zo. El te­les­pec­ta­dor es­pa­ñol vi­ve atra­pa­do en un bu­cle eterno del que tie­ne di­fí­cil es­ca­par.

Los ca­na­les apues­tan por los mis­mos tí­tu­los por­que es­tos es­pa­cios de pro­vec­ta tra­yec­to­ria acom­pa­ñan al es­pec­ta­dor. Le ha­cen sen­tir­se có­mo­do. Son pro­gra­mas co­no­ci­dos que vi­si­tan el sa­lón de una au­dien­cia ca­da vez más en­ve­je­ci­da (los ma­yo­res de 64 años son los que más te­le­vi­sión con­su­men, con cin­co ho­ras y me­dia dia­rias de me­dia en sep­tiem­bre). Pe­ro pro­vo­can que a las no­ve­da­des les cues­te ha­cer­se un hue­co. Se­gún un in­for­me de la con­sul­to­ra Bar­lo­ven­to Co­mu­ni­ca­ción, la tem­po­ra­da pa­sa­da so­lo el 39,1% de los es­tre­nos en ho­ra­rio de má­xi­ma au­dien­cia en los prin­ci­pa­les ca­na­les ge­ne­ra­lis­tas de co­ber­tu­ra na­cio­nal se pue­de con­si­de­rar un éxi­to. Y de esos es­tre­nos de éxi­to, uno fue GH Dúo, una nue­va ver­sión del reality ,y La Voz, que tras seis años en Me­dia­set ha­bía sal­ta­do a Atres­me­dia.

El año que vie­ne, Cuén­ta­me có­mo pa­só es­tre­na­rá su tem­po­ra­da 21: es to­da una ins­ti­tu­ción de TVE. Aun­que qui­zá co­mo ex­cep­ción. Lo ha­bi­tual aho­ra son tra­mas que se cie­rran en una o dos tem­po­ra­das.

¿Es­ta es­tra­te­gia de apos­tar a lo co­no­ci­do es sos­te­ni­ble? ¿A qué mie­do res­pon­de es­ta re­sis­ten­cia a la no­ve­dad? “Las ca­de­nas tie­nen que con­se­guir que su con­te­ni­do sea una ci­ta que la gen­te no se pue­de per­der, esa es la mi­sión más di­fí­cil que tie­nen aho­ra. Eso lo con­si­guen for­ma­tos muy gran­des o los que van en di­rec­to, en los que hay al­go que pue­de pa­sar y que no te pue­des per­der en ese mo­men­to”, ex­pli­ca Al­ge­rino Ma­rron­ce­lli, di­rec­tor de I+D de la pro­duc­to­ra Fre­mantle Es­pa­ña, que tie­ne en su car­te­ra tí­tu­los co­mo Got Ta­lent. Es com­pli­ca­do en­con­trar for­ma­tos que en­gan­chen al pú­bli­co y es­tos, a pe­sar de los años, lo ha­cen.

Pla­ta­for­mas y ver­sio­nes

¿Dón­de en­con­trar pues la in­no­va­ción? “La hay más que nun­ca”, de­fien­de Ma­rron­ce­lli, pe­ro se­ña­la a las pla­ta­for­mas co­mo lu­gar que pue­de ex­plo­rar el en­tre­te­ni­mien­to pa­ra dar rien­da suel­ta a la crea­ti­vi­dad. Tam­bién se­ña­la el éxi­to in­ter­na­cio­nal de pro­gra­mas na­ci­dos en Es­pa­ña co­mo Tu ca­ra me sue­na, con más de 40 ver­sio­nes en to­do el mun­do, o Mi ma­dre co­ci­na me­jor que la tu­ya, que no tu­vo mu­cho ti­rón en Es­pa­ña pe­ro que ha si­do adap­ta­do en ca­si una vein­te­na de paí­ses.

Al­gu­na no­ve­dad se ve en el ho­ri­zon­te. Te­le­cin­co gra­ba Idol Kids, la ver­sión in­fan­til y a la es­pa­ño­la del pro­gra­ma de bús­que­da de ta­len­tos es­ta­dou­ni­den­se Ame­ri­can Idol, que con­ta­rá con Isa­bel Pan­to­ja en el ju­ra­do. An­te­na 3 sumará a su pa­rri­lla una ver­sión del exi­to­so The Mas­ked Sin­ger, de ori­gen sur­co­reano y to­do un bom­ba­zo en Es­ta­dos Uni­dos. “Ha­cía unos años que no sa­lía un for­ma­to nue­vo ca­paz de en­gan­char a la au­dien­cia, pe­ro The Mas­ked Sin­ger ha con­fir­ma­do en los paí­ses en los que se ha es­tre­na­do que po­dría ser el que rom­pa el mie­do a que no ha­ya más gran­des for­ma­tos”, cuen­ta Ma­rron­ce­lli.

Y apun­ta otra ten­den­cia que se ob­ser­va ca­da vez con más fuer­za en to­do el mun­do: la re­su­rrec­ción de con­cur­sos que fue­ron un éxi­to ha­ce va­rias dé­ca­das. “Esos vie­jos con­cur­sos con­si­guen con­gre­gar a pú­bli­cos de dis­tin­tas eda­des por­que hay un pú­bli­co que se vuel­ve a en­gan­char por la nos­tal­gia y otro que nun­ca los ha vis­to y pa­ra los que es co­mo un for­ma­to nue­vo”, di­ce. En bre­ve vol­ve­rá ¿Quién quie­re ser mi­llo­na­rio? en An­te­na 3, ce­le­bra­do los 20 años que han pa­sa­do des­de el es­treno del for­ma­to en Es­pa­ña. No se­ría de ex­tra­ñar que des­pués lle­ga­sen pro­gra­mas co­mo El pre­cio jus­to, Un, dos, tres o el re­cor­da­do ca­da ve­rano Grand Prix.

Me­nos del 40% de los nue­vos for­ma­tos en la fran­ja ho­ra­ria tu­vo éxi­to en 2018

“Ca­da no­che de­be pa­re­cer una ci­ta obli­ga­to­ria”, afir­ma un ex­per­to

Un ins­tan­te de La Voz Kids, el for­ma­to que Te­le­cin­co es­tre­nó y que aho­ra es­tá en An­te­na 3.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.