Mi­nis­tra: su turno

El Periódico Aragón - - Opinión - Jo­sé Mo­ra­les Mar­tín Gi­ro­na

Ma­ría Dolores de Cos­pe­dal anun­cia­ba que de­ja­ba su es­ca­ño en el Con­gre­so y po­nía fin a su ca­rre­ra po­lí­ti­ca para «li­be­rar al PP de cual­quier ata­que» des­pués de los au­dios que la re­la­cio­na­ban con el ex­co­mi­sa­rio Vi­lla­re­jo. Su adiós su­pu­so un ac­to de res­pon­sa­bi­li­dad pú­bli­ca y de leal­tad con su par­ti­do.

La despedida de Cos­pe­dal de­ja en evi­den­cia el in­só­li­to e inad­mi­si­ble en­ro­que de la mi­nis­tra Dolores Del­ga­do, mar­ca­da por otras gra­ba­cio­nes con el mis­mo per­so­na­je que la in­ha­bi­li­tan para cual­quier car­go ins­ti­tu­cio­nal.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.