Es­cu­char

NO ES NIN­GU­NA BRO­MA DE PRO­DUC­TOR El ma­go elec­tró­ni­co Fe­lix Clary Weat­he­rall pre­sen­ta es­te vier­nes en Razz­ma­tazz su fa­bu­lo­so dis­co de de­but, ‘Fa­mily por­trait’: mú­si­ca pa­ra bai­lar con lá­gri­mas en los ojos, de tex­tu­ras or­gá­ni­cas y tac­to cá­li­do

El Periódico de Catalunya (Castellano) - On Barcelona - - SUMARIO -

Con­cier­to de Ross From Friends: mú­si­ca pa­ra bai­lar con lá­gri­mas.

COM­PO­NE PA­RA GEN­TE QUE «CAMINA POR LA CIU­DAD DE NO­CHE ES­CU­CHAN­DO POR LOS AU­RI­CU­LA­RES»

Al bueno de Fe­lix Clary Weat­he­rall le han de­bi­do de ha­cer 80 mi­llo­nes de ve­ces la mis­ma pre­gun­ta, pe­ro es que pa­re­ce inevi­ta­ble: ¿de dón­de vie­ne la idea de usar Ross From Friends co­mo nom­bre ar­tís­ti­co? ¿Es de los po­cos hu­ma­nos que tie­ne al Dr. Ross Eus­ta­ce Ge­ller co­mo per­so­na­je fa­vo­ri­to de Friends? «Ha­ce años –nos ex­pli­ca–, mis co­le­gas y yo com­pra­mos una ba­ra­ja de car­tas de Friends. En ca­da car­ta po­nía el nom­bre de pi­la de un per­so­na­je, co­mo, por ejem­plo, Monica. Sin em­bar­go, en el ca­so de Ross po­nía Ross From Friends. Mis ami­gos y yo lo en­con­tra­mos muy ra­ro y no pu­di­mos qui­tár­nos­lo de la ca­be­za, así que aca­bé usan­do ese nom­bre».

Es un buen nom­bre, di­fí­cil de ol­vi­dar, pe­ro tam­bién pue­de dar lu­gar a equí­vo­co. Por­que lo que ofre­ce Ross From Friends no son bue­nas ri­sas, sino emo­cio­nes ti­ran­do a dra­má­ti­cas: mú­si­ca pa­ra bai­lar con lá­gri­mas en los ojos, de tex­tu­ras or­gá­ni­cas y tac­to cá­li­do, con ba­se en el hou­se pe­ro abier­ta a múl­ti­ples in­fluen­cias (hip hop, soul, mú­si­cas del mun­do…). Si hu­bie­ra que se­ña­lar una úni­ca re­fe­ren­cia, se­ría Four Tet. Ross/fe­lix es­tá de acuer­do: «Es al­guien a quien ten­go co­mo re­fe­ren­te. Ha­ce po­co tu­ve la opor­tu­ni­dad de ver a Four Tet to­car en di­rec­to y los cor­tes de su úl­ti­mo dis­co so­na­ban in­creí­bles en ese for­ma­to».

To­do pa­re­ce in­di­car que los cor­tes de Fa­mily por­trait, el pri­mer ál­bum de Ross From Friends (pu­bli­ca­do en el se­llo de cul­to Brain­fee­der), tam­bién so­na­rán in­creí­bles en di­rec­to es­te vier­nes, día 26, en la sa­la Lo­li­ta de Razz­ma­tazz.

LA IN­FLUEN­CIA DEL PA­DRE

Pe­ro el ma­yor in­flu­jo de Fa­mily por­trait, co­mo ya su­gie­re el tí­tu­lo, es un pro­duc­tor me­nos co­no­ci­do: su pa­dre. Y no, su pa­dre no es el fa­mo­so pro­duc­tor An­drew Weat­he­rall, aun­que com­par­ta ape­lli­do con él. «Era un gran co­lec­cio­nis­ta de dis­cos y mon­ta­ba squat par­ties [fies­tas gra­tui­tas en lo­ca­les se­cre­tos]. Mi ma­má y mi pa­pá se co­no­cie­ron en un via­je por ra­ves eu­ro­peas a prin­ci­pios de los 90. De he­cho, he usa­do imá­ge­nes de ese via­je pa­ra el ví­deo mu­si­cal de Pa­le blue dot… Des­de siem­pre mi pa­dre me ha es­ta­do po­nien­do un mon­tón de dis­cos de to­dos los es­ti­los. ¡Y si­gue pro­du­cien­do su pro­pia mú­si­ca!».

Nues­tro en­tre­vis­ta­do no com­po­ne pa­ra la pis­ta. La ha­ce pa­ra gen­te que «es­tá de via­je o ca­mi­nan­do por la ciu­dad de no­che, es­cu­chan­do a tra­vés de los au­ri­cu­la­res». De to­dos mo­dos, avi­sa de que pa­ra el con­cier­to «los cor­tes han si­do trans­for­ma­dos pa­ra ha­cer­los más clubby y que fun­cio­nen en la pis­ta de bai­le». Per­fec­cio­nis­ta o vis­ce­ral, se­gún el te­ma, co­men­ta que tar­dó una eter­ni­dad en ha­cer Thank God I’m a li­zard (su can­ción es­tre­lla) y que, sin em­bar­go, se pu­lió John Ca­ge en so­lo un día.

No pue­do aban­do­nar a Ross, per­dón, Fe­lix sin pre­gun­tar­le por su epi­so­dio fa­vo­ri­to de Friends. ¿Se­ría el fa­mo­so El de los em­brio­nes o tie­ne al­gu­na otra op­ción un po­co más ori­gi­nal? «Me en­can­ta el epi­so­dio, o me­jor di­cho, los epi­so­dios en los que Monica y Chand­ler se lían y to­do el mun­do lo sa­be, sal­vo por Joey. Me pa­re­ce una sa­ga es­tre­me­ce­do­ra». Tan­to co­mo to­dos y ca­da uno de los 12 cor­tes de Fa­mily por­trait. —

FABRICE BOURGELLE

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.