Sán­chez e Igle­sias cons­ta­tan ca­ra a ca­ra sus di­fe­ren­cias

Los lí­de­res del PSOE y Po­de­mos se vie­ron el lu­nes en la Mon­cloa pa­ra abor­dar la in­ves­ti­du­ra La ci­ta se sal­dó sin avan­ces al pe­dir el mo­ra­do la coa­li­ción que el pre­si­den­te re­cha­za de plano

El Periódico de Catalunya (Castellano) - - Política - JUAN RUIZ SIE­RRA MA­DRID

Pe­dro Sán­chez y Pablo Igle­sias man­tu­vie­ron el pa­sa­do lu­nes un en­cuen­tro en la Mon­cloa. No fue bien. Si en la pri­me­ra reunión que ce­le­bra­ron tras las generales am­bos di­ri­gen­tes, a co­mien­zos de ma­yo, el lí­der de Po­de­mos di­jo que se ha­bían «puesto de acuer­do en po­ner­se de acuer­do», el re­su­men de es­ta ci­ta vie­ne a ser que se han puesto de acuer­do en se­guir en desacuer­do. Sus di­fe­ren­cias no se en­cuen­tran tan­to en la me­di­das a apli­car, ya que so­cia­lis­tas y mo­ra­dos tie­nen aquí sin­to­nía tras las ex­pe­rien­cias del úl­ti­mo año, co­mo en el for­ma­to pa­ra po­ner en

prác­ti­ca esas ini­cia­ti­vas, la ma­yo­ría de ca­rác­ter so­cial. Igle­sias in­sis­te en un Gobierno de coa­li­ción, con miem­bros de su par­ti­do en el Con­se­jo de Mi­nis­tros. Sán­chez con­ti­núa sien­do rea­cio a una fór­mu­la de es­te ti­po.

«Las po­si­cio­nes es­tán muy ale­ja­das», se­ña­la­ron ayer fuentes del PSOE so­bre el en­cuen­tro, avan­za­do por el­dia­rio.es. La ac­ti­tud de los co­la­bo­ra­do­res de Sán­chez es muy dis­tin­ta a la del lí­der mo­ra­do, que siem­pre que pue­de tras­la­da su se­gu­ri­dad en que al fi­nal ha­brá acuer­do, por­que cree que Sán­chez no le «mien­te» y «quie­re un Gobierno» con Po­de­mos. Pe­ro los so­cia­lis­tas no desean al­go así. Una coa­li­ción co­mo la que plan­tea Igle­sias, ar­gu­men­tan en el en­torno del pre­si­den­te, su­pon­dría so­me­ter al Ejecutivo a los «vai­ve­nes» de los mo­ra­dos y aca­ba­ría con el «cli­ma de con­fian­za» que se ne­ce­si­ta en la Mon­cloa.

«SO­CIO PRE­FE­REN­TE» / Así que el en­cuen­tro cun­dió po­co. Sin em­bar­go, en la di­rec­ción del PSOE aña­die­ron: «Se­gui­mos con la má­xi­ma dis­po­si­ción de en­ten­di­mien­to y con­si­de­ran­do a Po­de­mos co­mo so­cio pre­fe­ren­te». El par­ti­do mo­ra­do, que evi­tó va­lo­rar la reunión, es con 42 es­ca­ños la pie­za so­bre la que bas­cu­la la in­ves­ti­du­ra de Sán­chez. Apar­ca­da la po­si­bi­li­dad de que el PP o Cs se abs­ten­gan, pe­se a que los so­cia­lis­tas continúan ape­lan­do a Pablo Ca­sa­do y Al­bert Ri­ve­ra, to­do pasa por el apo­yo de los de Igle­sias, que se su­ma­ría al res­pal­do de los 123 dipu­tados so­cia­lis­tas. So­lo en­ton­ces cua­dra­ría la su­ma del PSOE, que in­clu­ye el voto a fa­vor de mi­no­ri­ta­rios co­mo el PNV y la abs­ten­ción de otros par­ti­dos co­mo Unión del Pue­blo Na­va­rro, Coa­li­ción Ca­na­ria o, mu­cho más pro­ba­ble, de ERC.

Pe­ro los so­cia­lis­tas, aho­ra mis­mo, no ven el pa­no­ra­ma des­pe­ja­do. Es­tán dis­pues­tos a lle­var has­ta el fi­nal su pulso con Igle­sias, ce­rran­do a la puer­ta a la coa­li­ción y acep­tan­do, co­mo mu­cho, la presencia en la Mon­cloa de in­de­pen­dien­tes cer­ca­nos a los mo­ra­dos. Creen que aca­ba­rá ha­bien­do in­ves­ti­du­ra, con el

Los so­cia­lis­tas ase­gu­ran es­tar dis­pues­tos a lle­var has­ta el fi­nal

su pulso por un Ejecutivo mo­no­co­lor

Los po­de­mis­tas evi­ta­ron va­lo­rar el en­cuen­tro, pe­ro man­tie­nen su

op­ti­mis­mo so­bre una fu­tu­ra coa­li­ción

de­ba­te en el Con­gre­so pre­vis­to pa­ra me­dia­dos de julio, de­bi­do al «mie­do» a la re­pe­ti­ción de elecciones de un Po­de­mos en cla­ro de­cli­ve an­te las urnas. Pe­ro va­rios miem­bros de la di­rec­ción del PSOE em­pie­zan a con­si­de­rar la po­si­bi­li­dad de que Igle­sias se aca­be le­van­tan­do de la me­sa de ne­go­cia­cio­nes, al ver frus­tra­da su reivin­di­ca­ción de en­trar en el Con­se­jo de Mi­nis­tros, y so­lo al fi­nal anun­cie que da gra­tis su apo­yo a Sán­chez, pa­ra evi­tar otras generales en las que la de­re­cha po­dría su­mar.

Se­ría un es­ce­na­rio com­pli­ca­do pa­ra arran­car la le­gis­la­tu­ra, con el «so­cio pre­fe­ren­te» enoja­do y dis­pues­to a votar en con­tra de los pro­yec­tos del Ejecutivo. Los so­cia­lis­tas, sin em­bar­go, creen que el día a día en el Par­la­men­to se­rá «más sen­ci­llo» que la in­ves­ti­du­ra. Re­cuer­dan que Cs, pe­se a la be­li­ge­ran­cia de Ri­ve­ra con­tra Sán­chez, apo­yó durante el úl­ti­mo año 19 de los 34 de­cre­tos del Ejecutivo, abs­te­nién­do­se en otros 11, y que Ca­sa­do se ha mos­tra­do dis­pues­to a lle­gar a pac­tos de Es­ta­do. En cual­quier ca­so, la ne­go­cia­ción con Po­de­mos aca­ba de co­men­zar, ya que Sán­chez se ha to­ma­do mes y medio des­de las generales del 28 de abril pa­ra abor­dar en se­rio es­te pro­ce­so, y to­da­vía se pue­den abrir mu­chas op­cio­nes.

Es­ta es la ter­ce­ra vez que los lí­de­res del PSOE y Po­de­mos se ven des­de los co­mi­cios. La pri­me­ra, el 7 de ma­yo, sir­vió pa­ra que am­bos coin­ci­die­ran en la ne­ce­si­dad de al­can­zar un pac­to de le­gis­la­tu­ra y pu­sie­ran las ba­ses pa­ra que la Me­sa del Con­gre­so, ór­gano fun­da­men­tal pa­ra la tra­mi­ta­ción le­gis­la­ti­va, tu­vie­ra ma­yo­ría pro­gre­sis­ta, co­sa que aca­bó su­ce­dien­do.

SIN CAM­BIOS / La se­gun­da fue la se­ma­na pa­sa­da, des­pués de que el pre­si­den­te en fun­cio­nes acep­ta­ra el en­car­go del Rey de in­ten­tar for­mar Gobierno. Sán­chez e Igle­sias con­sen­sua­ron en­ton­ces usar la ex­pre­sión Ejecutivo «de coope­ra­ción» pa­ra re­fe­rir­se a lo que pue­de ve­nir tras la in­ves­ti­du­ra, una fór­mu­la va­ga que pa­ra los mo­ra­dos sig­ni­fi­ca coa­li­ción y pa­ra los so­cia­lis­tas en nin­gún ca­so. La reciente reunión no ha ser­vi­do pa­ra acer­car sus pos­tu­ras.

Pe­dro Sán­chez y Pablo Igle­sias, an­tes de su reunión del pa­sa­do 11 de ju­nio en el Con­gre­so.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.