SIN UNA BUE­NA LO­GÍS­TI­CA NO HAY NE­GO­CIO

Emprendedores - - Gestión -

La me­jor de­ci­sión es con­fiar en un buen tran­si­ta­rio. El ase­so­ra­mien­to de es­tos pro­fe­sio­na­les pue­de aho­rrar can­ti­da­des im­por­tan­tes de di­ne­ro a im­por­ta­do­res no­ve­les pe­ro tam­bién con ex­pe­rien­cia.

Pue­de su­ce­der que tu pro­vee­dor de pro­duc­to acon­se­je la en­tre­ga de mer­can­cía no pa­le­ti­za­da pa­ra op­ti­mi­zar el es­pa­cio du­ran­te el trans­por­te (per­mi­te una car­ga más com­pac­ta que so­bre va­rios pa­lés) pe­ro en des­tino es pro­ba­ble que ten­gas que con­tro­lar ese ma­ni­pu­la­do por­que tu clien­te fi­nal te exi­ge la mer­can­cía en pa­lés de car­ga, pe­ro la con­tra­ta­ción de ese ma­ni­pu­la­do en ori­gen es más cos­to­so que la can­ti­dad que aho­rras­te en el trans­por­te. Pe­ro la si­tua­ción pue­de ser tam­bién la con­tra­ria. Ro­meu sin­te­ti­za las de­ci­sio­nes bá­si­cas: “Va a te­ner que ele­gir en­tre trans­por­te ma­rí­ti­mo o aé­reo, y en­tre un con­te­ne­dor pro­pio o en gru­pa­je (via­jan mer­can­cías de di­fe­ren­tes clien­tes)”. En teo­ría el trans­por­te es más ba­ra­to por mar que por ai­re, pe­ro “de­pen­de. No siem­pre es así”, se­gún Ro­meu. Con la ce­le­bra­ción del Nue­vo Año Chino se pro­du­ce un pa­rón de ac­ti­vi­dad, con de­mo­ras ex­tras en los pla­zos de en­vío. Pue­de que aquí con­ven­ga asu­mir el cos­te del trans­por­te aé­reo. “Es un sec­tor muy di­ná­mi­co, por lo que la la­bor del tran­si­ta­rio es tan im­por­tan­te. Un cam­bio de aran­cel o cual­quier otro que se dé en la adua­na hay que co­mu­ni­car­lo rá­pi­do al clien­te y no dar­le la sorpresa en el úl­ti­mo mo­men­to cuan­do qui­zá ya no ha­ya otra al­ter­na­ti­va que asu­mir un so­bre­cos­te”.

A la pre­gun­ta de có­mo acer­tar en la elec­ción del tran­si­ta­rio, Ro­meu re­cuer­da: “Va­mos ha­cia la es­pe­cia­li­za­ción de la or­ga­ni­za­ción lo­gís­ti­ca. Bus­ca el que me­jor en­tien­da tu pro­duc­to y me­jor lo ha­ga en tu sec­tor. Ase­gu­ra­te tam­bién que es un buen pro­vee­dor de in­for­ma­ción de va­lor en tiem­po real”. Gran­día con­si­de­ra que, a me­di­da que el im­por­ta­dor ga­na en vo­lu­men, las eco­no­mías de es­ca­la son más efi­cien­tes: “Si lle­gas a un con­te­ne­dor com­ple­to se aho­rra bas­tan­te, y si lo ha­ces a uno de 40 pies mu­cho más por­que su pre­cio no es muy su­pe­rior al de 20 pies y ca­be el do­ble. Si im­por­tas a me­nu­do por avión, ne­go­cia un pre­cio ce­rra­do pa­ra un pe­rio­do de tres me­ses pa­ra no su­frir las fluc­tua­cio­nes del com­bus­ti­ble. Ade­más los pre­cios va­rían se­gún la ofer­ta y la de­man­da, y hay épo­cas a evi­tar por­que las ta­ri­fas del trans­por­te se disparan, so­bre to­do en aé­reo des­de fi­na­les de no­viem­bre has­ta enero”.

ENERO 2019 /

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.