EL PE­NAL­TI DE DO­NI

FHM - - FARSANTES DE AÚPA -

Cuán­do: Ata­lan­ta - Pia­cen­za, mar­zo de 2011.

Có­mo: Den­tro del in­men­so es­cán­da­lo de ama­ño de par­ti­dos que sa­cu­dió el Cal­cio ha­ce al­gu­nos años, el ca­so del pe­nal­ti de Do­ni es sig­ni­fi­ca­ti­vo por po­co di­si­mu­la­do. Un apretón de ma­nos en­tre Cris­tiano Do­ni, ca­pi­tán del Ata­lan­ta, y el de­fen­sa del Pia­cen­za, Car­lo Ger­va­so­ni, se­lla­ba un acuer­do pa­ra que el equi­po vi­si­tan­te se de­ja­ra ga­nar un par­ti­do im­por­tan­te pa­ra el as­cen­so del Ata­lan­ta a la se­rie A. Dos pe­nal­tis ri­dícu­los por ma­nos de dos de­fen­so­res, la se­gun­da de he­cho del mis­mo Ger­va­so­ni; y dos lan­za­mien­tos que Do­ni man­da man­sa­men­te al cen­tro de la por­te­ría mien­tras el por­te­ro se ti­ra a su de­re­cha. Pe­ro por si no es­ta­ba del to­do cla­ro, el guar­da­me­ta le in­di­ca cla­ra­men­te con el bra­zo ha­cia dón­de se va a ven­cer.

Por qué: El pri­mer ob­je­ti­vo ale­ga­do por Do­ni, ca­pi­tán del equi­po y uno de los ju­ga­do­res más que­ri­dos por la afi­ción afi­fi­ción de Bér­ga­mo, era ayu­dar a su equi­po a re­gre­sar a la Se­rie A. Pe­ro no tar­da­rían en aflo­rar otros mo­ti­vos me­nos no­bles y más cre­ma­tís­ti­cos: una red de apues­tas ile­ga­les en la que se ha­bía ju­ga­do una gran can­ti­dad de di­ne­ro a una vic­to­ria del Ata­lan­ta por tres go­les o más. El re­sul­ta­do fue 3-0,3Do­ni se fo­rró con la apues­ta... pe­ro tu­vo que re­ti­rar­se por la san­ción de cin­co años y seis me­ses por arre­glo de par­ti­dos. El Ata­lan­ta, que el año si­guien­te es­ta­ba en efec­to en la Se­rie A, su­frió una qui­ta de sie­te pun­tos por el es­cán­da­lo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.